protestas contra la nueva ley educativa

Wert suspende una conferencia en Sevilla ante el clamor de los universitarios congregados

El ministro de Educación considera que este altercado es "un ejercicio de fascismo" que demuestra la "necesidad de una importante reforma educativa" que inculque valores como la tolerancia y el respeto. Los jóvenes dicen que le han respondido "con el mismo trato que él les dispensa".

Fotografía facilitada por el Ayuntamiento de Sevilla de su alcalde, Juan Ignacio Zoido (i), junto al ministro José Ignacio Wert.
Fotografía facilitada por el Ayuntamiento de Sevilla de su alcalde, Juan Ignacio Zoido (i), junto al ministro José Ignacio Wert. EFE

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, se vio obligado este lunes a suspender una conferencia titulada 'El reto de la educación' en el hotel Meliá Lebreros de Sevilla, ante la protesta 'in situ' de casi dos centenares de personas pertenecientes, en su mayoría, al ámbito estudiantil universitario.

Cuando Wert hizo acto de presencia, los manifestantes comenzaron a corear a voz en grito consignas tales como 'Wert, escucha, Sevilla está en la lucha', 'Esto nos pasa por un Gobierno facha' o 'Wert, dimisión'; lo que ha motivado que finalmente el ministro haya abandonado el lugar veinte minutos después de llegar, a pesar de las reiteradas llamadas al orden de la organización del evento y del apoyo mostrado por un sector de la concurrencia.

La concentración de casi un centenar de personas a las puertas del complejo hotelero y el posterior ingreso al salón de actos de numeroso público joven y claramente vinculado con el ámbito de la universidad podía hacer presagiar lo que pasaría poco después.

Si amplia era la representación institucional -al acto han asistido, entre otros, la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo; el presidente del PP-A y alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, y la práctica totalidad de concejales del Consistorio hispalense; diputados populares; los rectores de la Hispalense, Antonio Ramírez de Arellano, y de la UPO, Vicente Guzmán; o el presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Santiago Herrero-, mayor aún era la del colectivo del alumnado, hasta tal punto que el aforo del salón quedó sobrepasado y mucha gente se vio obligada a permanecer de pie en los laterales.

El ministro entró entre aplausos y abucheos y silbidos que durante casi veinte minutos se convirtieron en el sonido imperante en la sala. Wert llegó a pronunciar una sola palabra en público, pues la algarabía formada por los estudiantes -convocados por las redes sociales- imposibilitó por completo cualquier tipo de intervención.

Cruce de acusaciones

El ministro Wert subrayó a su salida del acto que “a su juicio, llama la atención sobre la necesidad de una importante reforma educativa”.

En declaraciones a los periodistas recogidas por Europa Press, Wert defendió la educación como "una formación integral que incluye los valores de la tolerancia y el respeto, el principio del argumento por encima del grito y la descalificación o la capacidad de escuchar los argumentos del oponente por lejos que se encuentre uno de ellos".

"La orientación general de nuestra Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) va justamente en esa dirección", reivindicó.  El ministro, que dijo que era la primera vez que le pasaba un incidente de estas características, calificó de "ejercicio de intolerancia y fascismo” el protagonizado por quienes impidieron el acto.

Por su parte, los jóvenes que protestaron en Sevilla han defendido su postura asegurando que, pese a ser "la diana de la primera huelga educativa de la democracia", Wert "se ríe" de la ciudadanía con declaraciones como que "es un toro bravo". "Lo hemos tratado como él trata a los que supuestamente representa, los estudiantes”, reiteraron.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba