Sociedad

Luisito el millonario: el "amigo" del rey Felipe VI que estafó 39 millones a unos jubilados

Se llama Luis Toubes, tiene sólo 20 años y procede de una acomodada familia de Mallorca. Pero para acomodado, su modo de vida. El joven, que dice ser amigo del rey Felipe VI, vive a todo tren entre Barcelona y Londres y acumula un patrimonio de 39 millones de euros. Ahora un juzgado de Mallorca investiga si esa fortuna se la estafó a un matrimonio de ancianos.

Momento de la entrevista con el joven Luis Toubes
Momento de la entrevista con el joven Luis Toubes Captura del programa Espejo Público

La actualidad social nos deja un nuevo episodio con personaje esperpéntico como protagonista. Su nombre es Luis Toubes y procede de una familia acomodada de Palma de Mallorca. El joven, que sólo tiene 20 años, posee un patrimonio de 39 millones de euros y está acusado de haber estafado parte de esa fortuna a un matrimonio de ancianos de Llucmajor, en Mallorca. Toubes fue detenido hace unos meses, después de que el matrimonio interpusiera una denuncia contra él, y de momento está siendo investigado por un juzgado de Palma.

Mientras tanto, él ya ha salido a los medios proclamando su inocencia, en concreto, en una entrevista para el programa Espejo Público, en la que se defiende alegando que el matrimonio de ancianos le conoce desde que era niño, al igual que a su familia, por lo que el trato con ellos era prácticamente familiar. Defiende que el ingente patrimonio de casi 40 millones es "100%" suyo, siendo "pleno propietario en el registro, escritura y catastro".

De punta en blanco, ataviado con una camisa impoluta, un llamativo pantalón rojo, mocasines y sin desprenderse en ningún momento de sus gafas de sol, "Luisito", como ya le ha apodado el programa, se despacha a gusto a cerca de la donación, ante el atónito reportero: "Me cedieron lo que quisieron, sabían perfectamente lo que hacían porque han recibido todo su patrimonio a través de donaciones y saben perfectamente lo que es una donación".

"No son unos pobres ancianitos en la indigencia. Se encapricharon conmigo y les tenía que aguantar", se despacha el joven

La elegancia, que en un principio sugiere su indumentaria, contrasta con sus declaraciones: "He tenido que aguantar que eran unos pobres ancianitos en la indigencia. Ni son pobres, ni son ancianitos, ni están en la indigencia. Se encapricharon conmigo y yo les tenía que aguantar. Era gente que estaban tirados como colillas, no tenían hijos, no tenían nada. A lo mejor me donaron sus bienes para que les cuidara, no lo sé", responde al reportero.

Al ser preguntado sobre la denuncia que pesa sobre él por estafar al matrimonio, el joven defiende su inocencia: "La envidia es muy mala, cuatro vecinos paletos cuando se enteraron y fueron allí a meter cizaña". Además presumió de amistades influyentes, al asegurar: "Mi familia (conocida por su buena posición económica en la isla), tiene mucha amistad con el rey Felipe VI".

Indignado ante su comparación con Francisco Nicolás

En un momento de la entrevista, surge una comparación de su caso con el de Francisco Nicolás, ante lo que "Luisito" se indigna:"No tengo nada que ver con el pequeño Nicolás, él es un universitario que no ha salido de Madrid en su vida, de clase normal tirando a baja con aires de grandeza, yo me considero un chico con clase". Cuando muestra cómo es un día cualquiera en su vida, mientras pasea por tiendas de ropa de lujo, comenta: "Vivo entre Barcelona y Londres, igual que antes, porque siempre he vivido genial.

Sobre su ocupación, comenta: "Yo no trabajo, me levanto a las 11 o 12 hago un par de llamadas, estoy pendiente de mis "cosas" bancarias, mis fincas y hago gestiones". También le da tiempo a hablar de política, a la que califica de "montaje" y sobre personajes de la crónica social, como Carmen Lomana: "Es una paleta de provincia y una payasa, una señora que presume de tener dinero y esta moviendo el culo todo el rato en la tele, eso no es tener clase".

Antecedentes de otras estafas

Pero el "robo" a los ancianos no es el único frente abierto del joven, ya que hace unos meses se le arrestó por otra estafa. Una joyería de Madrid le cedió una serie de piezas valoradas en 500.000 euros, que Luis Toubes vendió, sin pagarlas, a un precio muy inferior, según publica el diario La Vanguardia. De momento no se ha podido demostrar ninguna de las acusaciones, habrá que ver si el muchacho va cerrando todos los frentes que tiene abiertos, o nos queda rocambolesca historia para rato.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba