Nacional

Griñán, distanciado de Susana Díaz, sopesa dejar su escaño pero no antes de verano

El expresidente de la Junta de Andalucía habría comunicado a su círculo más cercano que "pase lo que pase" no volverá a un cargo. Su retirada de la política abre la puerta a diversos escenarios, incluyendo la posibilidad de que acabe siendo juzgado por la juez Alaya.

El expresidente de la Junta de Andalucía José Antonio Griñán durante su comparecencia en el Tribunal Supremo
El expresidente de la Junta de Andalucía José Antonio Griñán durante su comparecencia en el Tribunal Supremo Archivo

El expresidente de la Junta de Andalucía José Antonio Griñán medita abandonar la política activa y renunciar a su acta de senador, por lo que perdería la condición de aforado. Griñán, quien hace apenas dos semanas compareció ante el Tribunal Supremo por el caso de los supuestos ERE fraudulentos, ya habría comunicado a su círculo más cercano de familiares y amigos que "pase lo que pase" no volverá a un cargo.

Como adelanta este martes el periódico El Mundo, la decisión que barrunta el también exministro y expresidente del PSOE, de 69 años, provendría del enfriamiento que ha experimentado su relación con la presidenta electa de Andalucía, Susana Díaz

Pese a que la elección de los senadores autonómicos se celebra en el primer pleno ordinario de la legislatura tras la investidura del presidente, aún bloqueada políticamente por la falta de acuerdo con las fuerzas que obtuvieron representación, y pese a que hasta ahora los socialistas no han aclarado si volverán a proponer a Griñán para el cargo, éste ha dado el paso de renunciar a su acta de senador antes de que Díaz decida su futuro. Con tal panorama, la designación no se produciría hasta junio o julio.

El hecho de que Griñán reconociera que hubo "un gran fraude" con los ERE ha causado malestar en la dirección del PSOE

El distanciamiento entre Griñán y quien fuera su 'mano derecha' se ha acentuado en los últimos días después de que el expresidente asegurara a su salida del Supremo que el caso de los ERE es "un gran fraude", algo que ha causado un profundo malestar en la dirección andaluza del PSOE y que podría dificultar su nuevo nombramiento como senador. 

La posible retirada de Griñán abre la puerta a diversos escenarios, entre los que se incluye la posibilidad de que acabe siendo juzgado por la jueza Mercedes Alaya. Asimismo y aunque a priori la marcha de Griñán sería favorable para el PSOE y contribuiría a desbloquear las conversaciones de Díaz con Podemos y Ciudadanos para facilitar su investidura, dejaría en una situación muy comprometida a Manuel Chaves, quien también declaró ante el Supremo la semana pasada y afirmó que "como presidente jamás se adoptó ninguna ilegalidad".

Concluyen las comparecencias de los ERE

La senadora socialista y exconsejera de Presidencia de la Junta de Andalucía, Mar Moreno, será la última aforada en comparecer en el Supremo de manera voluntaria tras las declaraciones prestadas durante las dos últimas semanas por José Antonio Viera, José Antonio Griñán, Manuel Chaves y Garpar Zarrías.

El juez del caso ERE en el Supremo, Alberto Jorge Barreiro, culminará con esta comparecencia la serie de interrogatorios que ha venido celebrando durante este mes de abril a los parlamentarios implicados en la pieza separada del sumario instruido en Sevilla tras las que decidirá en función de ésta y otras diligencias si pide o no el suplicatorio contra ella.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba