Nacional

Los socialistas europeos desautorizan a Pedro Sánchez y permiten que Cañete sea comisario

El pacto de no agresión entre los dos principales grupos se impone en la Eurocámara. No obstamte, los tres parlamentarios del PSOE en la comisión de Medio Ambiente y Energía han votado en contra. El eurodiputado popular entra a formar parte del equipo de Juncker sin revelar si ha vendido sus acciones petroleras a su cuñado.

El Parlamento Europeo ha aprobado este miércoles la candidatura de Miguel Arias Cañete como comisario de Energía y Acción por el Clima por 83 votos a favor, 42 en contra y 3 abstenciones. Los socialistas europeos han votado a favor del exministro en la Comisión de Medio Ambiente y Energía, mientras que los tres parlamentarios del PSOE en este órgano, adscritos al mismo grupo, lo han hecho contra, tal y como había defendido su secretario general, Pedro Sánchez. El nuevo líder de los socialistas españoles no ha conseguido ser escuchado lo suficiente por sus colegas europeos del S&D para tumbar a Cañete y obligar al presidente electo de la Comisión, Jean-Claude Juncker, a proponer otro candidato para la cartera de Energía y Acción por el Clima.

La jefa de la delegación del PSOE en la Eurocámara, Iratxe García, había explicado que los socialistas españoles votarían 'no' a Cañete por su política en materia de cambio climático, sus declaraciones machistas y sus conflictos de interés por las participaciones de su familia en empresas petroleras. El PSOE no ha logrado convencer al resto de socialistas europeos (S&D) para que rechazaran al candidato español, lo que hubiese supuesto su caída, ya que la Izquierda Unitaria, Los Verdes y parte de los liberales se han pronunciado en contra del aspirante.

La votación ha puesto de manifiesto la división que hay en el Grupo Socialista Europeo sobre el perfil Cañete, algo que ya se vio el pasado lunes en la comisión de Asuntos Jurídicos. Esta comisión avaló por segunda vez la declaración de intereses económicos del ex ministro de Agricultura y descartó cualquier conflicto de interés gracias al apoyo de tres eurodiputados del S&D, que se sumaron a populares y conservadores británicos, y a la abstención de otros tres.

De este modo, Arias Cañete entrará a formar parte de la 'Comisión Juncker' sin haber revelado a la opinión pública si ha vendido sus acciones petroleras a su cuñado (el 2,5% que poseía en Petrolífera Ducar y Petrologis Canarias). Una cuestión que no quedó aclarada en su examen europeo del pasado 1 de octubre.

La eslovena Alenka Bratusek será la 'sacrificada' 

Para evitar la caída de algún comisario de un gran país, el Grupo Popular y los socialistas europeos habrían llegado a un pacto de no agresión y a un acuerdo con Juncker que pasaría por sacrificar a la candidata eslovena, Alenka Bratusek, propuesta como vicepresidenta para la Unión Energética (por encima de Arias Cañete), según informa Ep citando fuentes parlamentarias. La liberal Bratusek causó muy mala impresión durante su audiencia por falta de conocimientos sobre su cartera. Además, se autodesignó como comisaria cuando era primera ministra en funciones tras haber perdido las elecciones en su país frente a una coalición de centro izquierda.

En este sentido, el eurodiputado verde Claude Turmes ha denunciado en su cuenta de Twitter la existencia de un "acuerdo cosmético" entre Juncker y el presidente de la Eurocámara, Martin Schulz, según el cual los socialistas "lograrían un comisario adicional". "Cañete y Navracsics se quedarán, con una amputación cosmética de sus carteras", ha advertido Turmes. El pleno del Parlamento tiene previsto votar al Colegio de Comisarios al completo el próximo 22 de octubre.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba