Nacional

Dos eurodiputados de Podemos rechazan establecer acuerdos preelectorales con partidos 'viejos'

Teresa Rodríguez-Rubio y Pablo Echenique expresan sus reservas a cerrar pactos con siglas de izquierdas para las municipales. "Hay que buscar más una unidad popular que de estructuras", sostiene. Hacen un llamamiento a la auto-organización durante su intervención en la V Universidad de Verano de Izquierda Anticapitalista.

Una de las ponencias de la V Universidad de Verano organizada por Izquierda Anticapitalista en Segovia
Una de las ponencias de la V Universidad de Verano organizada por Izquierda Anticapitalista en Segovia IzAn

En pleno debate sobre la necesidad o no de buscar alianzas con otras fuerzas de izquierdas para contrarrestar la reforma electoral del PP, dos de los eurodiputados de Podemos, Pablo Echenique y Teresa Rodríguez-Rubio, hicieron este viernes un emplazamiento a la cautela, a no precipitarse en acuerdos con otros partidos, sobre los que, al mismo tiempo, expresaron sus reservas. Así lo manifestaron durante la ponencia Cómo ganar, la conferencia estrella de la V Universidad de Verano de Izquierda Anticapitalista organizada en Segovia. Ambos compartieron mesa con el diputado de Amaiur Sabino Cuadra y el coordinador de Anova y alcalde de Teo (A Coruña), Martiño Noriega.

A raíz de las preguntas planteadas por los asistentes (participan más de 500 personas), Echenique, investigador del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y número cinco de la lista europea, manifestó que "no siendo excesivamente joven, esto de la unión de la izquierda me suena a viejo". Así, señaló que "el cambio que se está produciendo en este país tiene mucho que agradecerle a lo que se ha agrupado históricamente bajo el referente de la palabra izquierda. Pero parece que de algún modo la gente de la calle está llevando la delantera".

En este sentido, subrayó que "la unidad que hay que buscar es la unidad popular, la unidad de la gente y no tanto algo que recuerda más a coaliciones, a pactos entre cúpulas de partidos, a decisiones entre sabios de la geopolítica". "Tiene más que ver con lo que está diciendo la gente en la calle, con juntar todas esas voces y aportar toda la sabiduría y la experiencia que viene de lejos", apostilló.

"No creo que lo que se suele entender habitualmente por una unidad de la izquierda sea algo necesario o siquiera deseable", afirmó Echenique

En esta línea, el europarlamentario se mostró tajante: "No creo que lo que se suele entender habitualmente por una unidad de la izquierda sea algo necesario o siquiera deseable". De este modo, avanzó cuál puede ser el camino que siga Podemos en la relación con otras organizaciones políticas antes de las elecciones municipales de 2015: "Tenemos que hacer un debate estratégico y pensar cómo podemos ganar esta batalla. Y si uno de los pasos que tienen que llevar a ganar la batalla pasa por hacer ciertos movimientos, los haremos y si pasa por no hacerlos, pues no habrá que hacerlos". "No podemos poner un hipotético movimiento previo por delante de un objetivo", añadió.

Por todo ello, Echenique instó a sus compañeros de filas a "buscar más una unidad popular y de la gente de abajo que de lo que podríamos llamar izquierda, que se refiere más a partidos y estructuras que vienen de atrás". "El pacto entre élites en reservados de restaurantes que dio luz al régimen del 78 ha caducado", sentenció.

Por su parte, Teresa Rodríguez-Rubio, militante de Izquierda Anticapitalista y número dos de la candidatura de Podemos el 25-M, apostó fuerte por "poner todos los huevos en el cesto de la auto-organización". Sobre la unidad de la izquierda, señaló que "si ayuda a ese proceso de auto-organización, a seguir agregando gente al empoderamiento, será útil. Pero me temo y tengo muchísimo miedo a que por las prisas el articular la unidad de las organizaciones de izquierda cierre los procesos de agregación", auguró. 

"Sería una enorme torpeza por nuestra parte dedicarnos a echar cuentas, ahora que estamos inmersos en pleno proceso de agregación", manifestó Teresa Rodríguez

De esta manera, la eurodiputada recalcó que "es necesario tender puentes entre quienes antes que nosotros están diseñando proyectos de sociedad diferente". Sin embargo, matizó que "sería una enorme torpeza por nuestra parte dedicarnos a echar cuentas, ahora que estamos inmersos en pleno proceso de agregación". "Creo que es incluso oportunista y tiene poca visión a medio plazo. Incluso en términos estrictamente electorales, creo que pueden ser contraproducentes uniones aritméticas de siglas deprisa y corriendo, sin la voluntad de construir un acervo común, que es de lo que se trata, de que la participación sea cotidiana", concluyó.

De momento, las bases de Podemos, que ya han advertido al grupo promotor de que decisiones de este tipo deberán ser tomadas en cada círculo (fundamentalmente por las diferentes características de cada municipio) tendrán que esperar a la Asamblea Ciudadana Sí se puededel próximo octubre. Los fundadores de Podemos esperan que esta cita sirva para ir perfilando la estrategia antes las próximas citas electorales.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba