Nacional

Un abogado del Ayuntamiento de Madrid en el Madrid Arena, relacionado con el entramado societario del ‘caso Aifos’

Aunque ya no defiende a al Ayuntamiento sino a exdirectivos de Madridec, Nicolás González-Cuéllar está relacionado con la pista empresarial de la promotora quebrada. El catedrático defendió al dueño de Aifos y compartió domicilio social con su exabogado.

Botella asiste el fin de semana a la semifinal del Open de Tenis de Madrid, en la Caja Mágica.
Botella asiste el fin de semana a la semifinal del Open de Tenis de Madrid, en la Caja Mágica. Juan Carlos Hidalgo

Nicolás González-Cuéllar es un reputado abogado, catedrático de Derecho y representante de una estirpe familiar dedicada al ejercicio jurídico. Sin embargo, su pasado reciente cuenta con una serie de raros movimientos societarios muy vinculados al escándalo de la inmobiliaria Aifos, un caso por el que su propietario, Jesús Ruiz Casado, fue condenado en 2010 a seis años de prisión y que ha dejado a deber 500 millones de euros entre unos 5.000 acreedores. Pieza separada del Caso Malaya, Aifos, que fue la primera promotora de Marbella, es un espejo de los tiempos del boom ladrillero.

González-Cuéllar tomó directamente contacto en 2009 con Ruiz Casado al ser contratado para la defensa de éste en el juicio del Caso Malaya. Hasta ahí nada sospechoso, si no fuera porque precisamente ese mismo año una de las empresas del catedrático compartió durante nueve meses domicilio social con otra firma de Manuel Torres Ojeda, exabogado del dueño de Aifos y acusado de cobrar pagarés de filiales de Ruiz Casado. Ninguna de estas extrañas maniobras fue apercibida por el Ayuntamiento de Madrid para contratar a Nicolás González-Cuéllar en el caso Madrid Arena, si bien finalmente el letrado ha asumido la defensa de dos exdirectivos de Madrid Espacios y Congresos imputados por la tragedia, Jorge Rodrigo y José Ángel Rivero.

El entramado societario consiste un festín de creación y liquidación de empresas de campeonato, todas ellas recogidas en el registro mercantil. Al dejar de prestar servicios para Aifos, Manuel Torres Ojeda crea en enero de 2009 una sociedad, la Asesoría Legal Torres, con sede social en la calle de Aruba 12 de Málaga. Casi al mismo tiempo, González-Cuéllar crea otra firma, Jur Advising, domiciliada en la misma dirección de la ciudad andaluza. Torres Ojeda y González-Cuéllar comparten domicilio social hasta septiembre de 2010, mes en que Torres se traslada a la calle de Salinas 6, siempre en Málaga.

Mientras sus empresas se asientan en la misma dirección, se produce un insólito hecho del que ha informado, con pruebas, el portal Prnoticias: el 4 de julio de 2009, Manuel Torres Ojeda cobra en San Sebastián dos pagarés de la sociedad Proyecto Ciudad Ilíberis, propiedad de… Jesús Ruiz Casado, el dueño de Aifos. En el momento del cobro, Torres seguía siendo apoderado de Aifos a pesar de haber supuestamente dejado la inmobiliaria un año antes.

Otro hecho insólito es que pese a que Nicolás González-Cuéllar cambia de domicilio social su sociedad Jur Advising en octubre de 2011, todas las guías de Internet indican que la dirección de esta firma es… la calle de Salinas, 6, Málaga, donde sita la Asesoría Legal Torres. Torres Ojeda disuelve su asesoría en abril del año pasado.

Este periódico ha contactado con González-Cuéllar, que rechaza las acusaciones contra él vertidas desde PrNoticias: “El autor es el antiguo responsable de prensa de Aifos, el cual tiene una querella por estafa. Mi relación con Jesús Ruiz Casado es puramente profesional y, de hecho, los asuntos que les he llevado de Aifos se debían a contratos con la administración concursal. Estoy cansado de esta historia”, lamenta. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba