Nacional

Cospedal pone deberes a sus presidentes provinciales: "Mañana dais una rueda de prensa todos"

Génova escenifica una reunión de alto nivel con los responsables provinciales destinada a movilizar al partido en defensa de las medidas adoptadas por el Gobierno. Exige comparecencias semanales de todos los principales dirigentes, diputados y senadores

Cospedal y los vicesecretarios del PP ayer en Génova
Cospedal y los vicesecretarios del PP ayer en Génova EFE

Lleva Génova unas semanas de febril actividad para articular una estrategia destinada a servir de soporte al Gobierno. Siguiendo la máxima de que cuando algo falla hay que echarle la culpa a la comunicación, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y el vicesecretario de Organización y Electoral, Carlos Floriano, reunieron a sus presidentes provinciales a una cita a la que también acudieron los otros dos vicesecretarios populares, Javier Arenas y Esteban González Pons. El objetivo era presentarles la campaña que el partido pondrá en marcha a favor de las duras medidas anunciadas por el Ejecutivo y también reclamarles su plena implicación: "Mañana dais una rueda de prensa todos", espetó Cospedal a los asistentes, que deberán comparecer al menos una vez a la semana ante los medios de su provincia y si es acompañados por algún diputado nacional y autonómico y senador, mejor que mejor.

Esta estrategia se completa con una campaña que bajo el lema "Reformas: garantías de futuro. #la verdad" se desarrollará mediante cuñas de radio, folletos informativos y una página web creada "ad hoc", pero también con actos públicos "por toda España para llegar a todos los ciudadanos, rincones y organizaciones de la sociedad civil", que es de lo que se trató en la reunión de ayer. Con ello no solo se intentan "vender" las reformas del Gobierno sino también desmontar los principales argumentos socialistas en torno al bloqueo de la renovación de la presidencia de RTVE, la atención sanitaria a los españoles mayores de 26 años que no han cotizado nunca o el debate en torno al déficit desbocado con que se cerró 2011.

A juicio del PP, el PSOE "está llegando al límite de lo que son buenos usos políticos. Ellos sabrán si la mejor manera es mentir, alentar huelgas o bloquear la renovación de los órganos constitucionales, pero hablar de agresiones de un gobierno democrático  que toma decisiones apoyado en una mayoría parlamentaria es intolerable", sentenció el "número tres" del PP.

Dirigentes del PP creen que debe ser Rajoy "el que lidere la batalla por la opinión pública"

Viene así el partido a suplir parte de la tarea informativa del Gobierno en el día a día, quizá donde se ha notado más vacío a la "la hora de explicar lo que estamos haciendo y por qué". Moncloa y PP temen caer en los mismos errores que achacaban al Ejecutivo socialista y, de hecho, ha habido momentos bastantes desafortunados a la hora de coordinar mensajes que daban una acusada sensación de improvisación. Sin embargo, no faltan en el PP quienes creen que es el Gobierno y, en concreto, Mariano Rajoy, "el que debe liderar la batalla por la opinión pública, así como los principales dirigentes del partido que son, a fin de cuentas, los que tienen el foco mediático".

Otro riesgo añadido es que, ante tanto poder institucional, Génova corra el riesgo de languidecer sin mantener engrasadas sus estructuras. Cospedal intenta exorcizar ese peligro y, para ello, ya ha iniciado la convocatoria de sus propios maitines, ha creado un órgano nuevo que congrega a todo el organigrama del partido, además de mantener una agenda propia que lo mismo incluye embajadores iberoamericanos o Viviane Reding, vicepresidenta de la Comisión Europa. Mientras que Javier Arenas, por su parte, y liberado de la esclavitud de su última campaña electoral en Andalucía, tiene previsto estar mucho más presente en Madrid.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba