Las encuestas que maneja el PSOE andaluz le colocan cerca de la mayoría absoluta

El ‘ciclón Podemos’ obliga a Susana Díaz a repensar su salto a Madrid

El fuerte  empuje electoral de Pablo Iglesias y su organización, confirmado por el CIS, está llevando a Susana Díaz a reconsiderar su salto a Madrid después de las elecciones de mayo. Pedro Sánchez lo sabe y cree que el actual escenario político facilita su ascenso sin demasiadas cortapisas al cartel electoral.

La presidenta andaluza, Susana Díaz.
La presidenta andaluza, Susana Díaz. Europa Press

Las encuestas que manejan los socialistas andaluces reflejan la posibilidad de que Susana Díazbordee la mayoría absoluta en las elecciones autonómicas del 22 de marzo. La meta está en los 55 escaños, ocho más de los que obtuvo en marzo de 2012, comicios en los que el PP aventajó al PSOE en tres diputados e IU quedó en 12. La alianza de la izquierda dejó a los populares en la oposición.

En contra de Susana Díaz pesa la opinión de los andaluces de que acabará dando el salto a Madrid

Ahora, el PP andaluz está débil, más que cuando Javier Arenas encabezó su cartel, y Podemos carece todavía de un asentamiento sólido en esta comunidad, aunque tiene posibilidades de absorber buena parte del espacio electoral de IU. Pero hay un problema sobrevenido: la mayoría de los electores andaluces están convencidos de que su presidenta acabará dando el salto a Madrid y muchos de ellos no están por la labor de facilitarle gratuitamente el salvoconducto. En el equipo de la lideresa han llegado a la siguiente conclusión: hay que insistir de forma machacona en que la máxima ambición de Susana Díaz es seguir siendo presidenta de todos los andaluces, pues cuanto más se la crean los votantes, más posibilidades tendrá de sortear el difícil panorama de pactos que se le abriría en caso de quedarse lejos de la mayoría absoluta.

Como no hay mal que por bien no venga, en la dirección federal del PSOE también se ha hecho el mismo análisis. Si Susana Díaz revalida limpiamente la presidencia de la Junta el próximo 22 de marzo, es improbable que se arriesgue a luchar por el cartel electoral del PSOE “y a quedarse compuesta y sin novio”. La respuesta que ofrecen algunos miembros de la ejecutiva socialista es clara. “En estos momentos, sabemos por encuestas propias y ajenas que la tendencia de Podemos es ascendente y que troceará tanto el voto de la izquierda que será difícil llegar a La Moncloa en noviembre. Y Susana Díaz no tiene un pelo de tonta”.

¿La exministra Carmen Chacón como tapada?

Es evidente que una victoria de ella en Andalucía y una derrota posterior suya en las elecciones generales, la dejaría sin feudo territorial y sin amarres fuertes en el PSOE, razón última que lleva a pensar a algunos miembros del equipo de Pedro Sánchez que le dejará a éste en paz y no se le pasará por la cabeza competir con él en las primarias de julio, ni siquiera aunque se lo pidan las mayoría de las federaciones.

Dentro de estas observaciones que hacen en la dirección socialista se abre otro interrogante. Y es si apoyará Susana Díaz a la exministra Carmen Chacón para que desbanque a Pedro Sánchez antes de las legislativas. En buena lógica, ello ayudaría a aminorar el peligro de que el PSOE quede después de las próximas elecciones convertido en un partido marginal. Las mismas fuentes tienen sus dudas al respecto. En primer lugar, porque un apoyo explícito a Chacón por parte de la federación andaluza y, por tanto, de su lideresa, acabaría comprometiendo a ésta en el supuesto, altamente probable, de que la exministra tampoco consiguiera frenar el trasvase de votos socialistas a Podemos y obtuviera un sonoro batacazo en las urnas. La imagen de un Pedro Sánchez víctima de las conspiraciones internas y tentado de nuevo a dar su batalla por el control interno del partido en la próxima legislatura no gusta a nadie.

Pedro Sánchez no gana para sustos: habrá otro CIS dos semanas antes de las municipales y autonómicas

“Vista la foto del CIS y al margen de los ingredientes de su cocina, lo que nos llega es que Susana Díaz se está repensando sus planes y va a dejar que Pedro Sánchez compita con Rajoy en las próximas elecciones generales”. El vaticinio que hacen miembros de la cúpula socialista volverá a ser contrastado después de las elecciones de mayo, cuando se vea como respiran las 17 federaciones ante los resultados de las autonómicas y municipales. Dos semanas antes, el PSOE puede recibir otro susto del CIS cuando se publique el barómetro con intención de voto correspondiente al mes de abril. Está claro que Pedro Sánchez no gana para sobresaltos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba