Nacional

La rebaja del rating a la Eurozona afectaría a la de liquidez del BCE

La posible rebaja por parte de S&P del rating de los países de la Unión Europea que tienen AAA tendría consecuencias sobre las líneas de liquidez del Banco Central Europeo y el fondo de estabilidad financiera, especialmente si al final acaba revisándose solamente el de Francia.

La posible rebaja por parte de S&P del rating de los países de la Unión Europea que tienen AAA tendría consecuencias sobre las líneas de liquidez del Banco Central Europeo y el fondo de estabilidad financiera, especialmente si al final acaba revisándose solamente el de Francia.

S&P puso en vigilancia el rating de 15 países de la Eurozona, entre ellos el de los seis países europeos que mantienen la AAA. También Moody´s avisó de posibles bajadas de ratings en la Eurozona tras una cumbre Europea que “apenas ofreció nuevas medidas”.

Mientras que, utilizando la escala de rating de S&P, los rating de Alemania, Holanda, Austria, Finlandia y Luxemburgo podrían recortarse en un escalón, hasta AA+, Francia podría ver rebajado su rating en dos escalones, hasta AA. Véase cuadro adjunto.

Si finalmente S&P rebaja el rating de los países de la Unión Europea que tienen AAA, tendría sus consecuencias tanto sobre las líneas de liquidez del Banco Central Europeo, el mercado de bonos, y el fondo de estabilidad financiera.

Impacto en los mercados de repos y las líneas de liquidez del BCE

Un repo es una operación financiera en la que una entidad vende un activo, frecuentemente un título de deuda pública, a un inversor, al tiempo que pacta su compra futura a un precio determinado. Las líneas de liquidez del BCE a la banca se suelen instrumentar vía repos, teniendo en cuenta el rating del colateral, y el plazo de la línea.

El universo de repos, a partir de los datos obtenidos por la encuesta ICMA, se aproxima a los 340.000 millones de euros. De esa cantidad, alrededor de la mitad, es decir, 170.000 millones son con garantía AAA, donde Alemania representa alrededor de 70.000 millones de euros, Francia y Reino Unido respectivamente sobre los 30.000 millones.

Si solo Francia viera rebajado su rating, se vería afectado un volumen aproximado alrededor de los 30.000 millones de euros, y los principales beneficiarios serían los bonos soberano alemanes e ingleses.

Por el contrario, si todos los países de la zona del euro AAA vieran rebajados su rating, el gran beneficiado sería los bonos soberanos ingleses, aunque sería probable que se relajaran las restricciones de calificación en los repos de AAA a AA. Este segundo escenario, paradójicamente, es menos dañino para el mercado francés de repos que si sólo Francia se viera degrada.

Impacto en los mercados de bonos

Los bonos de los países de la Eurozona con AAA representan el 17% del universo de bonos mundiales con máxima calidad crediticia, aproximadamente 19 billones de dólares. De ese 17%, Francia y Alemania suponen el 40%. Para entender el impacto de una rebaja de rating hay que mirar quien tiene esta deuda y si sería probable que la vendiera como resultado de una rebaja crediticia.

Según JP Morgan, “el volumen realmente comprometido por un recorte de rating sería aquel en manos de bancos, fondos de inversión y fondos de pensiones de fuera de la zona Euro, lo que nos daría el máximo realmente comprometido por una rebaja crediticia, concretamente 500.000 millones de Euros, el 8% del total”. Por el contrario, “si la rebaja de rating finalmente afectara solo a Francia, el máximo comprometido sería menor, alrededor de los 160.000 millones de euros, pero el impacto relativo mayor, ya que equivaldrían al 17% del total de bonos franceses”.

Fondo de estabilidad financiera

La instrumentación del fondo de estabilidad a través de un vehículo público-privado tenía como objetivo evitar la rebaja crediticia de países como Alemania, como consecuencia del volumen de las aportaciones a dicho fondo. De ahí la instrumentación del mismo mediante un fondo de coinversión, en inglés Co-Investment Fund (CIF), o un vehículo de inversión especial (SPV), donde participaran el FMI y fondos soberanos emergentes.

Sin embargo, en el momento actual, cuando aún no se ha puesto en funcionamiento, el planteamiento es distinto. El rating del fondo de estabilidad, en el momento actual de máxima calidad crediticia, se vería recortado si alguno de los países con AAA viera rebajada su calificación crediticia, especialmente si fuera Francia o Alemania.

Ello tendría su impacto en las garantías mediante las cuales el fondo de estabilidad (FEEF) aseguraría las primeras pérdidas en las nuevas emisiones de bonos soberanos, y podría afectar a la entrada de fondos soberanos emergentes.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba