Motor

A prueba el Mazda CX-5 Skyactiv-G: la gasolina también existe entre los SUV

Aunque el segmento SUV sigue dominado en sus ventas por las versiones diésel, poco a poco la tendencia va cambiando y ya son muchos los que optan por variantes de gasolina. Mazda, apuesta abiertamente por ello, con sus motores Skyactiv-G. Suavidad y silencio caracterizan su funcionamiento.

El CX-5 se distingue en marcha por la suavidad y el elevado confort que proporciona.
El CX-5 se distingue en marcha por la suavidad y el elevado confort que proporciona.

Aunque por precio se mueve más en la línea de los modelos más pequeños de las marcas Premium como el X1 o el GLA, por dimensiones, aspecto, calidad o equipamiento, el nuevo CX-5 apunta más directamente a los X3 o Tiguan. Porque esta nueva generación del SUV de Mazda da un pequeño salto en todos los aspectos, y de hecho muchos de sus componentes mecánicos han sufrido modificaciones, como el chasis, la suspensión e incluso los motores.

El interior destaca por su alta calidad.
El interior destaca por su alta calidad.

También las dimensiones exteriores cambian ligeramente, y sus 4,55 metros de longitud le hacen 5 milímetros más corto que antes y ligeramente más alto, 1,68 metros. Pero también es algo más pesado, entre 40 y 45 kilos, en parte por su mayor equipamiento.

Por dentro, el habitáculo sigue disfrutando de una de las mejores cotas de habitabilidad del segmento, sobre todo en las plazas traseras. El maletero sí crece algo más, hasta los 506 litros de capacidad, e incorpora ahora portón con accionamiento eléctrico.

Mucho espacio en las plazas traseras.
Mucho espacio en las plazas traseras.

En cuanto a motores, mantiene la gama del anterior CX-5 pero ya en su última evolución. En gasolina la opción más básica es el 2.0 Skyactiv-G de 165 CV, un motor que destaca sobre todo por su agradable funcionamiento y por unos consumos más que moderados. En marcha se aprecia el trabajo realizado en materia de insonorización, con un parabrisas más grueso, nuevas juntas en las puertas que sellan mejor y más material aislante. Transmite ahora mayor calidad de rodadura sobre la carretera y su confort de marcha es una de sus mejores virtudes. En combinación con este silencioso motor de gasolina, el confort de marcha es uno de los aspectos que marca la conducción del CX-5.

Para mejorar la eficacia y la seguridad en carretera, el CX-5 incorpora la función «G-Vectoring Control», un sistema que permite mejorar la precisión de guiado y suavizar los cambios de aceleración longitudinal y transversal que se originan en curva. Aunque son 165 CV la potencia disponible, no llegan a poner en apuros el CX-5 en conducción rápida entre curvas. La potencia fluye de forma muy progresiva, y quienes busquen un SUV especialmente dinámico en su conducción, esta versión quizás no es la más recomendable.

El CX-5 mantiene el buen tacto de conducción del modelo anterior y una buena agilidad en curva, pero en apoyos fuertes balancea más que modelos más dinámicos como el X3 o el Tiguan. El confort de marcha es en cualquier caso bueno, tanto en ciudad, ya que la suspensión no transmite rebotes molestos al interior, como en autopista, porque absorbe correctamente los baches de la carretera.

Suave sobre todo

Eso sí, tanto en el día a día en ciudad como en carretera si no buscas las más rápidas aceleraciones, el motor Skyactiv-G cumple con muy buena nota, con mínima rumorosidad en todo momento y una gran facilidad a la hora de mantener cruceros elevados en autovías y amplias carreteras.

No es un motor de fulgurantes aceleraciones, pero una vez alcanza el ritmo de marcha lo mantiene luego con notable facilidad. Cuanto más nos movamos cerca de los 140 km/h de marcador, más a gusto se siente y mejor mantiene la velocidad de crucero. Y además, lo hace con unos consumos a ese nivel de marcha muy ajustados para un SUV de gasolina, ligeramente por encima de los siete litros cada cien kilómetros.

Datos técnicos

VERSIÓN: CX-5 2.0 Skyactiv-G 165 CV Zenith

PRECIO: 28.600 euros

DATOS TÉCNICOS · Motor: 4 cil. en línea Cilindrada: 1.998 cm3 Potencia máx.: 165 CV a 6.000 rpm Par máximo: 210 Nm a 4.000 rpm Tracción: Delantera Caja de cambios: Manual de 6 vel. Dimensiones: 4,55 / 1,84 / 1,67 m Peso: 1.435 kg Depósito de combustible: 56 litros Capacidad del maletero: 477 l.

PRESTACIONES · Vel. máxima: 201 km/h Acel. 0 a 100 km/h.: 10,4 seg Consumo en recorrido de pruebas: 7,4 l/100 km Autonomía en carretera: 756 km.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba