Nacional

Rato empezó a vender el Banco de Valencia antes de conocerse su 'agujero'

Hace algo más de dos semanas, cuando aún no había salido a la luz el 'agujero' de capital de Banco de Valencia, que podría alcanzar a los 800 millones de euros, Rodrigo Rato cogió el teléfono para comandar la venta de la entidad valenciana. Comenzó su ronda con aquellos presidentes de entidades que, en su día, mostraron algún tipo de interés por el Banco de Valencia. De hecho, alguna de esas llamadas se realizaron antes de que se hiciera pública la investigación que está realizando el Banco de España y que forzará la recapitalización de la entidad valenciana. Sin embargo, los contactos con el Sabadell, Ibercaja, Popular y Pastor fueron fallidos. Aunque el Sabadell sopesa retomar la propuesta en el caso de que, finalmente, no logre adjudicarse la CAM.

Por una parte, la dupla Popular-Pastor rehusó la oferta alegando que su principal objetivo es su proceso de integración, que concluirá en el primer trimestre de 2012. Mientras, tanto el Sabadell, como Ibercaja, al igual que el resto de entidades inmersas en el proceso de la CAM a las que se les ha ofrecido el Banco de Valencia, adujeron precisamente su presencia en la subasta de la caja alicantina para declinar el ofrecimiento. "Es una forma educada de decirle que no a Rato porque, sinceramente,hay poco interés en el sector por comprar el Banco de Valencia ", aseguran fuentes conocedoras de estos contactos.

Precisamente, ante estas negativas, el presidente de Bankia ha encargado al banco de inversión Lazard, que se encarga de la venta de la entidad, que amplíe el ofrecimiento a las cajas "solventes" que puedan acometer en la actualidad una operación corporativa de esta índole. En esa situación quedan pocas entidades. Apenas Unicaja, las cajas vascas o Liberbank, el banco liderado por Cajastur. A todas ellas ha llegado el mensaje de Lazard.

Por red de oficinas, el ofrecimiento cuadra en el proyecto que tiene Braulio Medel para su nueva entidad junto a las cajas castellanoleonesas. De hecho, el propio presidente de Unicaja ha reconocido en varias ocasiones que busca mayor presencia en la zona levantina. Sin embargo, todas las entidades están a la espera de conocer la verdadera situación financiera del Banco de Valencia que se conocerá próximamente, una vez que concluya la investigación que está efectuando el supervisor.

Precisamente, en el Banco de España existe preocupación por la salida que pueda tener la entidad valenciana. Al igual que en Bankia, donde se reconoce que se está trabajando de forma "activa" en la venta del Banco de Valencia. La preocupación alcanza al propio Rato. "No es extraño que Rato se ponga al frente de un tema importante para la entidad porque es bastante activo en el día a día de la entidad. Más de una vez ha llamado él personalmente a algún cliente para desbloquear una situación", comenta un alto directivo de la entidad liderada por CajaMadrid.

En caso de no encontrarse comprador y si Banco de Valencia no pudiera cumplir con las necesidades de capital que pueda exigirle el supervisor, la entidad sería nacionalizada y pasaría a ser gestionada por el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB)


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba