TEMEN EL DESEQUILIBRIO CON COREA

Las marcas europeas de coches temen que un acuerdo UE-Japón se vuelva en su contra

La clave está en que el acuerdo comercial sea equilibrado, de lo contrario la industria europea y española correrán un fuerte riesgo y castigo, en línea con la relación comercial que existe con Corea desde julio de 2011. Un dato: España exporta a Corea 29 coches, frente a las 60.630 unidades en el sentido inverso. 

El secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, decidirá con sus homólogos europeos si se inician las negociaciones de un tratado de libre comercio (TLC) con Japón.
El secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, decidirá con sus homólogos europeos si se inician las negociaciones de un tratado de libre comercio (TLC) con Japón.

Jornada clave, y en principio satisfactora, para la industria del automóvil española, y en general, para toda Europa. Los ministros de Comercio de la Unión Europea (UE) -por la parte española aucidió el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz- han decidido este jueves que conceden un mandato a la Comisión Europea para iniciar negociaciones de un tratado de libre comercio (TLC) con Japón

A todos los países les interesa abrir, en principio, un acuerdo comercial con países ajenos a la UE, pero siempre que esté equilibrado, dado que encaja con sus respectivas políticas de diversificación de mercados ante la caída de la demanda en Europa, vital para el reto español de elevar la producción a máximos (el plan tres millones, en marcha). El inicio de esta negociaciones cuenta con el respaldo del Parlamento Europeo, que el pasado 25 de octubre dio su visto bueno siempre que las autoridades japonesas eliminasen las barreras a los productos europeos. "Los últimos pasos de Japón han puesto de manifiesto su falta de compromiso para la eliminación de las barrares no arancelarias en el sector del automóvil", explican fuentes del sector. No obstante, el secretario de Estado español de Comercio, Jaime García-Legaz, ha dicho que se ha garantizado la protección de los intereses del sector automovilístico.

No quieren que se repita un tratado como el de Corea, que está siendo muy negativo

En la mente de algunos fabricantes eurpeos aún pesan las negociaciones del Tratado de Libre Comercio con Corea, en funcionamiento desde julio de 2011, que están resultando muy negativas para el sector por el desequilibrio comercial que se ha derivado: Corea aumenta sus exportaciones a Europa en un 77%, mientras que Europa apenas ha aumentado un 9% sus ventas a Corea. Un dato más: tras el acuerdo, Corea aumenta las ventas de coches a España en un 46% (hasta 60.630 unidades); y España exporta a Corea un 79% menos (sólo 29 unidades).

En este sentido, Francia, por ejemplo, ha solicitado salvaguardas para proteger a la industria comunitaria del automóvil en caso de un eventual acuerdo, y que la Comisión haga una evaluación anual sobre los progresos de Tokio para eliminar las barreras no arancelarias. El borrador de mandato de la Comisión debe antes tener en cuenta que las relaciones comerciales son claramente asimétricas a favor de Japón, pese a que los aranceles son 0% en Japón y un 10% en Europa.

Japón necesita a Europa. Pero... ¿España/Europa a Japón?

Japón es el séptimo mayor socio comercial de la UE, pero el bloque europeo es el tercero del país asiático. Japón necesita el mercado europeo para su expansión ante un mercado interno maduro y tiene mucho que ganar al reducir el 10% de los aranceles europeos (entre los países de la OCDE Japón tiene la menor penetración de marcas extranjeras en su mercado). En concreto, el ahorro de los fabricantes japoneses que importan vehículos en Europa podría alcanzar una cifra de 1,2 billones de euros al año, lo que les permitirá entrar con precios muy competitivos y presionaría más a los fabricantes europeos.

El segmento Premium, que no es el que produce España, tiene más posibilidades

En cambio, hay muchas dudas de que un Acuerdo de Libre Comercio pueda ayudar a los fabricantes europeos y a los españoles a entrar en el mercado de Japón, entre otras cosas, porque el mercado japonés es un mercado maduro que no tiene previsión de crecimiento (entre 2010 y 2020 Mitsubishi Research Institute estima una caída de 660.000 unidades y Roland Berger lo cifra en un 8%).

Sólo el segmento Premium, que no es el que se produce en España, podría tener alguna posibilidad en el mercado japonés, según los expertos. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba