Nacional

El FROB mantendrá las ayudas a Unnim pese al decreto del Gobierno

No habrá cambios en las reglas del juego en el proceso de adjudicación de Unnim. La entidad que compre finalmente la caja catalana contará con un Esquema de Protección de Activos (EPA), como así se detalla en el cuaderno de venta distribuido por Nomura, pese a que el Gobierno contempla la desaparición de este mecanismo en el decreto de reforma financiera. "El EPA se mantendrá en este proceso, que, con toda probabilidad, será el último en el que se articule este mecanismo de ayuda. Cambiar las condiciones en estos momentos sería vulnerar el proceso", aseguran a Vozpópuli fuentes del sector.

Un proceso del que también forma parte Bankia. El banco presidio por Rodrigo Rato ha presentado una oferta no vinculante por la entidad catalana, según ha podido saber este diario. A pesar de que Bankia cuenta con Caixa Laietana, diversas fuentes financieras, aseguran que Unnim complementaría la red en el mercado catalán, además de posibilitar al banco liderado por CajaMadrid poder realizar el provisionamiento de su cartera inmobiliaria en dos años, como tiene previsto aprobar el Gobierno.

En el plan que está elaborando el Ejecutivo se prevé que finalicen los procesos de adjudicación como el que se desarrolló en la CAM. Sin embargo, el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) aplicará el mismo esquema que con CAM para blindar al comprador de posibles pérdidas futuras no esperadas para no vulnerar el procreso. Este contemplaba echar mano primero de las provisiones atesoradas por la entidad en cuestión y después, que el FROB cubriera hasta el 80% de las pérdidas durante diez años, hasta un máximo establecido. La cantidad que garantizará el Estado, no obstante, no se definirá hasta la segunda fase de la subasta de Unnim, que cuenta con una exposición inmobiliaria de 3.226 millones y 1.601 millones en inmuebles adjudicados.

En caso contrario, la subasta habría corrido el riesgo de quedar desierta. Así se reconoce desde más de una docena de entidades que entienden que ante la sequía del Fondo de Garantía de Depósitos, el instrumento previsto por el Banco de España para pagar las ayudas en la subastas de las nacionalizadas y así no incrementar ni el déficit ni la deuda públicos, el Gobierno tendrá que articular otra vía para "incentivar" entrar en la puja por una entidad nacionalizada. "Si no hay ayuda de algún tipo, nadie estará dispuesto a comerse Banco de Valencia, pero, en especial, Novagalicia y CatalunyaCaixa. Su volumen de ayudas se acercarán mucho a las destinadas para la CAM", explican desde uno de los cinco grandes.

El decreto de reforma financiera que prepara el Gobierno, como informó este diario el pasado sábado, contempla la desaparición de esquemas de ayudas para premiar así los modelos de fusión como el que han protagonizado el Popular y Pastor. "Eso es válido cuando no existe un gran desequilibrio en alguna de las dos entidades, pero, con las nuevas exigencias de provisiones, o se incentiva para comprar las entidades en problemas o, si no, será complicado darle acomodo", explican desde un banco de cajas.

Hasta el momento, las entidades no han sido informadas por el Gobierno de los pormenores de sus ideas de restructuración ni tampoco de los vehículos que pueden servir de financiación del cambio del mapa financiero para no que los contribuyentes no tengan que pagar la factura. Ante la desaparición de la vía del EPA, en algunas entidades conjeturan sobre una nueva oleda de préstamos del FROB a intereses más bajos de los aplicados en la primera ronda de fusiones. Las entidades que recibieron, en ese momento, ayudas públicas están devolviendo los créditos a un interés por encima del 7% anual.

Entre Ibercaja y el Popular

Un total de siete entidades, con la entrada de Bankia, han decidido presentar sus ofertas no vinculantes por Unnim. Así se lo han comunicado al Banco de España. Santander,BBVA, Popular, Ibercaja, Banca Cívica y Liberbank, el banco liderado por Cajastur, aparecen en la nómina de aspirantes. Sin embargo, no todos tienen el mismo apetito por la entidad catalana. La adjudicación final se decidirá entre Ibercaja y el Popular, como adelantó Vozpópuli. Algunas fuentes del sector apuntan a la posible presencia del fondo norteamericano JC Flowers, que también participó en el proceso de venta de la CAM.

Unnim fue nacionalizada al 100% por el Estado, a finales del pasado septiembre, por tan solo un euro. El principal problema de la entidad catalana es la falta de ingresos y los flojos márgenes operativos, que hacen prácticamente inviable el proyecto de negocio en un momento de escalada de la morosidad y endurecimiento de la regulación.

La caja catalana cerró en septiembre con un ratio de impagos de casi el 9 por ciento sobre los créditos concedidos y unas pérdidas de 107 millones de euros. En junio, la entidad había anunciado que el volumen de pisos y suelo en su balance es de 1.961 millones de euros, mientras que los préstamos al promotor en estado de insolvencia o subestándar alcanzan los 1.300 millones, lo que supone un 41% del total.

En el sector consideran que Unnim no es lo peor de lo peor como calificó Ordóñez a la CAM, pero que su situación no difiere sustancialmente. Sin embargo, el tamaño del grupo catalán es muy inferior al de la alicantina, por lo que su digestión puede ser mucho menos costosa. Unnim ya recibió ayudas para su constitución -la fusión de las cajas de Terrassa, Sabadell y Manlleu- 380 millones en 2010 y 565 millones en 2011. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba