EL OCASO DEL EXVICEPRESIDENTE DEL GOBIERNO

La pista suiza del 'caso Rato': Lazard le pagó 6 millones en una cuenta del Banco Cantonal de Zürich

Los pagos bajo sospecha de la firma de inversión al exvicepresidente del Gobierno remiten a la cuenta 751-00778 de una de las principales entidades financieras helvéticas que ha sido investigado por el Departamento de Justicia de EEUU por presunta evasión de capitales. El juez Fernando Andreu y la Fiscalía Anticorrupción investigan dichos abonos desde el pasado mes de octubre.

Rodrigo Rato abandona este viernes su despacho tras asistir al segundo registro del mismo.
Rodrigo Rato abandona este viernes su despacho tras asistir al segundo registro del mismo. EFE

El 'caso Rato' también tiene una pista Suiza. El pago bajo sospecha de los 6 millones de euros al exvicepresidente del Gobierno por parte de la banca de inversión Lazard remiten a una cuenta en una entidad suiza. En concreto, a la número 751-00778 de la Zürcher Cantonalbank (Banco Cantonal de Zürich), el tercero más grande del país centroeuropeo e investigado por el Departamento de Justicia de EEUU por evasión. En él, recibió el 31 de marzo de 2011 y el 5 de mayo del mismo año buena parte de este dinero en sendos depósitos de acciones de la propia Lazard, una de cuyas filiales figuraba como titular de la misma. Así aparece recogido en un documento remitido por la firma de inversión al titular del Juzgado Central de Instrucción número 4, Fernando Andreu, y que se ha incorporado al sumario del 'caso Bankia'. En el mismo documento se detalla que los pagos en metálico que Rodrigo Rato recibió de la misma entidad fueron transferidos por Lazard desde una cuenta abierta en España a otras dos también en entidades de nuestro país en las que el que fuera director generate de Fondo Monetario Internacional (FMI) aparece como titular.

Segun dicho documento, el banco de inversión admite al juez que pagó en 2011 a Rato 6.199.425,14 euros en "unidades de acciones restringidas"  y "acciones restringidas" tras el fin de la relación laboral que el político mantuvo con su filial Lazard Asesores Financieros. Una parte le había sido concedida en 2008, al comienzo de dicha vinculación. La otra, "como pago relacionado con el contrato de trabajo y su finalización en 2010".  Así, 50.690 de esta acciones de Lazard Ltd fueron depositadas el 31 de marzo de 2011 en una cuenta de la que el documento facilita su número pero no la entidad. Sin embargo, los guarismos de la misma revelan que la misma pertenece al Banco Cantonal de Zürich, según ha podido constatar este diario. A esta entrega le siguió otra de 100.170 acciones el 5 de mayo de 2011. Ninguna de ellas podía ser transferidas hasta dos años después. Más adelante, el 1 de marzo de 2013, recibió otras 11.973 acciones que en este caso fueron depositadas en una cuenta limitada en Fidelity de la que era titular el propio Rato. Estas correspondía a una "unidades de acciones restringidas que le fueron concedidas [...] en 2009 como bonues del año 2008", detalla el documento que obra en el sumario.

Rato también recibió transferencias procedentes de Lazard en dos cuentas en territorio español. Según explica la propia firma de inversión en la documentación aportada al caso Bankia, Lazard Asesores Financieros efectuó pagos dinerarios al ex vicepresidente del Gobierno Aznar por su salario fijo de los años 2008, 2009 y 2010 a una cuenta en la antigua Caja Madrid, actual Bankia, y otra en La Caixa. Curiosamente, la cuenta de Bankia tenía también su origen en Cataluña, puesto que la entidad de origen era Caja Rural Provincial de Gerona, que fue integrada por Caja Madrid.

Requisitos para ser cliente

La operativa habitual del Banco Cantonal de Zürich exige una cantidad mínima de entrada de 100.000 euros para ser cliente. Una suma de dinero que debe tener una procedencia justificada y que se aconseja sea ingresada mediante transferencia o cheque bancario. "No en maletín", como recalca alguno de sus clientes españoles. El contacto con los asesores se efectúa en todo momento en castellano, en caso de que se concrete en el correo de solicitud de apertura de cuenta que no se habla inglés. Otra de las exigencias de la entidad para los nuevos clientes es que los titulares de las cuentas deben desplazase hasta sus oficinas en Suiza para rubricar toda la documentación.

El Banco Cantonal de Zürich es el tercer mayor banco del sistema financiero helvético, propiedad al 100% del Cantón de Zúrich, debido al elevado porcentaje de créditos domésticos que ha concedido a empresas y particulares durante los últimos años. Es lo más parecido en España a una caja de ahorros. En agosto del 2013, se vio salpicado por una investigación abierta por el Departamento de Justicia de Estados Unidos (DOJ). En aquel momento, esta autoridad informó que tenían a 14 bancos suizos bajo la lupa penal por presunta evasión de capitales. Pero producto de las investigaciones que habían iniciado en los años previos, el pequeño banco Neue Zürcher Bank debió cesar operaciones en 2011 y Wegelin quebró en 2013. El Banco Cantonal de Zúrich fue uno de esas 14 entidades bajo la lupa de las autoridades estadounidenses.

Fruto de esta investigación, la justicia estadounidense impuso al Credit Suisse una multa de 2.800 millones de dólares (2.500 millones de francos suizos) el pasado 19 de mayo. El banco helvético pagó 1.800 millones de dólares al Departamento de Justicia; otros 715 millones de dólares al regulador bancario de Nueva York; 196 millones de dólares adicionales a la comisión supervisora del mercado de valores (SEC); y 100 millones más a la Reserva Federal. El citado castigo económico es más de 3,5 veces superior al que recibió el UBS en 2009, cuando debió pagar una multa de 780 millones de dólares.

Rato buscó una entidad extremadamente solvente para recibir este pago de Lazard. De hecho, el Banco Cantonal de Zürich aparece entre los diez primeras bancos más seguros en las últimas encuestas realizadas por 'Global Finance'. En 2013, ocupaba el tercer puesto por detrás del alemán KfW y del holandés Bank Nederlandse Gemeenten.

La pista suiza del caso se conoce después de que en los últimos meses hayan transcendido al menos tres viajes que Rato a Ginebra. El primero se produjo el 26 octubre pasado, sólo un día después de que depositara un aval del Banco de Sabadell para hacer frente a la fianza de tres millones de euros que le impuso el juez Andreu por su responsabilidad en el escándalo de las tarjetas 'black'. La segunda, el 26 de febrero. La última, el pasado 10 de abril. En esta última, el que fuera director gerente del FMI fue increpado por otros viajeros españoles del mismo vuelo. Poco después, y tras destapar Vozpópuli que Rato era investigado por el Servicio de Prevención del Blanqueo de Capitales (Sepblac), UPyD, que ejerce la acusación el 'caso Bankia', reclamó al magistrado que le retirara el pasaporte y que le prohibiera viajar fuera de España. Además, pedía que la Policía investigara el motivo de dichos desplazamientos que "realiza sin dar cuentas de ningún tipo a pesar de su situación procesal". 

Trama empresarial internacional

Buena parte de la investigación sobre Rato se centra en el supuesto entramado internacional del exvicepresidente del Gobierno y su familia en el extranjero. Así, se conoce que éste cuenta, desde noviembre de 2013, con una sociedad con conexiones en paraísos fiscales, según adelantó Vozpópuli. Poco más de un año después de ser imputado por el caso Bankia, el que fuera máximo responsable del FMI inscribió en la Companies House (registro mercantil de Reino Unido) la sociedad Lilac Trading Limited. Para gestionar esta operación, el economista contrató a Finsbury Trust&Corporate Services Limited, una empresa de servicios fiduciarios de Gibraltar, una de las geografías opacas fiscalmente, que se dedica a la formalización para terceros de sociedades de inversión e inmobiliarias. El capital social de la firma está constituido por 3.000 acciones con un valor nominal de una libra por título. Rato, como director de Lilac Trading Limited, posee el 75% del capital social, con un total de 2.250 acciones. La segunda ramificación con estas geografías 'offshore' se produce en la figura del secretario del consejo de administración de Lilac Trading Limited. La firma que ejerce este cargo es Gateway Management (B.V.I) Limited, una sociedad afincada en Down Town (Tórtola), capital de las Islas Vírgenes Británicas.

A la firma domiciliada en Londres se han sumado dos mercantiles españolas en las que Rato figura como administrador único desde febrero de 2013: Rodanman Gestión 3 SL y Rafi SL. Ambas están dedicadas supuestamente al alquiler de inmuebles y tienen como domicilio social la propia vivienda del político, donde fue detenido este jueves. Además, las pesquisas intentan localizar otras empresas instrumentales en Panamá (donde su hermana tuvo una que repatrió en 2013 a España), en Holanda y en el estado de Delaware (EEUU), todos ellos paraísos fiscales o con legislaciones tributarias laxas


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba