Nacional

Para Javier Arenas la salida de Bárcenas del PP se pactó como un "reconocimiento" a su labor

El ex secretario general del PP señaló al juez Ruz que con la salida de Bárcenas "se hacía un reconocimiento a una persona que llevaba muchos años trabajando en el PP". Cospedal, por su parte, negó haber pactado la salida de Bárcenas.

Para Javier Arenas la salida de Bárcenas del PP se pactó como un "reconocimiento" a su labor
Para Javier Arenas la salida de Bárcenas del PP se pactó como un "reconocimiento" a su labor

El ex secretario general del PP Javier Arenas afirmó que la reunión con Mariano Rajoy en marzo de 2010 para pactar la salida del partido del extesorero Luis Bárcenas fue un encuentro "sin trascendencia política", sino "amistoso" en la que "se hacía un reconocimiento a una persona que llevaba muchos años trabajando profesionalmente en el Partido Popular".

Según la transcripción de la declaración que prestó el pasado 14 de agosto ante el juez, Arenas reconoció que asistió a la reunión, celebrada meses después de que Bárcenas dejara en 2009 su cargo de tesorero por su imputación en el caso Gürtel.

El juez le recordó que en esa reunión, según declaró Bárcenas, se pactó que el extesorero seguiría cobrando su sueldo "sine die", conservaría un despacho en la planta tercera de la sede de la calle Génova, así como su secretaria y un coche con conductor.

Arenas negó haber recomendado a Bárcenas que metiera y entregara en un sobre un remanente de 4.900 euros de la contabilidad B del partido al presidente del PP

"Yo no recuerdo que se hablara de cuestiones económicas, sí se habló de su ubicación -creo recordar- en la tercera planta, no en un despacho justo al lado mío pero sí en una pequeña sala de junta que había en la tercera planta. También me suena que se hablara de la posible utilización de un coche del partido cuando lo necesitara, y en relación a sueldos o temas económicos, no recuerdo que se hablaran", dijo. El vicesecretario de Política Autonómica y Local del PP, Javier Arenas, aseguró al juez del caso Bárcenas, Pablo Ruz, que "jamás" conoció los documentos del extesorero sobre una supuesta contabilidad B en esta formación, ni recibió dinero para el partido o a un donante en su despacho.

"No recuerdo jamás haber firmado un talón", aseveró Arenas quien recalcó que nunca tuvo información sobre donaciones al partido y que, cada tres meses, preguntaba al que entonces era gerente, Luis Bárcenas, sobre las cuentas y que su respuesta era que "iban en buena dirección y estaban saneadas".

Desmintió asimismo la existencia de sobresueldos en negro en el PP: "Los dirigentes del PP, como es mi caso, declarábamos todos nuestros ingresos y no conocí ningún sistema por el que hubiera pagos al margen de la contabilidad del partido, o pagos al margen de la Hacienda Pública".

Arenas negó que, tal y como afirmó Bárcenas ante el juez, recomendara a éste en marzo de 2010 que metiera en un sobre y entregara al presidente del PP un remanente de 4.900 euros de la contabilidad B del partido. Dijo que no recuerda esa conversación y que, si Bárcenas le hubiera contado que tenía "un problema", él le habría sugerido que lo resolviera con el presidente. "Eso sí me cuadra", declaró.

Respecto a su relación con Bárcenas, Arenas la definió como "de amistad fraguada en lo profesional, en la coincidencia del trabajo profesional" y aseguró que, "a día de hoy, es inexistente". Explicó que esa relación se extinguió después de conocerse la existencia de cuentas en Suiza de Bárcenas. A raíz de entonces, dijo Arenas, no recuerda "ninguna reunión, ni ningún contacto".

Sin embargo, sobre al también extesorero Álvaro Lapuerta, dijo que es "de profunda admiración, de profundo afecto". "Teníamos un depósito de confianza en don Álvaro extraordinario, porque era una persona impecable", aseveró.

Cospedal negó haber pactado la salida de Bárcenas

La secretaria general del Partido Popular (PP), María Dolores de Cospedal, aseguró ante el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz que conoció la reunión entre el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el extesorero Luis Bárcenas en la que se pactó la salida de este último de la formación por "el presidente", informa EP.

"Yo tuve conocimiento tiempo después, pero bastante tiempo después. No sé si me atrevería a decir que por lo menos ocho meses o así pero, tiempo después", señala Cospedal según la transcripción de la declaración que realizó el pasado 14 de agosto en el marco de la causa en la que se investiga la supuesta contabilidad B del PP. Cospedal concretó que en ese encuentro, que se celebró en marzo de 2010 en el despacho de Rajoy y en el que también participaron el exsecretario general Javier Arenas y la mujer de Bárcenas, Rosalía Iglesias, se trataron "las condiciones de salida" del exsenador y las que se le impusieron para "dejar su puesto de tesorero".

Preguntada por si las condiciones en las que Bárcenas dejó el partido las marcó ella, la número 2 del PP contestó: "Yo, ni estuve en esa reunión ni nunca tuve ninguna relación más con él".

"Ni llevaba, ni llevo, ni llevaré la gestión directa de los ingresos, de los gastos, ni de las donaciones" en el PP, testificó ante el juez del Caso Bárcenas María Dolores de Cospeda, quien añadió que tampoco controló el dinero en efectivo. Cospedal señaló también que no tuvo conocimiento de la existencia de dinero en efectivo en la caja fuerte del gerente y que en la suya, como secretaria del partido, nunca hubo cantidades líquidas.

Cospedal, sobre las condiciones en las que Bárcenas dejó el partido: "Ni estuve en esa reunión ni nunca tuve ninguna relación más con él".

La secretaria general del PP asumió sin embargo en su declaración ante el juez del caso, Pablo Ruz, que ella ejerció las funciones de tesorera del partido, "más o menos", desde que en julio de 2009 Bárcenas dejó el cargo y hasta que en marzo de 2010 entró en el puesto el ex ministro de Sanidad y actual presidente del Consejo de Estado, José Manuel Romay Beccaría.

En ese sentido, y como en la documentación que obra en la causa figuran diversas donaciones entregadas al partido en esos años, uno de los letrados de la acusación le preguntó por las entregas (que sumaron, según él, un total de 669.000 euros en 2009 y 537.000 euros en 2010).

Si coincide con el período de cinco meses o seis de 2009-2010 en el que ejercía de tesorera, respondió Cospedal, sin aceptar que las cifras citadas fueran necesariamente exactas, "serán donaciones que se ingresaban directamente, porque también se podían ingresar directamente por particulares en la cuenta, y de esas había muchísimas".

Es decir, Cospedal declaró que aunque durante cinco meses fuera tesorera y durante ese período hubiera donaciones en la cuenta del partido, no tuvo conocimiento de ellas, porque no pasaron por tesorería. Además, Cospedal añadió que, una vez asumió las funciones de Secretaria General, tampoco supervisó nunca la labor de la tesorería, "ya que no tenía por qué hacerlo".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba