ACUSADO DE ALZAMIENTO DE BIENES, BLANQUEO Y FRAUDE

Rodrigo Rato queda en libertad tras permanecer detenido durante las siete horas de registros

Funcionarios de Hacienda acudieron al domicilio de Rodrigo Rato para realizar un exhaustivo registro durante el cual el exministro fue detenido y acompañado a su despacho en busca de más documentación. El registro concluyó pasada la media noche y Rato quedó en libertad. La intervención se produjo tras la petición de la Fiscalía de Madrid y coincide con la investigación del Sepblac, revelada en exclusiva por este diario.

Siete horas. Ese es el tiempo que Rodrigo Rato Figaredo ha permanecido detenido este jueves después de que agentes de la Dirección Adjunta de Vigilancia Aduanera (DAVA), dependiente del Ministerio de Hacienda, comenzaran el registro de su domicilio en Madrid por orden del titular del Juzgado de instrucción número 35 de Madrid, Enrique de la Hoz. Sobre las cinco de la tarde, los agentes se personaron en la vivienda que el exvicepresidente del Gobierno de José María Aznar tiene en el número 33 de la madrileña calle de Don Ramón de la Cruz, en el distrito de Salamanca, para realizar un exhaustivo registro en presencia del propio político en situación de arresto. La sorpresiva actuación se producía sólo dos días después de que este periódico revelase que el también ex director gerente del FMI estaba siendo investigado por el Sepblac por un presunto delito de blanqueo de capitales tras acogerse a la amnistía fiscal promovida por el gobierno de Mariano Rajoy en 2012.

Tras el registro de la vivienda, los agentes han acompañado a Rato a su despacho en busca de más documentación

Tras el primer registro, que duró más de tres horas, se confirmó la detención de Rato, que abandonó la vivienda sin esposas pero custodiado por los funcionarios de Hacienda. Los agentes de Vigilancia Aduanera salieron del domicilio con al menos cuatro cajas y varias carpetas de documentación. El exministro, con semblante serio y escoltado por numerosos agentes, fue trasladado al sótano del número 50 de la calle Castelló, a escasos 200 metros de su domicilio, donde tiene su despacho profesional. Allí, la Policía tapó los cristales de la oficina mientras buscaba más documentación en presencia del exministro. Rato regresó a su casa pasada la media noche ya sin la compañía de los agentes, que dieron por finalizado el registro después de hacerse con una veintena de cajas. "Estoy en mi casa, con mi familia y en libertad", dijo a los periodistas. Según fuentes próximas a la investigación, el juez le citará a declarar una vez se haya analizado la información intervenida.

En el marco de la misma investigación, los funcionarios de Vigilancia Aduanera han registrado también una finca de la familia, otra vivienda en el mismo edificio y planta que la del político y que pertenece a su hermana y un bufete de abogados en San Roque (Cádiz), que suspuestamente había ayudado a Rato a crear su estructura empresarial bajo sospecha. 

La Fiscalía de Madrid presentó la denuncia después de que los expertos de la Agencia Tributaria presentaran un informe en el que denunciaban sospechosos movimientos económicos realizados por el político y su entorno. El Ministerio Público no lo dudó, y ante las noticias que habían comenzado a salir en prensa tras destapar Vozpópuli el escándalo, solicitó al juez de guardia de Plaza de Castilla el "registro inmediato" de la casa del exministro de Aznar. Las pesquisas fueron iniciadas hace unos días por el Ministerio Público, que insta a investigar a Rato por supuestos delitos de fraude, alzamiento de bienes y blanqueo de capitales. Todos ellos totalmente al margen de las pesquisas que se siguen contra Rato en la Audiencia Nacional por los casos Bankia y tarjetas black, y en otro juzgado ordinario por los sobresueldos de la cúpula de la entidad financiera durante su presidencia y la de Miguel Blesa.

La expectación en la zona cercana al domicilio del político fue enorme durante toda la tarde de ayer. Desde pasadas las 16.30, decenas de medios de comunicación se concentraron frente al portal del ex director gerente del FMI. Tres furgones de la Policía Nacional llegaron pasadas las 18.30 a la puerta de la vivienda, donde varios agentes impedían el paso. El tráfico se reabrió pocos minutos después de las siete de la tarde.

El Gobierno presume de sistema

Dos días después de la publicación de las informaciones sobre Rato y tras su negativa a reconocer que posee sociedades con vinculaciones a los paraísos fiscales de Gibraltar e Islas Vírgenes, el Gobierno había confirmado este jueves, a través del ministro de Justicia, Rafael Catalá, que el Sepblac (Servicio de Prevención de Blanqueo de Capitales) está investigando si el origen de esas rentas regularizadas es lícito o no. Según el ministro, el registro en el domicilio del exvicepresidente del Gobierno demuestra que la ley es "igual para todos""Es la constatación de que el sistema funciona, los jueces y fiscales investigan y el funcionamiento del sistema de derecho y de las instituciones y la garantía de que la ley es igual para todos", ha asegurado en declaraciones en los pasillos del Congreso. Catalá ha dicho no tener más información que la aportada por los medios de comunicación aunque sí cree que esta actuación es la prueba de que el Estado de Derecho funciona y que los jueces y fiscales investigan.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba