El PP confía en recuperar el 'voto a la fuga'

Madrid, Valencia y Cataluña se hunden en los sondeos del PP para las elecciones europeas

Madrid, Cataluña y Comunidad Valenciana son los 'agujeros negros' del PP de cara a las elecciones europeas. El último sondeo de la calle Génova mantiene el empate técnico entre los dos grandes partidos y un aumento suave de la abstención.

Mariano Rajoy, en el Senado
Mariano Rajoy, en el Senado EFE

Poco preocupa en Moncloa la ausencia de un cabeza de lista a un par de meses de las elecciones europeas. La tendencia de los sondeos arroja un mano a mano prácticamente inamovible entre el PP y el PSOE, con ligera ventaja del partido en el Gobierno. La tendencia no ofrece sorpresas en la última encuesta conocida esta semana. El PP aguanta el tipo pero con enormes dificultades. Los técnicos de Génova detectan con preocupación tres grandes zonas donde la tendencia de voto es menguante.

Valencia y Madrid, por su significado y el volumen de su militancia, son los dos territorios que más inquietan, porque son feudos tradicionales del PP y pueden inclinar unas elecciones. Los datos no mejoran en la tendencia demoscópica, aunque tampoco se produce un incremento en el partido rival. La formación de Rajoy sufre una fuga de apoyos rumbo a UPyD en las dos comunidades, particulamente en Madrid, donde esa deserción resulta ostensible. En la Comunidad Valenciana la caída de respaldo a los 'populares' es aún mayor, especialmente en dirección al partido magenta y, particularmente, a la abstención. En Cataluña el principal rival del PP es Ciutadans, la formación que lidera Albert Rivera y que compite a las europeas con el abogado televisivo Javier Nart como cabeza de lista.

Las dos claves

Dos son las claves de las elecciones europeas. El voto de castigo al Gobierno, ya que estos comicios no se traducen en cambios en los centros de poder nacional y la circunscripción única, que favorece a los partidos menores. Los analistas del PP insisten en que el centro decide las elecciones. Es la teoría del arriolismo. Ese voto oscilante lo integran entre cuatro y cinco millones de escrutinios. Se trata de un voto poco fiel y sin una adscripción ideológica muy señalada. Se mueve a impulsos básicos de bienestar económico más que por otros condicionantes.

Por eso en Génova no se angustian demasiado ya que la evolución económica les favorece. Otro asunto es la percepción de la sociedad, que aún no ha palpado mejoras ni en el empleo ni en los impuestos. Este será el lema de la campaña de Mariano Rajoy, que ya ha dado instrucciones a la dirección de su partido para machacar hasta el 25 de mayo con la cantinela de la "recuperación", un bálsamo que cura todo tipo de heridas.

Corrupción y descrédito

La preocupación con los datos que arrojan los sondeos de Madrid y de Valencia confirman las sospechas. No se advierte recuperación, en especial en la Comunidad Valenciana donde el votante 'desertor' es muy numeroso. El PP valenciano , pese a sus mayorías absolutas, ha sido un desastre, chapotenado permanentemente en la corrupción y el descrédito. Su actual presidente, el insípido Alberto Fabra, no ha logrado invertir la tendencia, aventura, por lo demás, casi prometeica, habida cuenta la terrible herencia recibida.

Los problemas de Madrid, un territorio mucho más ideologizado, se centran fundamentalmente en el desencanto, el escepticismo y el cabreo de sus simpatizantes. No es tanto el perfil de los líderes del PP como el rechazo a las promesas electorales no cumplidas. UPyD recibe aquí mucho voto en fuga, lo que sin duda será fundamental de cara a las autonómicas y municipales más que en este trance europeo.

Suben Baleares y Aragón

Sufre el PP en Cataluña con la rivalidad de Ciutadans, aunque la caída en picado de hace unos meses parece haberse suavizado. El escándalo de los espías de 'Método 3' afectó directamente a la credibilidad de la líder de los 'populares' en Cataluña. Pero la subida de tono de la apuesta secesionista ha eclipsado el resto de los debates y ahí el PP tendría una oportunidad si lograra transmitir la idea de que es la única fuerza nacional capaz de ponerle coto a Mas.

Por otra parte, las plazas donde se observa una respuesta más favorable a los colores de Rajoy son Baleares, Extremadura y Aragón, donde sin duda sí funciona el tirón de sus 'barones' respectivos y una creciente decrepitud de las siglas rivales. Atención con estas plazas de cara a las autonómicas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba