Nacional

El conocimiento de EE UU sobre la cuestión vasca: “¿Los vascos tienen un aspecto diferente?”

Esa pregunta se la formulaba Henry Kissinger a Manuel Prado en 1975, cuando le aseguraba apoyo de EE UU al proceso de transición. Sin embargo, el político americano se reconocía incapaz de comprender los nacionalismos catalanes y vascos.  

EE UU y los medios de comunicación anglosajones han mantenido una postura controvertida sobre los nacionalismos en España, incluidos los casos extremos y de terrorismo. A ETA, por ejemplo, la han denominado históricamente “grupo vasco separatista”, sin calificarla de terrorista ni llamando asesinatos a sus crímenes, en un desconocimiento absoluto, que dejó claro Henry Kissinger a Manuel Prado y Colón de Carvajal en 1975.

Así consta en unos documentos que EE UU ha desclasificado recientemente a los que ha tenido acceso Vozpópuli, en los que puede leerse que, pese a toda la ayuda que los americanos estaban dispuestos a dar a España para consolidar la democracia, frenando posibles revueltas comunistas y siempre con sus cuatro bases aéreas como principal subyacente, las cuestiones vasca y catalana la desconocían por completo. El todopoderoso secretario de estado, Henry Kissinger, todavía vivo a día de hoy, reconocía que en ese tema no se veían capaces de echar una mano, llegando a preguntar “¿pero los vascos tienen rasgos diferentes?”.

En un encuentro sostenido en el despacho de Kissinger el 4 de noviembre de 1975, sólo un día después de la primera toma de contacto entre ambos, hablaban con algo más de detenimiento sobre la inminente fase de transición que debía abrirse tras la muerte de Franco; aspecto este último que estaba llenando de tensión a las élites políticas, tanto nacionales como internacionales.

MP:¿Sabe?, es realmente increíble lo de Franco. Tuvo una grave operación la pasada noche y hoy su pulso es normal y la hemorragia parece haber remitido. Pero, por supuesto, continúa en coma.

HK: ¿Por qué no le dejan morir?

MP:(Encoge los hombros)”

El político estadounidense prometió ayuda para la transición, ofreció importantes consejos y le garantizó que en breve realizaría una visita a España para verse con Juan Carlos de Borbón.

HK: Lo que el Príncipe debe hacer es intentar ser como De Gaulle. Es una figura que está por encima de los partidos.

MP:Estoy seguro de que tendrá el pleno apoyo del ejército, pero es en este punto donde Marruecos es muy importante.

HK: ¿Se lo han dejado Vds. claro a los marroquíes?

MP:Sí, pero aparentemente el rey Hassan tiene sus propios problemas internos.

El problema de los marroquíes es que “los árboles les impiden ver el bosque”. Su Rey no puede pensar más que en “su victoria”.

El caso vasco, incomprensible

HK: En cuanto al tema de los portugueses, le diré a (nombre no publicado) que vaya a Madrid a finales de esta semana. Se pondrá en contacto con Vd. para que pueda organizarle encuentros con ese grupo que se reunirá en Madrid.

Con respecto al tema de los vascos, me temo que tendremos que dejárselo a Vds. No tengo muy buen criterio sobre eso.

MP:Soy medio vasco y mi mujer es totalmente vasca, y puedo decirle que es un problema difícil, pero no imposible de solucionar.

HK: ¿Tienen un aspecto diferente?

MP:No, algunos de ellos son rubios y con ojos azules y quizá su aspecto sea más parecido a los del norte de Europa.

Es un lenguaje antiguo que algunas personas podrían pensar que procede del Tibet.

Arthur Hartman (asistente de Kissinger para asuntos europeos):Es uno de los lenguajes indoeuropeos y tiene vínculos con el finlandés y el húngaro.

HK: ¿Y el coreano?

MP:Hay incluso algunas palabras en japonés que son lo mismo.

Soluciones políticas

En la reunión del día anterior, Prado le explicaba por encima la posible solución política a la situación vasca:

MP: Dicen que le apoyarán con tres condiciones. Primera, que ellos recuperen sus derechos históricos. El Príncipe piensa que se puede hacer. Segunda, que el Rey conceda una amnistía a los líderes vascos (no terroristas) que se encuentran en prisión. El Príncipe piensa que es posible pero tendrá que ir con cuidado. Tercera, que los terroristas sean juzgados por tribunales civiles y no militares. El Príncipe ha acordado pensar sobre esto y piensa hacer por sorpresa su primer viaje al área vasca, como señal de que entiende su problema.

HK: ¿Pero por qué le apoyarían los vascos, si desean la independencia?

MP:Ellos aceptan al Príncipe, porque no tienen que poseer independencia al 100%. Lo que desean es la integración en un sistema de tipo federal que les permita recuperar algunos de sus anteriores derechos históricos. Con respecto a los catalanes, los que desean independencia son un pequeño grupo. Los “liberales” (en término americano) han prometido su pleno apoyo al Rey. Puede que tengan algún problema en el futuro, pero por el momento dieron su apoyo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba