Nacional

Susana Díaz niega presiones sobre Chaves y Griñán: "Ha sido una decisión personal de Manolo y Pepe"

La presidenta andaluza en funciones niega que haya cedido al "chantaje" del resto de partidos de la cámara sobre Chaves y Griñán para permitir su investidura y recuerda que ambos han tomado su decisión por motivos personales, algo que ella acepta.

Susana Díaz tras ganar las elecciones el pasado 22 de marzo
Susana Díaz tras ganar las elecciones el pasado 22 de marzo Gtres

Susana Díaz desmiente categóricamente que haya cedido a presiones o chantajes de otros grupos parlamentarios que pedían la dimisión de Chaves y Griñán para lograr ser investida como presidenta de la Junta de Andalucía. "En absoluto me están chantajeando. Yo ya dije en su momento que tenía una sola línea, una única vara de medir, y que cuando hablaran los tribunales lo haría yo. Yo no tengo información de que la decisión de ambos haya sido inducida, no he entendido esto como ningún tipo de presión porque tampoco la ha habido", decía en una entrevista en Onda Cero. 

La presidenta en funciones recuerda que José Antonio Griñán le trasladó su decisión al día siguiente de declarar ante el Tribunal Supremo, mientras que Manuel Chaves lo hizo poco después alegando motivos personales para distanciarse de la política. "Lo que ellos sienten sólo lo pueden trasladar ellos, porque sólo ellos saben lo duro que tiene que ser esto en su fuero interno tras tantos meses. Yo respeto la decisión personal de ambos y lo que tengo que hacer es ponerme a trabajar por los andaluces", añadía. 

Díaz tampoco se siente "amonestada" por las palabras de Felipe González, quien en una reciente entrevista explicaba que él nunca habría cedido a chantajes para gobernar. "Yo ya he dicho que esto ha sido una decisión personal de Manolo y Pepe. Respeto y le tengo mucho cariño a Felipe, pero eso no significa que siempre tenga que coincidir con él en sus opiniones", explicaba. 

La presidenta en funciones no cree que vaya a tener problemas para que el proceso de investidura siga adelante la próxima semana, ya que de no lograr ser nombrada presidenta de la Junta, se estaría "paralizando una Comunidad Autónoma que es más grande que 12 países de la Unión Europea". 

Preguntada por las declaraciones del ministro de Justicia sobre las sanciones a los medios que informen sobre actuaciones judiciales bajo secreto, Díaz decía no estar de acuerdo ni con leyes mordaza ni contra decisiones contra la libertad de prensa. "No entiendo cómo el temor y el miedo de un partido a que se conozcan sus asuntos se pretende tapar ocultando o prohibiendo que no llegue la información a los ciudadanos, ese no es el camino correcto. Que haya un comportamiento inadecuado por parte de quienes filtran información no significa que tengamos que mutilar la libertad de expresión y la democracia, porque estamos poniendo en juego nuestras instituciones. No puedes castigar al mensajero", afirmaba. 

Díaz es clara pero escueta al hablar de los ERE: "Creo que las cosas no se hicieron bien y los controles fallaron", decía, añadiendo después que por eso se han puesto en marcha todos los mecanismos posibles "para que no vuelva a pasar". 

La presidenta declara también que tiene dos reformas en mente: una doble vuelta electoral a todos los niveles, que los ciudadanos puedan elejir a su alcalde o presidente, y que se desbloqueen las listas electorales para que los candidatos "no se escondan bajo una sigla". "No es un cambio de régimen, es actualizar el que hay para adaptarlo a la realidad social", sentenciaba.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba