Nacional

Francia detiene a los presuntos etarras Julen Múgica y Eintza Othandabarach

Los dos detenidos este martes en Francia son Julen Múgica Andonegui e Eintza Othandabarach, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista.Estas mismas fuentes han confirmado que ambas detenciones se han producido por las autoridades galas a las 8.00 horas en el domicilio de ambos en la localidad gala de Saint Jean Pied de Port.

Los dos detenidos este martes en Francia son Julen Múgica Andonegui e Eintza Othandabarach, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista.Estas mismas fuentes han confirmado que ambas detenciones se han producido por las autoridades galas a las 8.00 horas en el domicilio de ambos en la localidad gala de Saint Jean Pied de Port.

Los arrestos están relacionados con diversa información encontrada en los numerosos zulos desarticulados en el verano de 2009 tras la caída de la cúpula del aparato logístico de la banda. Las detenciones han sido llevadas a cabo en concreto por la policía judicial francesa siguiendo órdenes de la juez antiterrorista Laurence Levert.

Uno de los detenidos ya lo fue en 2003

Ihintza Otxandabaratz, detenida este lunes junto a Julen Múgica en Francia ya fue arrestada en el 2003 en el marco de una macroperación desplegada en España y en el país galo contra el aparato de captación de ETA dirigida por el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón y la juez antiterrorista francesa Laurence Levert, según los datos recogidos por Europa Press.

En concreto, fue detenida en Bayona junto a otros cuatro jóvenes acusados de pertenecer al movimiento radical juvenil Segi y ser "sospechosos de haber apoyado la logística de ETA". Tras prestar declaración, la juez Levert decretó su puesta en libertad bajo control judicial en octubre de 2003. Hoy esa misma jueza ha sido la encargada de ordenar su detención por su relación con varios zulos de las banda desmantelados en el verano de 2009.

Aquella operación de 2003 se saldó con un total de 34 personas detenidas. La mayoría de ellos se encargaban de pasar información a Francia sobre personas que pudieran ser objetivo para ETA, algunas de las cuales fallecieron en atentados de la banda terrorista, como el empresario de la patronal Guipuzcoana José María Korta, asesinado por el comando Erezumael 3 de agosto de 2000 en Zumaia (Guipúzcoa). Esta operación fue posible gracias a la documentación que le fue incautada a Lorena Somoza, presunta responsable del aparato de captación de ETA en Francia.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba