Nacional

El código ético de Podemos inhabilita a Tania Sánchez para ir en las listas de las elecciones generales

La formación de Pablo Iglesias estableció el pasado abril que no podrán "siquiera participar en los procesos de primarias" aquellas personas que "sean públicamente investigadas" o "formalmente imputadas" por "presuntos delitos de corrupción".

Tania Sánchez, durante un mitin de la candidatura Ahora Arganda.
Tania Sánchez, durante un mitin de la candidatura Ahora Arganda. Convocatoria por Madrid

La imputación de Tania Sánchez por presunta prevaricación, tráfico de influencias y malversación de caudales públicoscomplica su futuro en la órbita de Podemos. La posibilidad de ser diputada nacional en las elecciones de noviembre, bajo las siglas de Podemos, tal y como se había barajado últimamente dentro y fuera de la formación de Pablo Iglesias, pierde fuerza estos días a raíz de su imputación por el Juzgado de Instrucción número 6 de Arganda del Rey (Madrid). La exdiputada de IU, que tendrá que declarar el próximo 23 de junio por concesiones a la cooperativa de su hermano (Aúpa) y a su propia compañía teatral (Pecados Capitales) durante su época como concejala del Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid (2007-2011), deberá someterse al código ético de Podemos, cuya tolerancia cero ante presunta corrupción le deja en una posición complicada.

El propio Pablo Iglesias, secretario general de Podemos, firmó el pasado 15 de abril una Declaración de inexistencia de procesados por corrupción en las listas electorales que salieron de las primarias autonómicas. El líder de Podemos estableció en dicho texto, de cara a futuros procesos internos, que "se invalidará de acuerdo al Código Ético para participar siquiera en los procesos de primarias" a todas aquellas personas que "sean públicamente investigadas (haya dirigida una investigación contra dicha persona y dicha investigación sea pública que es por presuntos delitos de corrupción, económicos, acoso sexual, violencia de género, pederastia y maltrato infantil) o formalmente imputadas (formando parte del procedimiento con las garantías propias de dicha situación de imputadas), procesadas (habiéndose dictado auto de procesamiento) o condenadas por dichos delitos de corrupción, económicos, acoso sexual, violencia de género, pederastia y maltrato infantil".

Iglesias desarrolló así el contenido del documento base aprobado en la Asamblea fundacional de Vistalegre el pasado octubre. Este estatuto obliga a los inscritos en Podemos a adoptar "el compromiso de renuncia al cargo público, interno del partido o a cualquier candidatura a los mismos en caso de ser imputado, procesado o condenado por las faltas y delitos que se determinarán en el Reglamento al efecto que habrá de publicar la Comisión de Derechos y Garantías, y que en cualquier caso incluirán siempre los delitos de corrupción, económicos, acoso sexual, violencia de género, pederastia y maltrato infantil, contra los derechos de los trabajadores, ecológicos y urbanísticos".

Sánchez podría esquivar el código ético de Podemos si opta por presentarse a las primarias tras un eventual sobreseimiento de la causa

En lo relativo a Tania Sánchez, si todavía estuviera imputada la hora de formalizar su candidatura a las primarias de Podemos -proceso que tendrá lugar previsiblemente en octubre- le sería muy difícil presentarse a dicha elección interna ya que su caso sí tiene relación con delitos de corrupción (prevaricación, malversación y tráfico de influencias). No obstante, todavía no hay constancia de que la Comisión de Derechos y Garantías de Podemos haya difundido ese reglamento donde queden precisados los delitos que inhabilitan a imputados, como Sánchez, procesados o condenados.

La portavoz de la plataforma Convocatoria por Madrid podría esquivar este código ético si opta por presentarse a las primarias tras un eventual sobreseimiento de la causa por la juez de Arganda (ella dejaría de estar imputada). No obstante, en este supuesto, un recurso del PP ante la Audiencia Provincial de Madrid volvería a lastrar sus aspiraciones.

El caso de Tania Sánchez, donde confluyen presuntos delitos de corrupción, es diferente al de Marcos Martínez, miembro del Consejo Ciudadano Estatal y acusado de coacciones, atentado y desórdenes por un escrache al presidente de Cantabria en funciones, Ignacio Diego (PP). Estos delitos no son materia a combatir por parte de la Comisión de Garantías.

La portavoz de Convocatoria por Madrid admitió durante la pasada campaña electoral del 24-M que colabora con Podemos y que no descarta concurrir a las elecciones generales en las listas de la formación de Pablo Iglesias. De hecho, Sánchez se volcó en las candidaturas de unidad popular integradas por Podemos nada más salir de Izquierda Unida y ha trabajado especialmente para el partido del círculo en la Comunidad de Madrid, ya que la lista de José Manuel López Rodrigo incluyó a cuatro miembros de su plataforma: María Espinosa, David Campo, Beatriz Galiana y Hugo Martínez Abarca (sólo los dos primeros serán diputados).

"Hay un proyecto de cambio y yo voy a participar. No es un problema de lo que a mí afecta, sino si se es o no es útil al proyecto de cambio. Me sometí a unas primarias y dije que estaría donde me quisiera la gente y donde hubiera un proceso democrático", declaró al programa Espejo Público de Antena 3 en plena campaña de las autonómicas. 

Bajo sospecha hasta el próximo otoño

Entre tanto, el futuro portavoz del Grupo Parlamentario de Podemos en la Asamblea de Madrid, José Manuel López Rodrigo, ha manifestado este martes que si el procedimiento sigue adelante y Tania Sánchez continúa imputada cuando se celebren las primarias de Podemos al Gobierno de la Nación, la exconcejala de Rivas Vaciamadrid no sería admitida. No obstante, López Rodrigo se ha inclinado por pensar que el asunto de Tania Sánchez quedará zanjado antes de las primarias. Además, le ha mantenido la puerta abierta al subrayar que si la juez de Arganda archiva la causa, podría presentarse para ir en las listas.

López Rodrigo se ha aventurado a realizar esta afirmación, ignorando que en caso de que la instructora, que todavía tiene que tomar declaración a los imputados y quizá practicar más diligencias, ordene el sobreseimiento del caso, la acusación, ejercida por el PP, tendría posibilidad de recurrir primero en apelación ante la propia juez y luego ante la Audiencia Provincial de Madrid. Algo que alargaría todo el proceso. Este guiño de López Rodrigo a Tania Sánchez choca con la postura que mantienen otros dirigentes de Podemos, entre ellos Iñigo Errejón, que no verían con buenos ojos un mayor protagonismo de la exdiputada de IU en su formación al arrastrar una imagen bajo sospecha en lo que a gestión pública se refiere.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba