La designación del nuevo presidente tendrá que esperar

Arenas boicotea el plan de Cospedal para renovar el PP de Andalucía

Dolores Cospedal tendrá que intentarlo de nuevo. Su candidato a la presidencia del PP andaluz, José Luis Sanz, no ha conseguido el respaldo de los dirigentes de la región, teleridigidos por Javier Arenas. Frenazo y marcha atrás. Rajoy empieza a perder la paciencia.

Nueva tormenta en el PP andaluz y nuevo frenazo a los planes de Cospedal de poner al frente de la organización regional a José Luis Sanz, su protegido, actual secretario general en la región. Cuando todo daba a entender que se habían despejado las dudas para la designación del nuevo líder regional, postpuesto durante semanas y meses a causa de tensiones internas y dudas en Moncloa, las aguas han vuelto a agitarse. Hasta cobrar forma de galerna. La Convención Nacional de Valladolid parecía haber allanado todos los obstáculos. Salió de allí la idea de que Dolores Cospedal había superado todos los obstáculos, incluidas las reticencias de Moncloa, los navajazos de algún despacho de Génova, y había logrado sacar adelante la candidatura de Sanz, alcalde de la localidad de Togores.

Atado y bien atado

Incluso la propia Cospedal anunció el pasado lunes, en una entrevista radiofónica, que la designación estaba al caer y el vacío de poder en Andalucía se resolvería "muy pronto". Hoy mismo, la secretaria general del PP tiene previsto almorzar con los responsables provinciales y con Juan Ignacio Zoido, el actual presidente, horas antes de que se celebre la Junta Directiva regional cuyo único orden del día es el convocar un Congreso extraordinario para el mes de marzo. Todo estaba atado y bien atado.

Sin embargo, en la tarde del martes, se supendió de forma inopinada la cena en la que el saliente Zoido tenía previsto repasar los puntos pendientes del Comité. Algo había ocurrido. Desde Sevilla llegaban versiones de una nueva revuelta interna en contra de la figura de Sanz, que tiene la enemiga de las provincias de Cádiz y de Málaga. También circularon versiones interferencias de Javier Arenas, con enorme ascendencia en la zona y contrario a la candidatura de Sanz. Plantarle cara a Susana Díaz, un valor en alza, requiere un nombre con mayor peso específico. Al margen de que Sanz ni siquiera es diputado en el Parlamento autonómico, otro serio inconveniente.

No será un ministro

"Se necesita un candidato de un perfil de más enjundia", comentaban anoche en la organización regional. Mariano Rajoy pensó en su momento en Fátima Báñez, actual ministra de Empleo y originaria de Huelva. También se ha pensado en Juan Manuel Moreno, mano derecha de la propia Fátima en ese departamento. Ninguno de los dos son partidarios de sumergirse en una batalla de tanta relevancia como es la Junta de Andalucía.

Cospedal, en su entrevista del lunes, dejó claro que el candidato no sería un ministro, por lo que no alteraría la actual composición del Gabinete. Ni Arias Cañete, de quien también se ha hablado como posibilidad, ni Fátima Báñez. Un tercer hombre en discordia es el actual alcalde de Córdoba, Juan Antonio Nieto, hombre joven, de importate tirón electoral y que ha conseguido la proeza de hacerse con el Ayuntamiento de una ciudad tradicionalmente en manos de la izquierda.

Enfrentarse a Susana Díaz

Mariano Rajoy ya frenó la elección del nuevo candidato el pasado mes de diciembre. Cuando parecía que el acuerdo entre Cospedal y Zoido había finalmente fraguado, el presidente del partido se reunió con los dirigentes provinciales de la región y echó agua al acuerdo. Nada de prisas y tiempo al tiempo, vino a decir el presidente del partido, muy en su línea de huir de los acelerones. Los nervios del partido están sumamente alterados ante el vacío de poder y el empuje creciente de la figura de la líder socialista. Consideran que es fundamental despejar la incógnita del liderazgo y cerrar de una vez por todas el organigrama del partido.

Todo parece indicar que no habrá, pues, designación de candidato antes del Congreso de marzo. Cospedal no lo ha logrado. Fuentes de la Moncloa comentan que el enfado de Rajoy con este asunto es descomunal. Se aplazan los planes y posiblemente la figura de Sanz ha quedado quemada para los restos. Una operación nefasta.

La secretaria general del PP llega este miércoles a Sevilla con las posturas nuevamernte enfrentadas, en medio de un terremoto regional y con vientos desfavorables que soplan desde Moncloa. Nada, pues, de 'nombramiento exprés'.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba