Nacional

Aena fue registrada sin permiso como ‘lobby’ ante la UE

El operador aeroportuario desmiente a Vozpópuli la información aparecida la semana pasada sobre su inclusión en el Registro de Transparencia de la Comisión Europea, en el que las grandes empresas españolas ‘invierten’ 3,3 millones de euros. 

Pista de aterrizaje del aeropuerto de Barajas, en Madrid.
Pista de aterrizaje del aeropuerto de Barajas, en Madrid.

La compañía pública Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena) no será un lobby. O no todavía. La semana pasada, este medio corrió la cortina sobre las principales empresas españolas que acudieron en 2011 a Bruselas con la nunca transparente intención de terciar en favor de sus intereses ante los legisladores comunitarios, siempre con dinero de por medio. Telefónica, Iberdrola, Red Eléctrica, Repsol, Gas Natural, Endesa y Mercadona son algunas de las (pocas) que informan de este tipo de actividades, que supusieron a las empresas un gasto de casi 3,5 millones de euros el año pasado.    

Sin embargo, otra empresa que no pertenece a la esfera privada también aparece en el Registro de Transparencia de la Comisión Europea, el dulce nombre del informe que clasifica las prácticas lobistas: Aena. Su presencia fue advertida por algunos medios a principios de esta semana, que informaron de la nueva y extraña dedicación del responsable aeroportuario,  además de la gestión de los aeropuertos civiles. Una práctica que ayer fue tajantemente desmentida a Vozpópuli por fuentes de la autoridad aeroportuaria: “Nadie de la compañía ha registrado a Aena como lobby. Ni ante Bruselas, ni ante nadie”.   

En otras palabras, alguien ha entrado anónimamente en el registro comunitario y ha metido datos de Aena. Oficialmente, ésta se inscribe el 7 de junio pasado, pero, a diferencia de las multinacionales españolas, no había consignado ningún gasto. Y sin dinero no hay lobbing. La empresa estatal se había registrado en la categoría VI, de “organizaciones que representan a autoridades locales, regionales y municipales”, junto a sociedades privadas, ONG, asociaciones y otras entidades.

Por si fuera poco, en el registro aparecen varios nombres. Como persona jurídicamente responsable de la supuesta inclusión de Aena como lobista se ve el nombre del actual director, Ignacio González. Y como encargado “permanente de las relaciones con la UE” está Gonzalo Alonso Pacheco, el director de Asuntos Internacionales de Aena. Hasta diez nombres vinculados al operador han sido acreditados, “lo cual demuestra que la lista de lobbys es bastante vulnerable”, explican, atónitos, en Aena. “Si yo puedo meter el nombre de cualquier empresa e incluirla como grupo de presión sin más, quiere decir que el registro tiene un problema”.

En la sociedad pública no explican si tomarán acciones legales por uso indebido de su nombre para fines que a día de hoy no gozan de muy buena reputación entre la ciudadanía. Pero, por lo pronto, Aena, que estuvo a punto de ser privatizada al final del mandato de José Luis Rodríguez Zapatero, no tendrá que recurrir a estas artimañas legales.  


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba