LAS VENTAS DE LA BERLINA DE LA MARCA CAYERON EN 2013 ALGO MÁS DEL 40% FRENTE AL EJERCICIO ANTERIOR

El nuevo Ford Mondeo se fabricará a partir de septiembre en España

Ford ha sido una de las marcas que retrocedió el año pasado en nuestro mercado, y el Mondeo uno de los que mayor cuota de mercado perdió. Un modelo ya veterano que necesita como agua de mayo una completa renovación, que llegará a finales de este año.

No ha sido 2013 un buen año para la marca en nuestro país, toda vez que en un mercado que evolucionó de forma positiva ha sido Ford una de las pocas que no logró mejorar sus cifras respecto al año anterior, perdiendo con modelos como la berlina Mondeo no sólo ventas, sino también presencia en el segmento, que cayó del 4,20% a un pobre 2,84%. Y es que además de tratarse de un modelo ya veterano, la llegada del nuevo modelo se ha retrasado más de lo inicialmente previsto, un retraso que ha lastrado las ventas de un modelo que no ha llegado a las 2.000 unidades, cifra muy alejada no sólo de los líderes del segmento —el BMW Serie 3 llegó a las 7.000 unidades—, sino también  de sus rivales más directos, como el Opel Insignia o el Peugeot 508, que triplican sus ventas, y cediendo ante modelos mucho menos asentados en el mercado, como el i40 de Hyundai.

Por todo ello, la llegada del nuevo Mondeo se hace ya necesaria y, aunque más tarde de lo que esperado —se habló en los primeros momentos que estaría disponible a finales incluso del pasado 2013—, será después del verano cuando empiece finalmente a producirse, y lo hará además en la planta valenciana de Almussafes, que ha tenido que a unas profundas obras de adecuación para desdoblar las líneas de producción y acoger así la llegada del nuevo Mondeo, hasta ahora fabricado en la planta de la marca en Bélgica.

Y para recuperar tiempos pasados en lo que a ventas se refiere, la nueva berlina de Ford llegará exhibiendo de entrada un diseño mucho más sugerente, inspirado en cierto modo en el frontal que caracteriza a los modelos de Aston Martin, marca que hasta hace siete años pertenecía a la propia Ford, y que muestra una línea más elegante y una personalidad mucho más marcada.

En el interior, se espera una notable mejora en calidad percibida, con materiales de mayor calidad y un ajuste de piezas muy cuidado para reforzar esa sensación de coche de alto nivel. El cuadro de instrumentos es también nuevo en su configuración y cuenta con un indicador de aguja convencional en la parte central y dos pantallas a sus lados. Los mandos de la consola van integrados en la propia superficie como si de una pantalla táctil se tratara en lugar de botones tradicionales, algo ya visto en modelos como el Opel Ampera.

Y como él, además de la gama de motores Diesel y gasolina de última generación, se espera también una variante híbrida, capaz de alcanzar 100 km/h en modo eléctrico gracias a sus potentes baterías de litio, y que combina el motor eléctrico con un motor de gasolina de dos litros. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba