Nacional

Rajoy: "La reforma laboral nos dejará unas cuantas personas más trabajando, ya veremos cuántas"

El presidente del Gobierno, quien cree "firmemente en la reforma laboral", ha asegurado este martes que gracias a ésta "se ha creado una alternativa al despido". "Animado" porque se ha roto la tendencia en la destrucción de empleo, cree "que no se puede ser un optimista absurdo pero tampoco tener el planteamiento de un cenizo".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este martes que se encuentra "animado y esperanzado" de cara al futuro porque se ha roto la tendencia en la destrucción de empleo, aunque ha reconocido que todavía queda mucho por hacer por la gente que continúa en el paro. "Debemos perseverar, este país está cambiando a mejor". 

En declaraciones a la Cadena Ser, ha calificado de "buenos" los datos sobre el desempleo publicados este martes, que revelan la mejor evolución en un mes de abril desde el inicio de la serie, y ha afirmado que a finales de 2015 el paro será menor que el que había en 2011. "El año 2012 fue malo, 2013 aún peor, 2014 va a ser bueno y 2015, mejor", ha asegurado.

Rajoy, quien cree "firmemente en la reforma laboral", ha manifestado que gracias a ésta "se ha creado una alternativa al despido, permitiendo más negociaciones entre trabajadores y empresas o manteniendo puestos de trabajo en algunos casos". 

"¿Usted se cree que a mí me gusta bajar el sueldo a los funcionarios o subir los impuestos?", le ha espetado a su entrevistadora, escudándose en que "partíamos de una situación muy difícil". "Me encontré un país en la quiebra y ahora hay un cambio de tendencia", ha añadido.

"No hemos congelado las pensiones como sí han hecho todos los países de nuestro entorno", según Rajoy

En línea con el optimismo oficial descorchado recientemente, el presidente del Ejecutivo ha afirmado que "va a haber crecimiento y mayor creación de empleo. Esto requiere un esfuerzo prolongado, no se pueden resolver las cosas ni en un día, ni en un mes ni en un año". Sin embargo, "creo que hemos pasado lo peor".

Rajoy ha defendido el acierto de su Gobierno con las previsiones macroeconómicas e incidiendo en que "este país está cambiando hacia mejor y eso debe ser un estímulo", ha pedido que "no se tenga un planteamiento triste o de cenizo porque está fuera de la realidad en este momento". "Al final de la legislatura habrá menos paro que a finales de 2011", ha rematado.

"Tasa de temporalidad altísima"

Preguntado por la gran cantidad de contratos temporales existente, Mariano Rajoy ha afirmado que el Gobierno es consciente de ello pero ha recurrido una vez más a la herencia recibida para justificarse: "La tasa de temporalidad es altísima pero inferior a cuando yo llegué al Gobierno". 

"Me encontré un país en la quiebra y ahora hay un cambio de tendencia", ha afirmado el presidente del Gobierno

"Hay muchos contratos temporales, sobre todo en hostelería y en zonas turísticas pero acabamos de aprobar la tarifa de 100 euros a la Seguridad Social para fomentar el contrato indefinido con un mínimo además de dos años", ha zanjado en este sentido.

"Preocupado por la desigualdad y la pobreza", el presidente del Gobierno se ha excusado expresando que "no hemos congelado las pensiones como sí han hecho todo los países de nuestro entorno" y ha criticado la tendencia que hay en España "a castigarnos a nosotros mismos". "Comparémonos con los de al lado, dígame un país en el que la asistencia pública sea mejor que en España", ha concluido.

"Dispuesto a dialogar sobre Cataluña"

Sobre el desafío independentista planteado por Cataluña, Rajoy ha insistido en que está dispuesto a dialogar y ha calificado la consulta convocada por la Generalitat de "problema político de gran envergadura". Ha señalado que el Ejecutivo "no puede aceptar" una consulta que el Parlamento y el Tribunal Constitucional han declarado contraria a la Constitución

Preguntado por su disposición a reformar la Carta Magna, ha respondido que siempre que se abre un proceso así hay que saber "dónde se va". Tras apuntar que no es contrario a reformarla, sí ha dejado claro que "si alguien quiere reformarla es importante que se diga qué se quiere hacer" y ha recordado que él mismo apoyó su reforma en dos ocasiones, la última bajo el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

"Iré a la final de la Champions y quiero que gane el Madrid"

"El diálogo no se rompe nunca", ha subrayado Rajoy al ser preguntado al respecto. "Estoy abierto a escuchar. Estoy dispuesto a dialogar, pero si es para que yo tenga que decir que sí a una cosa a la que el Parlamento y el Constitucional ha dicho que no, me lo ponen imposible", ha destacado, antes de afirmar que nunca se le ha caracterizado por ser una persona "intransigente" con la que "no se pudiera hablar".

"Esas cosas no estaban en la contabilidad del partido" 

Esta ha sido la respuesta del presidente del Gobierno en referencia a los llamados papeles de Bárcenas. Rajoy ha zanjado este capítulo con un "yo di las explicaciones donde tenía que darlas, en el Congreso". La pregunta "¿sabe si algún otro dirigente del PP ha manejado dinero negro", ha quedado despejada con un breve "que yo sepa no"

Finalmente, Rajoy ha dicho que no piensa en quién será su relevo en el Partido Popular y que no tiene decidido "si ponerme un límite de dos legislaturas".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba