Nacional

Marejada en UPyD: su portavoz europeo exige un pacto con Ciudadanos y piropea a Podemos

Sosa Wagner, cabeza de cartel el 25-M, convulsiona a la formación magenta con una carta donde reclama la unión de fuerzas "constitucionalistas" para las elecciones. Denuncia "prácticas autoritarias" en el seno del partido y la "expulsión constante de afiliados". Admite que el resultado de las europeas ha sido un "pequeño varapalo".

"La Caja de Pandora ha sido abierta definitivamente y ahora será muy difícil cerrarla". Con esta sensación han acogido en las bases de UPyD el polémico artículo publicado hoy por el eurodiputado y cabeza de cartel el 25-M, Francisco Sosa Wagner, en el diario El Mundo. Cuando parecía que el debate sobre la posible confluencia con Ciudadanos estaba cerrado, sobre todo después de que no prosperara ninguna iniciativa en este sentido --ni en el II Congreso Nacional que UPyD celebró el pasado noviembre ni en la confección de la candidatura europea del pasado mayo--, ahora emerge una voz autorizada y muy respetada en el partido con un aldabonazo a la línea defendida a uñas y dientes por Rosa Díez, líder de la formación magenta.

En la carta, titulada Después de la europeas, Sosa Wagner afirma que "las aflicciones que padece el pueblo español son tan acuciantes que la estrategia, vista desde los partidos pequeños constitucionales aludidos y desde los mensajes de las encuestas de opinión, resulta clara: es preciso unir esfuerzos y lograr un acuerdo entre ellos para acudir a las próximas elecciones locales y autonómicas y, después, a las generales". En ese sentido, Wagner recuerda las palabras de Fernando Savater, al que llama "el maître à penser de UPyD", pronunciadas en el segundo congreso de esta formación política, donde manifestó que "precisamente por la madurez y fortaleza alcanzadas por UPyD ha llegado el momento de acercarse a alguna otra formación política emparentada con nosotros".  

Según el eurodiputado, "es verdad que se trata de dos partidos distintos, pero existen los suficientes puntos de encuentro entre ellos para pensar en la redacción, por expertos capitaneados por Rosa Díez y Albert Rivera, de un 'compromiso electoral común' basado en 10 o 12 acuerdos primordiales". En su opinión, UPyD asiste "a la entrada en escena de un competidor en su mismo espacio, ocupado por votantes muy próximos". En este punto, Wagner elogia a Ciudadanos, "nacido en Cataluña" --enfatiza--, por haber tenido "la valentía de presentarse en el ruedo nacional cosechando un éxito estimable, pues son dos los diputados que se sientan en los escaños europeos".

Wagner cree que existen suficientes puntos de encuentro para la redacción, por expertos capitaneados por Ríez y Rivera, de un 'compromiso electoral común'

Este planteamiento choca de lleno con la postura mantenida por Rosa Díez y el Consejo de Dirección del UPyD. La portavoz magenta en el Congreso subrayó en la antesala de las europeas que "Ciutadans es un partido catalán y no queremos que nos pase lo mismo que al PSOE con el PSC". Asimismo, denunció el "acoso" del que estaba siendo objeto su formación "para que renunciemos a ser que lo somos: un partido autónomo, que acaba de aprobar seguir siendo autónomo y presentarse sólo en toda España". "UPyD no piensa disolverse. Es impropio de una sociedad plural que nos digan que tenemos que integrarnos en un movimiento que acaba de nacer", destacó entonces, en alusión al Movimiento Ciudadano impulsado por el presidente de C's, Albert Rivera.

El cabeza de cartel de UPyD el 25-M expone también su argumentación sin huir de la autocrítica. Así, Sosa Wagner sostiene que los resultados del 25-M han supuesto "para UPyD, pese a su aumento de diputados en Estrasburgo, un pequeño varapalo, pues no ha sabido recoger votos de la masiva y un poco humillante pérdida de votos de los grandes paquebotes", en referencia a PP y PSOE. En ese momento de la carta, y en contraposición, el eurodiputado se detiene a piropear a Podemos, aunque elude citar al partido de Pablo Iglesias: "Pero es que además ha germinado un movimiento que, gracias a sus habilidades, a su respuesta sencilla a problemas complejos y a la atención atolondrada que le prestan algunos medios, puede acabar estrellándolos contra el acantilado".

Al borde del expediente disciplinario

A la hora de analizar los defectos de UPyD, el eurodiputado entra en un terreno pantanoso, que le podría costar un serio rapapolvo de la dirección del partido o incluso la apertura de un expediente disciplinario. Sosa Wagner afirma en la carta que "UPyD debería liberarse de las prácticas autoritarias que anidan en su seno, prácticas que desembocan en la expulsión constante de afiliados o en su sepultura en vida cuando deciden permanecer en sus filas acogidos a un ominoso silencio".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba