Automoción

Citroën Cactus M Concept; descubrimos en Madrid el Mehari del siglo XXI

Fue un modelo icónico de los años '60 y '70, y Citroën podría volver a darle vida si se decide a llevar a la producción el C4 Cactus M, un modelo que hemos podido ver en directo en Madrid y que destaca por su atrevido diseño y su gran ligereza.

El Cactus M es fiel reflejo de la personalidad del Mehari, pero adaptado al siglo XXI.
El Cactus M es fiel reflejo de la personalidad del Mehari, pero adaptado al siglo XXI.

Está inspirado en el Mehari y desarrollado sobre el C4 Cactus, uno de los modelos más exitosos para la marca francesa en los últimos años y que además se fabrica en suelo español. El Cactus M, todavía en formato concept car, podría acabar por llegar a la producción en serie resucitando así todo un icono de la marca en los años ’60 y ’70 y que aun hoy en día sigue gozando de enorme popularidad como clásico, con clubes y reuniones de propietarios que siguen disfrutando de un coche ante todo diferente. Sus dimensiones le mantienen como un modelo muy compacto, 4,16 metros de longitud y una altura de 1,48 metros, unas dimensiones que al natural le hacen aún más amigable, y que desprende sin duda originalidad por los cuatro costados.

Y si  el Mehari original destaca por su liviana carrocería de plástico, el Cactus M utiliza este mismo material en las puertas, y sin duda el bajo peso será uno de sus aliados a la hora de moverse fuera del asfalto. Porque entre las facetas que distinguían al Mehari era su capacidad para moverse en campo, algo que en el Cactus M también darse toda vez que, además de ligero, cuenta con carrocería sobre elevada y ruedas Tall & Narrow de 19 pulgadas de diámetro que permite agrandar el diámetro de la rueda disminuyendo al mismo tiempo su anchura y con ello aumentar la altura de la carrocería. Incluye, además, el sistema Grip Control que permite mejorar la adherencia sobre pistas y caminos de tierra.

Su diseño frente al C4 Cactus está marcado por el parabrisas retrasado, la carrocería elevada con grandes puertas en material y, sobre todo, el habitáculo completamente abierto, que permite acceder a los asientos de la segunda fila franqueando el borde de la carrocería y apoyándose en una inserción situada en el flanco trasero. Orientado hacia el ocio, el Cactus M pone el ocio en el centro de la experiencia automovilística que supondrá ponerse a sus mandos, con un diseño interior que ilustra perfectamente esta concepción por la utilización de materiales técnicos procedentes de las actividades al aire libre. El habitáculo se puede lavar con una manguera, gracias a los evacuadores integrados en las zonas de los pies, los asientos están recubiertos de tejido de neopreno inspirados en el mundo del surf y ofrece además grandes dosis de modularidad, algo que ofrece sobre todo el arco del techo, que permite a los pasajeros almacenar material deportivo como una tabla de windsurf. El habitáculo se puede transformar en litera, y su capota del techo se puede utilizar como una tienda de campaña.  Esta capota, sostenida por un innovador sistema de inflado, ofrece también protección en caso de lluvia.

Y para redondear el conjunto, bajo el capó monta uno de los más novedosos y eficientes motores de gasolina de la marca, el PureTech de 110 CV, un pequeño propulsor de tres cilindros, 1,2 litros y sobrealimentado que consigue, gracias a la ligereza del conjunto, un consumo medio de apenas 4,8 l/100 km.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba