No quieren ser un sindicato

Los policías municipales recelan de sindicatos y deciden autogestionarse en asociación

Los agentes de Madrid, cansados del mal funcionamiento de sus órganos representativos y movidos por las últimas medidas de ajuste que les afectan, han decidido formar una asociación que se consolide como un grupo fuerte a tener en cuenta por el Ayuntamiento. Entre varios, han creado una asociación que coordine sus intereses y haga que su postura sea tenida en cuenta. 

Los policías municipales han perdido recientemente los días libres que compensaban su exceso de horas por festivos trabajados o los 'moscosos' (unos 20 días)
Los policías municipales han perdido recientemente los días libres que compensaban su exceso de horas por festivos trabajados o los 'moscosos' (unos 20 días) Flickr/Oscar in the middle

La Policía Municipal de Madrid lleva meses mostrando su descontento por las últimas medidas del Gobierno que afectan al desempeño de su trabajo. La reciente congelación de su sueldo para 2013, la supresión de su paga extraordinaria del próximo diciembre, la pérdida de los días libres para compensar el exceso de jornada por festivos trabajados y moscosos (en total en torno a 20 días) o la escasa representación que han tenido en las negociaciones de estas decisiones han hecho que los agentes hayan decidido organizarse en una plataforma

Aunque todavía está prácticamente en pañales, la Asociación de Policía Municipal Unificada (APMU) es el producto del hartazgo de cientos de policías de la capital que han visto cómo prestar su servicio público se complica casi cada mes, y cómo además, la imagen del cuerpo se ha deteriorado entre la sociedad, especialmente desde que comenzaron las protestas por la crisis.

"No queremos ser un sindicato ni somos contrarios a ellos, pero no han estado a la altura y buscamos unificar la voz de los policías municipales", explican desde la APMU

"Todo ha sido fruto de un proceso de acumulación, especialmente en los dos últimos años, cuando hemos visto que los sindicatos no han estado a la altura: son demasiados, están muy divididos y no representan al colectivo. La gota que colmó el vaso fue el último acuerdo firmado por uno de ellos con la Corporación Municipal sin el consenso de los compañeros, un 'acuerdo' que hará que el próximo año tengamos unas jornadas laborales imposibles de cumplir, encadenando en ocasiones hasta más de diez días seguidos de trabajo. Los destinos de muchos de nosotros hacen imposible tener capacidad para rendir como se merece con esas jornadas, algo que sin duda repercutirá en el servicio que prestamos", asegura el responsable de la comunicación externa de la plataforma. 

Con una ejecutiva formada por ocho personas, la APMU pretende aunar a todos los representantes del cuerpo en una sola voz que defienda el interés común de todos los policías, pero han cambiado los esquemas porque quieren una estructura que vaya de abajo hacia arriba, y por ello han empezado con un sistema de comunicación sencillo: cada grupo de trabajo ha creado un grupo de mensajería instantánea (WhatsApp) y las propuestas y demás las trasladan al enlace de la unidad, que conoce a sus compañeros, y que a su vez está conectado con el órgano director. 

"Esto se está extendiendo de manera exponencial y en la última semana prácticamente el 95% de las unidades estaban representadas. No tenemos datos específicos de los compañeros que se están afiliando porque las solicitudes han empezado a circular este viernes, pero está teniendo muy buena acogida. Incluso contamos con muchos mandos que se están afiliando, aunque ellos tienen unos condicionantes específicos. No sabemos si va a ser masivo, nos consta extraoficialmente que están muy de acuerdo y nosotros tenemos el sentimiento de que estamos apoyados", explica el encargado de prensa de la asociación. 

Polémica con los sindicatos

Pese a no declararse anti sindical y defender que no van contra los sindicatos, lo cierto es que la APMU surge en gran parte porque los agentes se han sentido defraudados en numerosas ocasiones por los representantes sindicales mayoritarios (UPM, CPPM, C-SIF), con cada uno en un momento determinado. El nacimiento de la plataforma ha hecho que muchos policías hayan abandonado su pertenencia a alguno de ellos para afiliarse a este nuevo proyecto. 

La asociación pretende transmitir los valores de la Policía, explicar su trabajo, dignificar una profesión que consideran que se está destruyendo

Algunos agentes consultados han explicado a Vozpópuli que las principales razones para mantenerse afiliado a un sindicato es poder tener respaldo jurídico en caso de conflicto, la opción de asistir a cursos de formación y el pago de un seguro para que el policía pueda recibir su sueldo en caso de ser suspendido o sancionado. Estos son servicios que de momento no ofrece la asociación, y por ello mantienen que no están incitando a nadie a que abandone su afiliación, aunque admiten conocer que muchos lo están haciendo. Además, en caso de necesitar esos servicios, también se creó, como iniciativa de otro agente desencantado por los problemas con el sindicato C-Sif, la Asociación Nacional para la Defensa del Empleado Público (Andep) que sí los está ofreciendo a cualquier empleado público. 

Para asegurarse esa independencia frente a las organizaciones sindicales han establecido unos criterios muy claros en sus estatutos: En su Junta Directiva no habrá miembros que pertenezcan o hayan pertenecido a sindicatos, partidos políticos o asociaciones, "salvo aquellas de carácter vecinal, deportiva o estudiantil". Además tendrán un mandato de dos años y no podrán ser reelegibles en los cuatro años siguientes, algo que pretende evitar los inmobilismos en el cargo. "Hay que moverse por el interés común, por la representatividad de los compañeros, no por motivos sindicales ni particulares", explican. 

Defensa de la profesión

Aparte de dar voz unificada a todos los policías municipales y de intentar que la Corporación Municipal se siente a negociar y a escucharles ante los convenios que les afectan, la APMU quiere dignificar una profesión que consideran que se está destruyendo. "Queremos transmitir nuestros valores, explicar nuestro trabajo y acercarlo a la sociedad, porque a veces no se da la imagen que debería. No hacemos esto para quejarnos solo por los horarios o el dinero, queremos que se tenga en cuenta la opinión de unos 6.000 policías a la hora de negociar y de buscar alternativas a los convenios, queremos que se mejore la que es nuestra vocación, dar un servicio al ciudadano", comenta el responsable de relaciones con la prensa. 

En unas semanas han conseguido coordinadores de enlace que representan ya al 95% de las unidades

Para lograrlo, tienen una ristra de 30 'fines de la asociación' cargados de buenas intenciones en sus estatutos, y conscientes de la necesidad de llegar a la gente están consolidándose en las redes sociales. De momento ya tienen su página en Facebook (Asociación Policía Municipal Unificada) y están desarrollando su página web. Además, preparan diferentes actuaciones para demostrar a la Corporación que las medidas adoptadas harán más daño que beneficio al Cuerpo. 

De momento los protagonistas de la iniciativa y los propios agentes consultados derrochan ilusión por este proyecto que acaba de comenzar, y sólo el examen del paso del tiempo decidirá si el planteamiento era demasiado utópico o si de verdad un colectivo tan poco dado a movilizarse como es este toma conciencia y apuesta por esta forma de representación. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba