Sociedad

El despelote de Campanario, la vuelta de Risto, el vídeo más cutre y el 23-F de Évole

La esposa de Jesulín de Ubrique acude a 'El Hormiguero' para promocionar su cameo en 'Torrente 5'. El polémico publicista estrena su nuevo programa en Mediaset. 'Salvados' y 'Cuarto Milenio' compiten este domingo con sendos programas sobre el golpe de Estado de Tejero y compañía. A Mariló se la lían dos veces en directo. Y mucho más... 

-Soy técnico en anatomía patológica, no enfermera.

Se me erizó la piel y mis ojos se convirtieron en platos de chuletón. Al escuchar esa revelación casi me da un soponcio. Esas palabras salieron de los labios de María José Campanario, esa mujer. El bueno de Pablo Motos se llevó a El Hormiguero a la esposa de Jesulín de Ubrique para que hablase sobre su participación en Torrente 5. Teniendo en cuenta que el presentador también hace su cameo en la película de Santiago Segura (qué inteligente es este tipo), no entraré a discutir la relevancia o el interés de escuchar a esta individua. La propaganda todo lo puede. Pero, qué carajo, la verdad es que la entrevista fue muy divertida. Ya imagino qué opinará al respecto Belén Esteban, así que me alegro de no coincidir con ella, lógicamente.

El caso es que La Campa habló sinceramente sobre unos cuantos asuntos. Desde su participación en el filme hasta una ventosidad que en cierta ocasión dejó escapar en un baño junto a otras individuas. Torrentesco, ¿no creen? Quizás lo mejor de toda la entrevista es que reconoció que su marido canta fatal, como todos ustedes recordarán. Llamó la atención su sonrisa forzadísima y eran de esperar sus mensajes envenenados a los tipos de Sálvame. Sonrió exageradamente y contó unas cuantas intimidades. Un despelote, vamos. Como anécdota no estuvo mal, pero esperemos que no se acostumbren a lucirla. 

Para empezar, Mejide entrevista a Zapatero y a Jorge Lorenzo; no sé si quien lo vea aguantará los nervios o golpeará al televisor

También desconozco si nos llegaremos a acostumbrar al nuevo programa que nos trae Cuatro este domingo en su late night. Debuta el inefable publicista Risto Mejide con su Viajando con Chester. Para empezar, entrevista agresiva con el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, al que, entre otras cosas, le pregunta si sabe hablar inglés y si sabe algo de la vida privada del Rey. Suena interesante, como programa de humor, claro. Y justo después otra entrevista con Jorge Lorenzo. Ojo con esta segunda, que parece demasiado explosiva. No sé si quien decida ver esto aguantará los nervios o decidirá, por motivos obvios, golpear el televisor furiosamente ante la imposibilidad de atravesar la pantalla para sacudir la badana a los protagonistas, ejemplos de arrogancia solo igualada por José Mourinho

Hablando de arrogancias, nuestra querida Mariló Montero tiene la negra. Cuando no la lía, se la lían, a la pobre. Si tienen tiempo y ganas, miren este debate sobre prostitución que acabó en trifulca, abandono de plató y discusión leonina (a partir del minuto 11). O miren, si prefieren, este tenso debate entre la presentadora y un rector lenguaraz. Desde aquí ya hemos enviado apoyo a la presentadora en otras ocasiones. Es genuina. Y me asfixia pensar que nos hemos quedado sin su valoración del vídeo más cutre que he visto en muchos años. Me refiero, como ya imaginarán, a esa pifia propagandística que nos hicieron llegar los terroristas de ETA y sus colaboradores en la "verificación" (guau, qué palabra). Eso "verificadores" que interpretan fatal sus papeles (veo mejor al imitador de Gandhi que al de King África, ¿no?), esos dos encapuchados absurdos, ese silencio inquietante, esas cuatro armas antiquísimas, ese insulto a la inteligencia de colocar el Guernica... Huelgan las valoraciones, ¿no? Los caminos de la ignominia son inescrutables.  

El documental 'Operación Palace' que se emite en 'Salvados' este domingo promete mucho tras una intensa campaña de promoción

Y, para concluir, vamos con una efeméride. Mañana es 23 de febrero. O sea, el día en que todos los periódicos publican grandes documentos que han permanecido ocultos durante años y que arrojan la luz definitiva sobre el golpe de Estado de Tejero, Miláns del Bosch, Armada y compañía. Bueno, también se hacen públicos muchos refritos camuflados bajo la apariencia de reportajes inéditos. En la tele ocurre más o menos lo mismo. Bueno, hasta este domingo. Resulta que en este 23-F las televisiones ofrecen dos especiales que prometen. El más esperado, sin duda, es el documental Operación Palace que nos trae Jordi Évole en su Salvados (La Sexta). La campaña de promoción ha sido inmejorable y solo espero que las expectativas no queden laminadas por la realidad. El presentador ha dicho que "si digo de qué trata, igual no me dejan emitirlo". Y un grupo de quince personas que han visionado los primeros veinte minutos hablan de algo extraordinario. ¿Será que los servicios secretos montaron o precipitaron el golpe para reforzar la democracia sabedores de que fracasaría? Misterioso. Apetecible. A última hora Mediaset ha anunciado que hace la competencia con un especial en Cuarto Milenio sobre la asonada. Se llama 23-F, la noche de las conspiraciones y habrá que ver qué historias nos cuenta Iker Jiménez. Me temo lo peor. ¿Y ustedes?   


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba