Nacional

Jaume Roures se da un plazo de tres semanas para garantizar la viabilidad del diario Público

Jaume Roures, socio de referencia del diario Público, que la semana pasada presentó concurso de acreedores voluntario, se ha dado un plazo de “dos a tres semanas” para buscar socios que inyecten 9 millones de euros de capital a la editorial y así garantizar la viabilidad del periódico, según aseguran fuentes de la redacción que aye estuvo reunida con el empresario durante 1 hora y 45 minutos. Al parecer, Roures estaría dispuesto a ceder pare de sus acciones para facilitar la llegada de varios inversores.

Jaume Roures, socio de referencia del diario Público, que la semana pasada presentó concurso de acreedores voluntario, se ha dado un plazo de “dos a tres semanas” para buscar socios que inyecten 9 millones de euros de capital a la editorial y así garantizar la viabilidad del periódico, según aseguran fuentes de la redacción que aye estuvo reunida con el empresario durante 1 hora y 45 minutos. Al parecer, Roures estaría dispuesto a ceder pare de sus acciones para facilitar la llegada de varios inversores.

No obstante, una vez que los Juzgados de lo Mercantil de Barcelona han admitido a trámite el concurso, Mediapubli, empresa editora del periódico, queda a expensas de lo que determine el administrador concursal que todavía sigue sin nombrarse, por lo que las medidas que lleve a cabo Roures quedan sujetas al criterio de dicho administrador. El límite que marca la ley para presentar un plan de viabilidad tras presentar el concurso es de un mes. Fuentes cercanas al periódico aseveran que Roures y su socio Tatxo Benet han invertido en Público, desde que se crease a finales de 2007, cerca de 80 millones de euros. Hacen hincapié en que el empresario ha afirmado durante el encuentro con los trabajadores que no puede seguir invirtiendo más dinero. Mediapubli acumula una deuda de entre 15 y 20 millones de euros.

Si antes de 21 días logra captar 9 millones de euros se garantizaría la continuidad de la edición en papel de lunes a domingo, además de la web, aunque también se baraja la posibilidad de que si la cifra se sitúa en el entorno de los 6 millones podría ponerse en marcha un modelo híbrido entre el papel y lo digital, opción que supondría que tan sólo se publicase en papel el periódico los fines de semana.

Nuevos despidos

Eso sí, aunque se obtuviese la cantidad requerida, la viabilidad del proyecto pasa por llevar a cabo una nueva reducción de plantilla. La falta de fondos de Mediapubli obligaría a recurrir al FOGASA (Fondo de Garantía Salarial) para cubrir las indemnizaciones -siempre y cuando así lo determinase el administrador concursal-. Este hecho, según las mismas fuentes consultadas, ha supuesto el malestar de los trabajadores, ya que Mediapubli aseguró durante el plan de bajas incentivadas llevado a cabo hace unos meses que los puestos estaban ya garantizados durante un año. En la reunión de ayer, además, los trabajadores recordaron a Jaume Roures que siguen sin cobrar la nómina de diciembre. Al parecer, el editor mantuvo que la prioridad es el pago a rotativas y distribuidoras, a las que se paga por semana, porque si el periódico no sale "estamos muertos todos".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba