Automoción

Plan MOVEA 2016; ayudas desde 200 hasta 20.000 euros por vehículo

El nuevo Plan Movea sustituye al PIMA Aire, que incentivaba la renovación de vehículos comerciales, y al Movele, establecido como ayuda a la compra de vehículos eléctricos; entran coches, motos, bicicletas y autobuses.

Además de eléctricos, el Movea también contempla los turismos de pila de combustible.
Además de eléctricos, el Movea también contempla los turismos de pila de combustible.

El nuevo Plan Movea ha sido aprobado por el Gobierno y tendrá un presupuesto de 16,6 millones de euros. Sustituye a los planes PIMA Aire de renovación de vehículos comerciales y al Movele, que subvencionaba la compra de vehículos. El Movea promoverá en 2016 la compra de vehículos de energías alternativas y el desarrollo de las infraestructuras de recarga, y estará al margen del PIVE 8, que continuará con el remanente no gastado de su dotación de 225 millones de euros, que el sector calcula en alrededor de 100 millones de euros.

Según ha explicado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, después de la aprobación, este plan de incentivos busca fomentar la sostenibilidad, disminuir las emisiones y diversificar las fuentes energéticas en el sector del transporte, reduciendo la dependencia del petróleo. Las ayudas se destinarán a la adquisición directa, a través de leasing o mediante renting de un vehículo nuevo o de hasta seis meses de antigüedad en el caso de los eléctricos, que utilice para su propulsión electricidad, gas licuado del petróleo, gas natural comprimido o licuado o pila de combustible de hidrógeno. Como novedad más importante, también contempla la concesión de ayudas para la implantación de puntos de recarga rápida y semirrápida para vehículos eléctricos en zonas de acceso público.

Las ayudas varían en función de la categoría del vehículo, del tipo de combustible utilizado o de la autonomía en modo de funcionamiento exclusivamente eléctrico, en un arco que va desde los 200 euros para las bicicletas hasta los 20.000 euros de los autobuses. Si se mantienen los mismos baremos que en 2015, la ayuda máxima para un coche será de 5.500 mientras que para un vehículo industrial llegará a los 8.000 euros, además de los 1.000 euros para la instalación del punto de recarga. Como novedad se incluirán 750 euros más en caso de dar de baja un coche con 7 o más años de antigüedad.

Por su parte las ayudas a la instalación de puntos de recarga serán de 2.000 euros para un punto de recarga semirrápido, y 15.000 euros para un punto de recarga rápido. Se mantienen los 1.000 euros de ayuda para el cliente que se compre un coche, e instala un punto de recarga para el mismo. Otra novedad será el límite de precios para los coches que podrán acceder a la ayuda. Este límite será de 32.000 euros antes de impuestos, unos 41.000 euros después de ellos.

En cuanto a las motos eléctricas, deberán contar con una batería como mínimo de 3 kWh, y lograr una autonomía oficial de como mínimo 70 kilómetros. Las ayudas serán de 1.500 euros para las motos con una potencia de entre 3 y 4.5 kW, y 2.000 euros para aquellas con más de 4.5 kW. Por su parte las bicicletas eléctricas deberán contar con el sistema de asistencial por pedaleo (pedelec) y con la correspondiente identificación del número de bastidor y número de serie de la batería para poder recibir una ayuda de 200 euros.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba