Nacional

Moncloa impulsa la alta velocidad a Badajoz para contentar al rebelde Monago en su batalla contra el déficit a la carta

Tan sólo un día despúes de que el presidente de la Junta de Extremadura encabezara la rebelión contra el déficit asimétrico, Ana Pastor dio el plácet a una de sus principales reivindicaciones, que el extremeño había transmitido a Moncloa, Hacienda y Fomento. Queda pendiente el corredor cental o Eje 16, que une Portugal, España y Francia y que Pastor rescató tras enterrarlo José Blanco.

No había pasado un día de la frustrante reunión en Génova de Mariano Rajoy con los "barones" populares, y la ministra de Fomento, Ana Pastor, anunció la puesta en servicio de varios tramos de la línea férrea de velocidad alta (que no alta velocidad) entre Madrid y Badajoz. Resulta que esta ha sido una de las reivindicaciones constantes del presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, y aunque aseguran desde Extremadura que no quieren vincular una cosa con otra, lo cierto es que es "un gesto" para aceptar el futuro déficit asimétrico que tantas ampollas levanta y contra el que se había rebelado. Una vez que se ha asumido que el déficit va a ser asimétrico "sí o sí", el 'plan B' pasa por noaceptar el déficit a la carta a cambio de nada y las inversiones en infraestructuras pueden servir para tragar lo que considera trato de favor a las comunidades incumplidoras.

Fuentes del entorno de Monago han explicado a Vozpópuli que "las comunidades que han hecho los deberes deben ser satisfechas". Valoran el "gesto" de Fomento "pero también nos deben convencer de que la asimetría es buena para España" aunque, a continuación, conceden que "todo hay que hablarlo" en los encuentros bilaterales que irá convocando Hacienda durante el próximo mes. Monago se reunió con Pastor el otoño pasado para reclamarle la urgencia de terminar de acometer los tramos ferroviarios Madrid-Badajoz a sabiendas de que los 4.000 millones de inversión que se necesitaban para el AVE eran impensables. Por ello propuso una fórmula más modesta, la velocidad alta, por la cuarta parte y Pastor "comentó que le parecía una petición muy razonable".

No es descartable que el Gobierno extremeño se siente a la mesa de Hacienda con una nueva reivindicación en infraestruturas: la recuperación del llamado "Eje 16", un corredor ferroviario que uniría el portugués puerto de Sines y el de la Bahía de Algeciras con Lisboa, Madrid y París. El antecesor de Ana Pastor en el Ministerio, José Blanco, enterró este proyecto a favor del Corredor Mediterráneo, pero la ministra lo rescató dentro de la nueva propuesta española de la red transeuropea de transporte con el compromiso de pedir a Bruselas el carácter prioritario del mismo. "Los dos grandes problemas de Extremadura son las infraestructuras y el desempleo, y contra el paro se puede luchar con una buena inversión en lo primero", indicaron las mismas fuentes consultadas.

El Gobierno extremeño señala que es un "gesto" a tener en cuenta, pero que aún así "nos deben convencer que la asimetría es buena para España"

Monago no sólo se ha manifestado contrario al déficit a la carta sino que ha encabezado la rebelión contra el mismo, adquiriendo incluso más relevancia que Madrid, la eterna rebelde que, en este caso, ha cedido protagonismo a favor de una de las regiones periféricas. Además, el extremeño quiere hacer valer el haber conseguido en 2012 el porcentaje más bajo de déficit, del 0,7%, para hacer escuchar su voz entre las baronías populares, enfrentadas por el reparto del déficit aunque unidas contra la sospecha de que Moncloa intenta dar un trato de favor a Cataluña para intentar atemperar el órdago soberanista de Artur Mas. Así se puso de manifiesto durante el almuerzo que se celebró en Génova el pasado lunes bajo la presidencia de Mariano Rajoy y que se saldó con un rotundo fracaso. Comunidades y Gobierno decidieron darse un mes más para alcanzar un acuerdo.

En el entorno del presidente extremeño no dudan en aseverar que se trata de "un éxito histórico". "Lo que nunca se alcanzó, lo consigue Monago en sólo dos años de mandato", aducen. Pastor anunció este martes la puesta en marcha de la velocidad alta (200 kilómetros por hora) en varios tramos ferroviarios entre Plasencia y Mérida, de modo que la duración del trayecto Madrid-Badajoz se reducirá en más de una hora y media en el año 2015. El anuncio lo hizo Pastor junto al mismísimo Monago tras visitar las obras de los viaductos sobre los ríos Tajo y Almonte. Pero es que además explicó que entre los meses de julio y octubre Adif licitará los contratos de obras de otros cinco tramos pendientes entre Plasencia y Badajoz.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba