Informe elaborado por el Defensor del Pueblo

La trata de personas o la otra forma de referirse a la esclavitud del siglo XXI

La ONU considera a España, Italia y Holanda como el triángulo de la trata, con mujeres traídas en su mayor parte de Europa del este, África y Latinoamérica. Se trata de víctimas invisbles que en  muchos casos no quieren reconocer los hechos. Por eso se dice que este tipo de explotación actúa de una forma silente.

Una trabajadora sexual de Ciudad del Cabo.
Una trabajadora sexual de Ciudad del Cabo. gtres

"Hablar de una nueva forma de esclavitud, en estos tiempos, puede resultar extraño. Sin embargo, la trata no es otra cosa; bien claro lo dice el diccionario de la Real Academia: "Trata. Tráfico que consiste en vender seres humanos como esclavos". Así arranca su presentación del informe sobre la trata la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril. Un informe realizado por esta institución y que ha llevado cuatro años de trabajo.

"Las víctimas de esta esclavitud son difíciles de reconocer pero se encuentran muy cerca de nosotros; son víctimas invisibles", insiste Becerril. Y en la misma línea se sitúa el presidente de la Fundación Abogacía Española y del Consejo General de la Abogacía Española, Carlos Carnicer, al señalar que "la violación de derechos fundamentales en estos casos actúa de una forma silente". "La esclavitud no ha desaparecido, y tiene contornos sinuosos", insistía esta semana durante la presentación del documento.

"Las víctimas de esta esclavitud son difíciles de reconocer; son víctimas invisibles"

La decisión de abordar la trata de seres humanos en España a través de un informe monográfico se tomó por la quejas recibidas, sobre todo por parte de organizaciones no gubernamentales que trabajan con víctimas , y por el conocimiento directo de la situación. Comienza a elaborarse en 2008, como consecuencia de una investigación policial y a partir de ahí se empieza a investigar a personas "cuyos nombres nos llegan de asociaciones sin ánimo de lucro", expone Soledad Becerril.

El informe se centra en España, pero también tiene una dimensión transnacional, teniendo en cuenta las características del problema. Se ha acompañado a entidades que trabajan en la calle con víctimas y se han visitado recursos para víctimas de trata o se han mantenido entrevistas con sus responsables. Además, en el informe se han realizado 59 entrevistas a víctimas de trata y presuntas víctimas.

Para Amparo Díaz, coordinadora del Turno contra la Trata con Fines de Explotación Sexual y otras formas de Explotación Sexual del colegio de abogados de Sevilla, "existe un disimulo por parte de la víctima. Ese es el primer problema al que nos enfrentamos". "Si dicen que están en situación de explotación sexual pueden sufrir consecuencias ellas, sus hijos o sus familiares", agrega. Por lo tanto, llevar a cabo una primera identificación jurídica es muy complicado. Según Díaz, "nuestro sistema de protección (a las víctimas) es un fracaso". Y se queja también de que "nuestra línea jurisprudencial es muy protectora con el patrimonio (incautado) y muy poco con las víctimas", por eso cree que "tenemos que aprender de Europa en este sentido".

Joaquín Sánchez-Covisa, Fiscal de sala coordinador de Extranjería, es de la opinión de que "en España estamos anclados en una legislación retrógrada. No se puede plantear la lucha contra la trata sin la modificación de los artículos 311 y 188 del Código penal" y concluye que "hay que regular la prostitución para prohibirla", algo en lo que muchas otras personas no están de acuerdo.

Explotación laboral

Pero no sólo hablamos de explotación sexual. Este delito tiene como fin la explotación de la persona: sexual, laboral, mendicidad, tráfico de órganos, esclavitud. Las otras formas de explotación permanecen ocultas en una gran mayoría de los casos. Por ejemplo, en los casos de trata con fines de explotación laboral es necesaria la implicación activa de todas las autoridades con competencias en el campo laboral, que han de implicarse cada día más en la lucha contra esta lacra. Según datos de la Inspección de Trabajo, entre 2009 y 2011 solo se detectaron 21 casos en España de trata de personas con fines de explotación laboral.

"Hay que regular la prostitución para prohibirla"

El mayor número de víctimas de trata detectadas en Europa procede de Rumanía, Bulgaria, China y Nigeria. Según datos de Naciones Unidas, las dos terceras partes de las víctimas de trata detectadas en el mundo son mujeres. Además, el 79% de las personas víctimas de trata lo son con fines de explotación sexual. Esta tendencia también se aprecia en Europa, donde el 70% de las víctimas detectadas son mujeres.

Una de las conclusiones del informe es que "es necesario mejorar los procedimientos para la detección de las víctimas. También es preciso redoblar los esfuerzos para lograr una mayor implicación de la inspección de trabajo y seguridad social. Una de las recomendaciones del informe se refiere a la necesidad de poner en marcha el Plan Integral de lucha contra la trata de seres humanos para su explotación laboral, aún en fase de preparación.

Explotación sexual

Carmen Quintanilla, diputada del PP y presidenta de la Comisión de Igualdad en el Congreso de los diputados apunta que "el problema de la trata es que se mueve en la clandestinidad, que dan miles de millones de dólares, y que está controlado por las mafias". "La ONU considera a España, Italia y Holanda el triángulo de este problema, con mujeres que son captadas de Europa del Este, África y Latinoamérica".

Quintanilla opina que "España debe implementar un plan contra la trata de seres humanos en el que tiene que haber un firme compromiso por parte de todos los ministerios, porque este tema tiene que afrontarse desde la transversalidad".

"La ONU considera a España, Italia y Holanda el triángulo de este problema"

Según los datos facilitados por la Secretaría de Estado de Seguridad, durante los años 2009 y 2010, el perfil de las personas en situación de riesgo de ser víctimas de trata con fines de explotación sexual en España es el de un mujer de nacionalidad rumana entre 18 y 32 años de edad y una mujer de nacionalidad brasileña de entre 33 y 42 años. Los datos de 2011 se refieren a las nacionalidades rumana, brasileña y paraguaya. El 47% de las víctimas procede de América, el 45% de Europa y el 7% de África.

Los grupos organizados dedicados a esta actividad criminal están formados por españoles y extranjeros, principalmente de mediana edad. Los españoles suelen formar parte del grupo criminal como meros explotadores de las víctimas o como propietarios encargados de los locales en os que se realiza la explotación, gerentes y profesionales expertos. Es relativamente frecuente la coincidencia de nacionalidad entre víctimas y explotadores.

Las cifras analizadas muestran el creciente compromiso de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado en la lucha contra estas situaciones. Así, mientras que en el año 2009 fueron detectadas 6.157 personas en situación de riesgo, en 2010 y 2011 se identificaron 15.075 y 14.370 personas respectivamente. Según las estimaciones de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito en Europa, sólo se detecta 1 de cada 20 potenciales víctimas de trata con fines de explotación sexual.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba