madrid arena

El PP evita de nuevo que Botella hable en el Pleno sobre la tragedia del Madrid Arena

La oposición y el equipo de Gobierno se enzarzan en la cuestión de las licencias del pabellón y en la relación del Ayuntamiento con el promotor Flores. El PP sigue el guión de la comisión y evita responder al resto de grupos.

El PP evita de nuevo que Botella hable en el Pleno sobre la tragedia del Madrid Arena
El PP evita de nuevo que Botella hable en el Pleno sobre la tragedia del Madrid Arena

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha evitado una vez más hablar en público sobre la tragedia del Madrid Arena. Lo ha hecho durante la mañana de hoy en el último Pleno municipal que el Ayuntamiento celebrará este año. En su lugar ha comparecido Enrique Núñez, delegado de Economía y presidente de Madrid Espacios y Congresos tras la dimisión de Pedro Calvo de ambos cargos. Calvo presidió también la comisión de investigación, en la que el PP impidió la presencia de Botella, una regidora que no está precisamente tocada del don de la palabra.

Núñez, político dotado de verbo serio y, por ende, escudero de Botella, reprodujo el mismo discurso que el Consistorio lleva repitiendo desde hace semanas: el promotor Miguel Ángel Flores tuvo la culpa de todo al sobrepasar premeditadamente el aforo, el Ayuntamiento solo pecó de ingenuidad al confiar en Flores y su empresa, Diviertt, y las respuestas de Botella no son necesarias. Para ilustrar esto último, Nuñez retrocedió a 1983 (probablemente aludiendo a la comisión creada a raíz del incendio de la discoteca Alcalá 20). “En aquella ocasión, tampoco compareció el alcalde Tierno Galván, ni ningún funcionario”, recordó el concejal, comparando una fiesta en un local privado con la del Madrid Arena, una instalación municipal.

Jaime Lissavetzky adquirió un tono beligerante en la comisión y habló de la ausencia de licencia de actividades, de la relación municipal con Flores (“hubo trato de favor y casi puedo demostrarlo”) y hasta de “Madrid Espacios y Congresos como caja B del Ayuntamiento ante su insuperable deuda”. El socialista enumeró 30 razones. “Treinta argumentos tienen que ver con el modelo de gestión que tanto hemos denunciado en esta tribuna.”

“¿Sabe usted lo que ocurre, señor Núñez? Se lo explico: 21 años de gobierno municipal en un edificio con las ventanas cerradas. Por eso hay que abrirlas”, afirmó el portavoz de UPyD, David Ortega, que también abundó en el capítulo de las licencias que posee el Madrid Arena o en los vínculos con Diviertt. “No la entiendo señora Botella, cuando habla de caza de brujas, de persecución política y de otras cosas. Respóndame a esta cuestión: ¿cree usted que los madrileños confían en la gestión de su Ayuntamiento tras la tragedia?”. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba