Sociedad

Los grandes lobbies del sector se dan cita en el nombramiento del nuevo ministro de Sanidad

Dirigentes de la industria farmacéutica, de los medicamentos genéricos, la exministra Garmendia con influencia en industria biotecnológica... aunque el único lobby al que Alfonso Alonso se refirió fue el de la discapacidad.

Alfonso Alonso, junto a la exministra de Sanidad Ana Mato y su valedora política, Soraya Sáenz de Santamaría
Alfonso Alonso, junto a la exministra de Sanidad Ana Mato y su valedora política, Soraya Sáenz de Santamaría efe

Los grandes lobbies relacionados con el sector sanitario no quisieron faltar a la cita del nombramiento del nuevo ministro de Sanidad, Política Social e Igualdad, Alfonso Alonso. En un abarrotado salón Ernest Lluch del Ministerio, muchos agentes relacionados con el sistema sanitario se dejaron ver en el acto de toma de posesión al que acudió la ministra saliente, Ana Mato, y también la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría. La presencia de populares se completó con otras figuras conocidas como Jorge Moragas, Pío García-Escudero o Iñaki Oyarzábal, por citar solamente a algunos.

Pero tampoco faltaron las asociaciones farmacéuticas, aquellas que deben mantener siempre la mejor relación posible con el poder político en un sector hiperregulado. Así, estuvieron presentes Humberto Arnés, director general de Farmaindustria, y José Ramón Luis-Yagüe, director del departamento de Relaciones con las Comunidades Autónomas de la patronal de los laboratorios. Ambos especialistas han manifestado en diversas ocasiones la necesidad de su organización de mantener siempre excelentes relaciones con el Gobierno y las autonomías. A su derecha se sentó Cristina Garmendia, exministra de Ciencia e Innovación con Rodríguez Zapatero y con intereses en la industria biotecnológica, pues además de dirigir diversas empresas del sector ha sido presidenta de la patronal de biotecnología Asebio, que engloba a compañías tan potentes como Zeltia, Almirall o Esteve, entre muchas otras.

La presencia de lobbies de todo pelaje fue notoria en el nombramiento. Tampoco faltó a la cita Ángel Luis Rodríguez de la Cuerda, director general de la patronal de los genéricos Aeseg, cuyos intereses son contrapuestos a los de los laboratorios innovadores, agrupados en Farmaindustria. Al acabar el acto, Rodríguez de la Cuerda braceó contracorriente para saludar afectuosamente a Ana Mato. Tiene mucho que agradecerle, el ministerio que ha dirigido la madrileña tomó medidas de ahorro de costes que han primado el uso de medicamentos genéricos por encima del de los medicamentos de marca, muchas veces incluso aunque tengan el mismo precio se obliga a recetarlos.

Sin embargo, fue curioso como la palabra 'lobby' sólo salió una vez de la boca del nuevo ministro, y no para referirse precisamente a la industria sino a las asociaciones en defensa de los discapacitados, que Alonso aseguró hacen una gran labor en defensa de sus intereses en el Congreso de los Diputados, a apenas unos metros de la sede del Ministerio de Sanidad.

Sólo 2 médicos han sido ministros

Por otra parte, los sindicatos médicos lamentan que Rajoy haya rechazado nombrar a un colega como nuevo ministro de Sanidad español, pero el gallego no ha hecho sino seguir una tradición muy curiosa de la democracia española: el máximo responsable de la sanidad casi siempre ha estudiado Derecho o Económicas y sólo dos (Ana Pastor y el socialista Bernat Soria) obtuvieron la licenciatura en Medicina antes de ejercer como titulares de la cartera de Sanidad.El político vasco continúa esta tradición de 36 años, con un perfil muy político al ser un hombre fuerte del Partido Popular más 'sorayista'.

El ministro se mostró humilde en su discurso inaugural, en el que se mostró dispuesto a "aprender y a escuchar". Por el momento, su nombramiento ha retrasado 'sine die' el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud previsto para este miércoles. Éste es el órgano más importante para asegurar la coordinación entre el Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas, que tienen las competencias de salud transferidas y son las que cuentan con la mayoría del presupuesto. En este Consejo Interterritorial que se ha aplazado se iba a aprobar el incluir la vacuna del neumococo en el calendario de vacunación infantil, así como modificar el calendario de la vacuna del papiloma humano, que se pondrá a las niñas a los 12 años en lugar de a los 14, como ocurre ahora.

En un mundo de batas blancas

A Alonso le esperan días de mucho aprendizaje para que a su conocida capacidad comunicativa se una un mínimo de conocimientos que le permitan defenderse en un mundillo con una terminología muy especializada. Cuando presida las reuniones con las autonomías, el nuevo ministro se encontrará con que la mayoría de consejeros con los que tendrá que lidiar sí son médicos: 10 de los actuales consejeros autonómicos son licenciados en Medicina con las más diversas especializaciones, otro más es licenciado en Farmacia (el conseller de Baleares, Martí Sansaloni) y otra más es psicóloga y especialista en Gerontología (la titular andaluza, María José Sánchez Rubio).

"Un buen gestor político puede no precisar de cualificación específica", asegura la consejera de Salud murciana

"Un buen gestor político puede no precisar de cualificación especifica. Por ejemplo Ana Pastor es médico, ha sido ministra de Sanidad y en la actualidad es ministra de Fomento. En ambos ministerios magnífica", comenta a VozpópuliCatalina Lorenzo, la consejera de Sanidad murciana, que es médico de atención primaria.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba