Nacional

Tania Sánchez: "Me gusta que mi pareja me haga reír, no soporto a los amargados"

La exdiputada autonómica en la Comunidad de Madrid explica en una entrevista su lado más personal, su relación con Pablo Iglesias y niega cualquier intento de cargarse Izquierda Unida.

Tania Sánchez
Tania Sánchez EP

La exdiputada autonómica de IU y fundadora de la nueva plataforma Convocatoria por Madrid, que concurrirá con Podemos a las elecciones en la región, Tania Sánchez, ha concedido a YoDona su entrevista más personal, en la que hace referencia a su historia, sus años en la universidad, sus primeros trabajos, su relación con Pablo Iglesias, de la que asegura que le gusta que su pareja le haga reír, "no soporto a los amargados", cuenta sus gustos y manías personales, y carga contra los que les critican por ser un ‘caballo de Troya’ en IU: “Eso de que hemos diseñado un plan maléfico para cargamos IU es una patraña”, “IU se va a fagocitar sola con sus decisiones equivocadas”, apunta Sánchez.

La publicación narra como la exdiputada está vinculada al pueblo de Rivas-Vaciamadrid, donde su familia se trasladó cuando era niña. “Vivo desde los cuatro años allí. En aquel momento, en el 85, era una zona de nueva construcción donde nos conocíamos todos”. Tania explica que allí recibió una educación progresista, contra los deseos de su abuela materna, una mujer tradicional. Sánchez explica que ha tenido desencuentros con su familia y habla de su abuelo paterno, un anarquista al que no conoció y que fue encarcelado tras la Guerra Civil.

Sánchez desvela que en sus primeros pasos profesionales conoció a la actual reina de España, entonces corresponsal de ABC

La exdiputada reconoce que ya en la adolescencia la llamaban la Pasionaria de Rivas o la conocían con el apodo Nikita por la vehemencia con la que defendía sus ideas. "En el instituto de Las Lagunas era delegada de clase y tenía un colectivo político (Colectivo Revolucionario Amanece que no es Poco), pero también era muy cumplidora, ya fuera estudiar o ayudar en casa”. Además, explica que fue a la universidad privada porque no tuvo nota para entrar en la Complutense, pero asegura que eligió una donde no le obligaran a estudiar religión. Su paso por la universidad no fue discreto. "En el verano del 97, cuando acabé la Selectividad, me fui al Salvador. En esa época yo llevaba unas pintas del demonio. Iba con la cabeza rapada, de punky, en un lugar de pijos. Y claro, todo el mundo me conocía. Luego la verdad es que tuve unos profesores magníficos, grandes profesionales de ese mundo, gente que estaba trabajando con drogodependientes, mujeres maltratadas, menores, fue una época muy buena".

Tuvo varios empleos en restaurantes y en el último años de carrera se fue de Erasmus, donde aprendió perfectamente inglés y a manejarse un poco en francés. En cuanto a las relaciones personales, Tania asegura que tuvo mucho éxito entre los chicos. "Era alta y rubia. No me iba mal y ligaba". Cuando acabó la carrera hizo prácticas en las cárceles de Valdemoro y Carabanchel, y luego trabajó en rehabilitación de drogodependientes en El Batán y en la narcosala de las Barranquillas.

Sánchez además desvela que en sus primeros pasos profesionales conoció a la actual reina de España, entonces corresponsal de ABC. "Una noche destrozaron el cementerio del pueblo, que apareció lleno de pintadas satánicas. La Guardia Civil detuvo en el instituto a 12 chavales menores de edad. No había pruebas para acusarlos e hicimos una manifestación contra la represión. Quien cubrió la noticia fue Letizia Ortiz, que tenía unos primos en el pueblo".

Para Tania, Rajoy “es un mal presidente, un hombre sin carácter aunque sea menos facha que Aznar”

Republicana, semivegetariana –como pescado, pero no carne-, la comida japonesa y el vino tinto. No ve la televisión, pese a ser una de las caras más visibles en las tertulias, “solo series” asegura, y si se trata de ocio prefiere el cine y el teatro. Amante de Twitter y muy interesada por las redes sociales afirma estar desbordada por su presencia en la red. En el aspecto musical prefiere Amaral y Extremoduro, y en cuanto a libros dice tener siempre dos o tres libros entre las manos, ahora mismo, asegura, una novela de Thomas Mann.

Polémicas

Pese a sus discrepancias con IU, asegura que ni ha sido un ‘caballo de Troya’ “ni he intentado liquidar nada. No hay conspiración, es radicalmente falso. Hay que ir hacia procesos mayoritarios, de convergencia, pero es imposible con las posiciones de la dirección federal que Cayo Lara erróneamente apoya. IU se va a fagocitar sola con sus decisiones equivocadas", asegura y añade que ella esté en el punto de mira por las informaciones sobre sus años en el Ayuntamiento de Rivas “es una forma de perjudicarnos a mi novio y a mí políticamente”, además, no cree que vayan a imputarla, “no puedo imaginarme que un juez te impute por algo que no existe como delito. La malversación es que dinero público se dedique a otra cosa distinta de lo que está legalmente contratado, y eso no ha pasado en Rivas”.

Para Tania, Rajoy “es un mal presidente, un hombre sin carácter aunque sea menos facha que Aznar”, Pecho Sánchez “una operación de chapa y pintura” y Susana Díaz “ha convocado las elecciones andaluzas para posicionarse mejor en el PSOE y terminar mandando”. Respecto a su relación con Pablo Iglesias afirma que es consciente que “despierta mucho morbo” y que su relación se utiliza para atacarles políticamente.

"Nuestra relación posee un elemento de morbo, sorpresa y curiosidad, porque hemos tenido peso en dos organizaciones políticas diferentes"

Relación con Pablo Iglesias

"Nuestra relación posee un elemento de morbo, sorpresa y curiosidad, porque hemos tenido peso en dos organizaciones políticas diferentes. Intercambiamos opiniones, ¡cómo no!, y discrepamos muchas veces, pero eso de que hemos diseñado un plan maléfico para cargamos IU es una patraña. Por supuesto que analizamos las cosas, pero no soy un pelele en manos de mi novio. Las acusaciones que me hacen apestan a machismo".

Tania explica que fue en La Tuerka donde conoció a su pareja, con la que luego fue quedando “para ir a cenar, al teatro y, poco a poco… hasta hoy”.  Asegura que la relación es complicada por ser dos personajes públicos, pero asegura que se complementan. “Me gusta pasármelo bien, reírme, que sea inteligente, alegre, que le guste hacer feliz. No soporto a la gente amargada”. Aunque no viven juntos, explica que los fines de semana salen de cañas, van al teatro o al cine y pasean por la sierre. "Lo que más nos une es el cine y la lectura", relata. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba