Nacional

Aznar se regala un baño de notoriedad al lado de Sarkozy, que hoy visita Madrid

FAES apuesta por la democracia interna, incluído el PP. Es uno de los asuntos que se debatirá en el curso de verano de la Fundación que preside José María Aznar. Nicolas Sarkozy es el invitado de honor de la apertura. Rajoy se encargará del cierre.

El expresidente francés, Nicolás Sarkozy, junto a José María Aznar.
El expresidente francés, Nicolás Sarkozy, junto a José María Aznar. EFE

Aznar y su famoso cuaderno azul nunca fue demasiado partidario de incorporar la democracia interna en el PP. Menos aún, se habla de primarias, que las carga el diablo. Pero los tiempos cambian y FAES, su Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales abordará esta cuestión en el Campus de Verano que este lunes inaugura Nicolas Sarkozy.

No se trata del principal asunto de las sesiones, que girarán en torno a cuestiones como el crecimiento económico, el 'desorden mundial' y la realidad democrática española. En este bloque, precisamente se abordará el debate sobre la necesidad de reforzar la democracia interna de los partidos y la reforma de la ley electoral, dos de las principales asignaturas pendientes del PP desde los tiempos del propio Aznar. 

Ni Aznar, ni Rajoy, ni Cospedal han considerado oportuno llevar a cabo primarias en la elección interna de sus candidatos y dirigentes

"Somos partidarios de la democracia interna en las formaciones políticas", aseguró Javier Zarzalejos, secretario general de la Fundación y autor de un reciente opúsculo sobre el peligro que Ciudadanos representa para el PP. La necesidad de celebrar primarias en el partido conservador no sólo la defienden algunos de sus líderes regionales más conspicuos, como Esperanza Aguirreo el recién dimitidoJosé Ramón Bauzá, sino que también se ha sumado a esta línea la rama juvenil del partido, Nuevas Generaciones, cuyo actual peso específico casi resulta anecdótico.

Ni Aznar, ni Rajoy, ni Cospedal, ni apenas dirigente alguno de entre los veteranos del PP han considerado oportuno llevar a cabo este procedimiento de elección interna de sus candidatos y dirigentes. Las experiencias vividas en el PSOE les daban la razón. El pulso entre Borrell y Almunia resultó fallido. Un ejercicio de voluntad democrática que se zanjó con un desgaste atroz de ambos candidatos y una imagen penosa del propio PSOE. Pedro Sánchez acaba de ser elegido candidato a las generales, en unas primarias sin rivales. Los llamados partidos emergentes han apostado también por la celebración de primarias para seleccionar sus candidatos. Con un éxito relativo ya que, tanto en Podemos como en Ciudadanos, se han escuchado voces críticas que han salpicado con ribetes de sombras algunos de éstos ejercicios de transparencia interna. Ni control externo, ni auditorías; votaciones a la húngara... Falta mucho para normalizar el proceso de las primarias en nuestro panorama político. De ahí el debate que propugna FAES. 

Propuesta al congreso nacional

Cospedal: "Cualquier militante, con un número muy pequeño de avales, puede presentarse para ser designado presidente del partido"

Cayetana Álvarez de Toledo impulsa desde la fundacón aznarista, en la que ella se encarga del área de Internacional, la celebración de este ejercicio de reflexión, ajeno a la sensibilidad y al criterio del propio Aznar. La diputada del PP declaraba a Vozpópuli que las primarias facilitarían que los mediocres y los despistados abandonasen el partido. Predica esta idea desde hace meses, pero en el PP apenas se la escucha. En FAES, de momento, han decidido que se abra el debate, que concluirá precisamente con la presencia de Mariano Rajoy, un clásico en el cierre del Campus FAES. Álvarez de Toledo ya no es una voz que clama en el desierto, puesto que cada vez se suman más dirigentes en respaldo de su idea. Pero en Génova no solo no la comparten, sino que la combaten. Dolores Cospedal, recientemente confirmada como secretaria general del PP, siempre ha defendido que su partido tiene un sistema ampliamente democrático a la hora de elegir candidatos y ha remitido a quienes reclaman ardorosamente unas primarias, que lo propongan en el próximo congreso nacional, que se celebrará el año entrante. "Cualquier militante, con un número muy pequeño de avales, puede presentarse para ser designado presidente del partido", es el argumento que siempre esgrime Cospedal.

Cristina Cifuentes, recién investida presidenta de la Comunidad de Madrid, también se ha mostrado siempre partidaria de unas primarias para elegir líderes y listas. Y así lo rubricó en el reciente pacto suscrito con Ciudadanos que le abría el camino al gobierno de la Comunidad. Nadie duda de que Cifuentes representa, en la actualidad, uno de los referentes más claros dentro de la organización popular. Es de los pocos líderes que ha conseguido vencer y formar gobierno tras la hecatombe electoral y nada menos que en Madrid, uno de los símbolos claves del partido de Rajoy.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba