Sociedad

La nieta de Adolfo Suárez hereda el ducado de su abuelo

Alejandra Romero Suárez es la hija mayor de la primogénita de Adolfo Suárez y herederá el Ducado que el rey Juan Carlos le concedió a su abuelo en 1981. 

La nieta de Adolfo Suárez, Alejandra Romero Suárez, en el funeral de su abuelo
La nieta de Adolfo Suárez, Alejandra Romero Suárez, en el funeral de su abuelo Gtres

La nieta del expresidente del Gobierno Adolfo Suárez, Alejandra Romero Suárez, herederá el Ducado que el rey Juan Carlos le concedió a su abuelo en 1981, según publica el Boletín Oficial del Estado (BOE), que recoge este miércoles una decena de Cartas de Sucesión en títulos nobiliarios expedidas por el Ministerio de Justicia.

Alejandra Romero Suárez es la hija mayor de la primogénita de Adolfo Suárez, María Amparo Suárez Illana, fallecida en 2004. El BOE publicó su solicitud de sucesión del Ducado el pasado septiembre, seis meses después del fallecimiento de su abuelo.

Fin de la polémica

Hace algunos meses esos derechos sucesorios provocaron tensiones en la familia, antes incluso de la muerte del exmandatario. Pese a que Adolfo Suárez Illana aseguró a este periódico que el ducado le importaba "entre poco y nada", la publicación de un escrito del año 2009 avivó ese nerviosismo familiar. En concreto, se trataba de un documento en el que Suárez Illana pedía al rey formalmente que le proclamara sucesor de dicho ducado.

Alejandra Romero Suárez es la primogénita de la hija mayor de Adolfo Suárez, María Amparo Suárez Illana, fallecida en 2004. Su petición del título nobiliario de su abuelo llegaseis meses después de su fallecimiento. Mariam era a su vez la primogénita del duque de Suárez y por ello a la que correspondería heredar cuando toque el ducado sería a su hija Alejandra, de 24 años, a no ser que los tribunales llegaran a decir lo contrario. La controversia en la familia descansa en la oposición del hijo del expresidente a renunciar al título nobiliario.

En virtud de una ley de 2006, el hombre y la mujer tienen igual derecho a la sucesión en las Grandezas de España y títulos nobiliarios, sin que pueda preferirse a las personas por razón de su sexo, y dejan de surtir efectos jurídicos aquellas previsiones de la Real Carta de concesión del título que excluyan a la mujer o que prefieran al varón.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba