Nacional

El consejero delegado del RBS sigue a su presidente y renuncia a su bonificación

El consejero delegado del Royal Bank of Scotland (RBS), Stephen Hester, ha cedido a las fuertes presiones políticas y del sector financiero y ha decidido renunciar a una bonificación de casi un millón de libras (Unos 1,1 millón de euros). Según informa hoy la prensa británica, Hester ha comunicado a la junta de administración que no cobrará la paga de 963.000 libras (unos 1.145.970 euros) en forma de acciones del RBS, cuyo 82 por ciento está en manos del contribuyente.

El consejero delegado del Royal Bank of Scotland (RBS), Stephen Hester, ha cedido a las fuertes presiones políticas y del sector financiero y ha decidido renunciar a una bonificación de casi un millón de libras (Unos 1,1 millón de euros). Según informa hoy la prensa británica, Hester ha comunicado a la junta de administración que no cobrará la paga de 963.000 libras (unos 1.145.970 euros) en forma de acciones del RBS, cuyo 82 por ciento está en manos del contribuyente.

Pese a todo, la prensa informa de que, en virtud de acuerdos contractuales condicionados a la buena marcha del banco, Hester aún puede recibir primas en forma de acciones que llegarían a los ocho millones de libras (unos 9,5 millones de euros), si bien este paquete puede anunciarse el próximo mes de marzo.

La bonificación que iba a recibir el consejero delegado -que a pesar de ser abultada era un sesenta por ciento más baja que la estipulada en un principio- se iban a añadir a su sueldo anual de 1,2 millones de libras (unos 1,4 millones de euros).

La noticia de esta paga extraordinaria se conoció la semana pasada y en momentos en que el Gobierno estudia la manera de atajar el problema de los altos sueldos de los banqueros después de que varios bancos fueran rescatados por la crisis financiera. Hester no ha aceptado su prima después de que el presidente del RBS, Philip Hampton, renunciara el fin de semana a una bonificación de 1,4 millones de libras (1,6 millones de euros) en acciones que iba a recibir a finales de este año.

La decisión de Hester se tomó, además, tras conocerse que el Partido Laborista, primero de la oposición británica, pidiera que la Cámara de los Comunes votara sobre la prima del directivo, ya que el banco está en su mayoría en manos del contribuyente. En los últimos años, el RBS dispuso el recorte de miles de puestos de trabajo a fin de mejorar su difícil situación financiera.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba