Nacional

Pablo Iglesias propone aumentar el permiso de paternidad de 2 semanas a las 16 de las madres

Así lo recoge el documento 'Reorganizar el sistema de cuidados' que será integrado en el programa electoral de Podemos. El texto también plantea otras medidas como "prestaciones universales por criatura, independientes del nivel de renta y tipo de familia". 

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, besa a una niña tras un mitin en Valencia.
El líder de Podemos, Pablo Iglesias, besa a una niña tras un mitin en Valencia. EFE

Podemos ha presentado este lunes el documento Reorganizar el sistema de cuidados: condición necesaria para la recuperación económica y el avance democrático con una batería de propuestas de carácter social, centradas en igualdad, dependencia y conciliación laboral. Elaborado por las expertas María Pazos, coordinadora del departamento de Fiscalidad y Género del Instituto de Estudios Fiscales, y Bibiana Medialdea, profesora e integrante de Podemos, el dossier promueve como iniciativa destacada la equiparación del permiso de paternidad al de maternidad. Así plantea "aumentar el actual permiso de paternidad de 2 semanas hasta las 16 semanas que ya tienen las madres". Este documento, se suma al redactado por los economistasVicenç Navarro y Juan Torres, y será incorporado al programa electoral del partido de Pablo Iglesias.

Las autoras se preguntan "cómo es posible que los gobiernos declaren como objetivo la igualdad en el mercado de trabajo, y sin embargo mantengan esta enorme fuente de desigualdad". En ese sentido, sostienen que "mientras los hombres no se ausenten en la misma medida de sus puestos de trabajo, las mujeres seguirán llevando en la frente el cartel de 'menos disponible para el empleo que un hombre'". Para garantizar la igualdad efectiva de derechos, Pazos y Medialdea señalan que el permiso debe ser: igual para cada persona progenitora, independientemente de su sexo, orientación sexual o tipo de familia; intransferible, como todos los demás derechos laborales y sociales; pagado al 100% del salario; y con igual protección del puesto de trabajo durante el ejercicio de los derechos de maternidad y paternidad.

Ambas especialistas subrayan que está demostrado que "los padres que se han tomado un permiso de paternidad largo se implican más en la atención posterior a las criaturas". En su análisis, recuerdan que el Congreso de los Diputados votó por unanimidad en 2012 una proposición no de ley (PNL) reconociendo que "los permisos deben ser iguales e intransferibles". Sin embargo, precisan, este mandato parlamentario que implicaba el aumento a las 16 semanas todavía no se ha cumplido. El permiso de paternidad continúa siendo la octava parte que el de maternidad. Aquella iniciativa fue presentada en la Comisión de Igualdad de la Cámara Baja por Convergència i Unió (CiU).

Las autoras diferencian esta "prestación por criatura" del cheque bebé de Zapatero, al que atribuyen "nula o escasa influencia" en el aumento de la natalidad 

Por otro lado, el texto Reorganizar el sistema de cuidados también aboga por la concesión de "prestaciones universales por criatura, independientes del nivel de renta y del tipo de familia". Las autoras aluden aquí como modelo a imitar a las políticas que siguieron los países nórdicos, liderados por Suecia, en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial. No obstante, esta medida ya la aplican otros gobiernos como el argentino de Cristina Fernández de Kirchner. "Además de no introducir incentivos perversos en el mercado laboral, las prestaciones universales por hijos/as atienden a todas las criaturas por igual, lo que es coherente con la idea de que su finalidad es el bienestar de la infancia independientemente de sus progenitores, que serían simples administradores", subrayan. "Si estas prestaciones se financian a través de impuestos está asegurada la progresividad por esa vía, implicando a toda la población", sentencian.

En el caso actual de España, las colaboradoras de Podemos advierten de que "la atención a las circunstancias familiares se canaliza mediante desgravaciones en el IRPF, de las que solamente se benefician las rentas por encima del umbral del mínimo exento", critican. Las redactoras diferencian estas prestaciones del cheque bebé que impulsó el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero, al que atribuyen "nula o escasa influencia" en el aumento de la natalidad.

Enmienda total al empleo a tiempo parcial

Al mismo tiempo, las autoras inciden en las líneas básicas del borrador que presentaron en noviembre Navarro y Torres y apelan a "eliminar todos los incentivos al empleo a tiempo parcial" y establecer una "jornada laboral máxima de 35 horas semanales". Sostienen que "el empleo a tiempo parcial no es trabajo digno porque no proporciona los mínimos derechos económicos, sociales y laborales. Y, a pesar de esos inconvenientes, en muchos casos ni siquiera facilita los cuidados, pues las empresas fijan los horarios según su conveniencia", agregan. Respecto a la carga horaria laboral, apuntan que "si en lugar de favorecer un sistema que conduce a que en una pareja el hombre trabaje 45 horas a la semana y la mujer 25, se favoreciera que todas las personas trabajaran como regla general 35 horas a la semana, el número de horas semanales totales de esa pareja sería el mismo; pero esas personas tendrían menos problemas".

Otra medida que reclama el informe es eliminar el artículo 18 de la Ley de Dependencia que prevé la prestación por cuidados en el entorno familiar, "acabando con la injusticia que supone el sacrificio de las mujeres de la familia". En última instancia, el texto aboga igualmente por la "equiparación de las empleadas de hogar al resto de personas trabajadoras".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba