Nacional

La plataforma de los exministros Sevilla y Piqué echa por tierra el plan anticorrupción del Gobierno

El foro +Democracia presenta una reforma de la ley de partidos y pone en evidencia las carencias del proyecto de Regeneración democrática que acaba de aprobar el Ejecutivo. El texto del colectivo cívico reclama, entre otras medidas, que las formaciones políticas publiquen en su web tanto las donaciones públicas como privadas. La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, está interesada en conocer el contenido del informe, según sus promotores, y el PSOE se compromete a estudiarlo en la Conferencia Política del próximo mes de noviembre. 

El ex titular de Administraciones Públicas y actual consejero de PricewaterhouseCooper (PwC), Jordi Sevilla.
El ex titular de Administraciones Públicas y actual consejero de PricewaterhouseCooper (PwC), Jordi Sevilla. EFE

El paquete de 40 medidas del Plan de Regeneración democrática que recibió el visto bueno del Consejo de Ministros el pasado viernes ya tiene respuesta y no es favorable, sino más bien lo contrario. Además, tal contestación no llega por parte de alguno de los partidos de la oposición, que están a la espera de negociar el texto con el Ejecutivo durante la tramitación parlamentaria. En concreto, la réplica surge de una plataforma emergente en la sociedad civil, el foro +Democracia, que echó a andar a principios de año y que cuenta entre sus promotores con los exministros Jordi Sevilla (PSOE) y Josep Piqué (PP).

Este colectivo puso en marcha el pasado mayo un debate sobre la reforma de la Ley de Partidos, en el que han participado medio millar de personas y donde se han recibido más de un centenar de propuestas. El resultado de esta reflexión, que ha contado con las aportaciones de expertos en Derecho Constitucional, ha sido la elaboración de un articulado (en forma de anteproyecto de ley) que la plataforma dará a conocer en próximas reuniones a los 23 partidos con representación parlamentaria a nivel nacional y autonómico. Por su parte, el PSOE se ha comprometido a estudiar el documento en la Conferencia Política del próximo mes de noviembre.

Preguntado por Vozpópuli sobre las carencias del plan anticorrupción del Gobierno que son suplidas en esta propuesta de +Democracia, uno de sus redactores, José Antonio Gómez Yáñez, profesor de Sociología y Ciencia Política de la Universidad Carlos III de Madrid y asesor del Gabinete de la Presidencia del Gobierno entre 1986 y 1993, afirma que “como hemos visto en veces anteriores, no se está acertando en atajar cuestiones de corrupción y se prevé una batería de leyes feroces, medidas tremebundas, donde los controles no son a priori, sino a posteriori”. Y añade: "El problema de combatir la corrupción no consiste en acumular controles judiciales, sino en establecer un sistema de pesos y contrapesos que garantice que la dirección de los partidos tenga que dar cuenta de lo que hace" y donde "todo el mundo disponga de resortes de poder".

Desde el colectivo cívico critican que el Ejecutivo de Mariano Rajoy prevea "una batería de leyes feroces, medidas tremebundas, donde los controles no son a priori, sino a posteriori” 

En materia de financiación y transparencia presupuestaria de los partidos políticos, la reforma de +Democracia establece, por ejemplo, que “cada uno de los ingresos públicos y donaciones privadas, contabilizados por el partido o sus fundaciones y organizaciones afines, deberán publicarse en el sitio web del partido político, así como en el correspondiente del Tribunal de Cuentas.”. Y precisa que ello tendrá que materializarse "en un plazo no superior a un mes desde el registro de la misma, haciendo constar los datos del donante o la fuente pública de financiación y, en este caso, los conceptos por los cuales se realiza”. Ahora mismo, tal información no está abierta al público y es competencia del Tribunal de Cuentas. Tampoco este órgano fiscalizador ni los partidos hacen público a través de qué entidades financieras se consiguen los créditos, en qué condiciones "privilegiadas" y con qué plazos. Sobre las donaciones, Gómez Yáñez se muestra partidario de seguir el modelo alemán, donde las públicas nunca pueden sobrepasar la financiación privada (cuotas de afiliados y donaciones).

Asimismo, recalca que el proyecto del Ejecutivo "no entra en el funcionamiento interno de los partidos" y propone aquí que los cabezas de lista sean elegidos en primarias abiertas organizadas por las juntas electorales, no por los partidos, y que el resto de candidatos vayan por orden de votación de los afiliados o más ciudadanos, si así se decide. Según fuentes de +Democracia, la presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, una de los voces más críticas ahora mismo con el actual sistema de elección que rige en la formación popular, está interesada en conocer en detalle el contenido de la propuesta. Aguirre reclama instaurar el proceso de primarias y la elaboración de listas abiertas.

Órganos de dirección menos "multitudinarios"

En cuanto al régimen de organización de los partidos, la plataforma de Sevilla y Piqué apuesta por una reducción de la cifra de miembros en los órganos de dirección. En el caso del PP, la Junta Directiva Nacional la integran 600 miembros, mientras que el Comité Federal del PSOE lo conforman 300. Ante estas convocatorias “multitudinarias”, el texto recomienda que tal representación baje a 150-200 personas, lo que “facilitaría así la participación directa de la totalidad”.

En la misma línea, el informe reclama que estos órganos directivos se reúnan con mayor asiduidad, esto es, no cada cuatro años, sino cada seis meses y mediante convocatorias "automáticas". Está el caso del Consejo Nacional de CiU, que todavía no se ha reunido para analizar las elecciones catalanas de septiembre de 2012 y otro tanto ocurre en el BNG respecto a las gallegas del pasado octubre. Del Plan de Regeneración democrática del Gobierno de Mariano Rajoy, la plataforma salva la nueva regulación del cargo público y de la figura del tesorero de los partidos (haciéndole responsable penal y no alargando su mandato más de 4 años), materia en la que no se había avanzado hasta estallar el 'caso Bárcenas'.

Según Jordi Sevilla, ministro socialista de Administraciones Públicas entre 2004 y 2007 y actual consejero de la consulta PricewaterhouseCoopers (PwC), la regeneración democrática "no vendrá del hemiciclo, sino de la sociedad civil", ya que los partidos, constitucionalmente, "son de todos, aunque algunos los consideren sólo suyos". Además de Sevilla y Piqué y el abogado Javier Cremades, el foro +Democracia está formado por intelectuales y académicos como Adela Cortina, Fernando Vallespín, José Manuel Vidal, Fernando Flores o Manuel Villoria, entre otros.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba