Nacional

La Plataforma Antidesahucios boicotea un mitin de Aguirre y Cifuentes en Villaverde

Ciudadanos que habían acudido al mitin del PP han reclamado a los participantes en esa reivindicación que respetasen las intervenciones de los políticos en el atril y han tratado, con escaso éxito, de acallar con aplausos los gritos de protesta.

Una de las manifestantes dialoga con Cristina Cifuentes.
Una de las manifestantes dialoga con Cristina Cifuentes. EP

La candidatas del PP a la Alcaldía y la Comunidad de Madrid, EsperanzaAguirre y CristinaCifuentes, han cedido este martes el uso del micrófono a varios activistas antidesahucios que han realizado un escrache durante un acto de precampaña en el distrito de Villaverde de Madrid. Varias decenas de manifestantes de Stop Desahucios Villaverde han protestado a voz en grito, con silbatos y megáfonos a escasos metros del atrio desde donde tenían lugar la intervenciones de las candidatas.

Ciudadanos que habían acudido al mitin del PP han reclamado a los participantes en esa reivindicación que respetasen las intervenciones de los políticos en el atril y han tratado, con escaso éxito, de acallar con aplausos los gritos de lemas como "Fuera", "150 desahucios al día" o "No toleramos un desahucio más". Entonces, Aguirre ha interrumpido su discurso para invitar a todo aquel integrante del grupo que quisiera a aprovechar el uso del micrófono. "Tú que haces esa señal tan obscena, te cedo el micrófono con mucho gusto", ha señalado.

Un joven ha aprovechado el ofrecimiento y ha asegurado que lo que ha ocurrido durante la protesta -la dificultad para oír a los políticos del PP- es "lo mismo" que los Gobiernos han hecho durante "cuatro años" en los que no han escuchado a Stop Desahucios o a las asociaciones de vecinos. "No me sirve que me subáis aquí para ganar unos cuantos votos. Villaverde es un barrio obrero. Seguimos en lucha", ha proseguido el joven.

Aguirre le ha contestado que, por mucho que le duela, el PP ganó las últimas elecciones en Villaverde y fue el partido que, a diferencia de Gobiernos anteriores, logró que el metro llegara al distrito. Además, la candidata al Ayuntamiento de Madrid ha acusado a los activistas de chillar porque no tienen argumentos para debatir.

Por su parte, Cifuentes también ha invitado a subir y hacer uso del micro, que una joven ha aprovechado para acusar a Aguirre de la muerte de una persona próxima a ella debido a los recortes en Sanidad. Tras sus palabras, Cifuentes ha remarcado que lamenta todas las muertes y ha abundado en que la que esta persona ha citado en ningún modo se puede achacar a los responsables políticos.

Ha defendido que la democracia es ir a votar, salir a la calle y hablar con los vecinos "sin imposición" y ha acusado a los participantes en la protesta de haber tratado de reventar el acto preelectoral. Cifuentes se ha solidarizado con las personas que son víctimas de desahucio y, tras reconocer que en España hay muchísima gente que "todavía" lo está pasando mal, se ha comprometido a tomar iniciativas como negociar con las empresas para que puedan ofrecer alquileres a un precio bajo para luchar contra este problema.

Por último, se ha negado a que le llamen "casta", en sus palabras, partidos que dicen representar a los ciudadanos y cuyos dirigentes tienen cuentas en Suiza y muchos pisos a su nombre. "Esos a mí no me van a llamar casta", ha concluido.

Aguirre tacha de "energúmenos" a los activistas

Esperanza Aguirre ha asegurado este miércoles que el "escrache" en Villaverde, protagonizado por "energúmenos", no condicionará su campaña porque está "curtida" ante incidentes de este tipo, lo que le ha llevado a declararse partidaria de la dación en pago. Lo ocurrido lo ha definido como "claramente un escrache". Desde un centro de mayores en Orcasitas, Aguirre ha lamentado que los "energúmenos" de este martes trataron de impedir que hablaran aquellos que tienen una opinión diferente a la suya cuando el debate es "la esencia de la democracia".

Esperanza Aguirre se declara aprtidaria de la dación en pago

"Lo que no se puede hacer de ninguna manera es pretender acallar al que piensa de manera diferente a base de bocinazos, de gritos, de pitos. Me parece unos métodos que serán muy queridos por algunos y no puedo por menos que recordar a PabloIglesias haciendo un escrache a Rosa Díez en la Complutense", ha lanzado. Ha reconocido que no escuchó los insultos aunque sí que vio los gestos, "soeces y obscenos". Quienes protagonizaron el incidente no eran "chicos" sino gente de su edad, con excepción de la persona que sí tomó el micrófono.

También ha explicado que la candidata a la Presidencia regional, Cristina Cifuentes, le comentó que había intentado hablar con ellos a lo largo del paseo y que no lo había conseguido. "Bastante me parece, que les cedí el micrófono y lo hice en dos o tres ocasiones aunque no quisieron aceptarlo porque estaban decididos a no dejarnos hablar a los que tenemos una opinión diferente", ha remachado.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba