Automoción

Nissan Barcelona podría pujar por fabricar un nuevo turismo pese al choque con sindicatos

Empresa y sindicatos, con mediación de la Generalitat, mantuvieron este miércoles una maratoniana reunión que se alargó durante 20 horas (desde las 10.00 de la mañana de este miércoles, hasta las 05.00 de este jueves). De nuevo sin acuerdo.

Carlos Ghosn, presidente de Renault y de Nissan, con Mariano Rajoy, presidente del Gobierno.
Carlos Ghosn, presidente de Renault y de Nissan, con Mariano Rajoy, presidente del Gobierno.

Nissan no descarta que su planta de Barcelona sea candidata en la puja para conseguir la fabricación de un nuevo turismo, pese al choque con los sindicatos en relación a una larga negociación para recortar costes laborales y ganar competitividad (en línea con los recientes acuerdos entre sindicatos y Renault, dentro de su plan industrial 2014-2016)

Empresa y sindicatos siguen enfrascados y sin acuerdo, pese a la reunión que mantivieron este miércoles, en la Generalitat, con la mediación de la Dirección General de Relaciones Laborales.Para la empresa, la planta de la Zona Franca en Barcelona "sigue sin optar" a la fabricación del nuevo turismo, que generaría 1.000 puestos de trabajo directos y una inversión de 130 millones de euros.

Y para los sindicatos, las negociaciones están terminadas: "CCOO y UGT aseguran que la competitividad de la planta barcelonesa para producir nuevos modelos, como el que ha previsto Nissa en esta negociación, estás más que garantizada con la propuesta presentada por los sindicatos", dicen en un comunicado conjunto de este jueves. 

Nissan exige una doble escala salarial para los nuevos contratados a cambio de conceder la fabricación del vehículo a la planta de Barcelona.  La compañía sostiene que esta madrugada las dos partes estuvieron "muy cerca" de alcanzar un acuerdo sobre la reducción de costes que exige la compañía, pero que "algunos sindicatos" dieron a última hora un "giro" a su postura en algunos aspectos que Nissan creía ya pactados y que ello dio al traste con el pacto.

La contratación de temporales y la jornada anual de trabajo son dos ejemplos de medidas de flexibilidad pactadas que ahora están de nuevo abiertas, siempre según la versión de Nissan.

En cambio, los sindicatos aseguran que el acuerdo ha sido imposible porque Nissan ha introducido a última hora nuevas exigencias en la negociación del plan de competitividad. "Tanto CCOO como UGT han sido capaces de avanzar en una propuesta consensuada, comensando la reducción salarial con formación dentro del horario de trabajo para las nuevas contrataciones... Pero la sorpresa llegó cuando, la dirección puso una bateria de medidas para incrementar la actividad en dos días de jornada y aumentar el tiempo efectivo de trabajo..."

USOC, el primer sindicato en Nissan, da de momento por rotas las negociaciones con Nissan y ha convocado para el próximo sábado, día 19, una asamblea de afiliados para explicar a los trabajadores la situación de la negociación y consultar su opinión.

El principal escollo en esta negociación es la doble escala salarial que plantea Nissan y que supondría que los nuevos contratados cobrarían de media un 20% menos que los empleados actuales.

De conseguir un acuerdo sobre el plan de competitividad, la planta de Barcelona sería una firme candidata a producir un turismo compacto que conllevaría una inversión de 130 millones de euros y la creación de 4.000 empleos en el sector, 1.000 de ellos en Nissan y otros 3.000 en la industria auxiliar.

La fabricación de este turismo, a partir de 2014, permitiría además a la planta catalana alcanzar una producción de 200.000 unidades anuales.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba