Los ‘barones’ opinan que el objetivo final debe ser movilizar al electorado con la mirada puesta en las generales

Rubalcaba impide que los simpatizantes voten por Internet en las primarias socialistas

¿Qué sentido tienen las primarias si no se consigue movilizar al electorado con la mirada puesta en las legislativas?, se preguntan algunos dirigentes socialistas, dispuestos a presionar a Alfredo Pérez Rubalcaba para que abra la mano en las reglas que regirán las elecciones internas.

Según el reglamento aprobado hace una semana en el comité federal, los simpatizantes que quieran participar en las primarias para elegir el candidato del PSOE a las generales tendrán que visitar dos veces algún local del partido. Una primera para inscribirse en un registro donde, además de dejar sus datos personales, tendrán que comprometerse con los “principios socialistas” una semana antes, como mínimo, de la votación y una segunda para depositar su papeleta. A juicio de numerosos dirigentes, este procedimiento solo contribuirá a desmotivar la participación, cuando el avance de la tecnología podría facilitar el voto a través de Internet y también que el plazo para formalizarlo se apure al máximo.

Los equipos de Madina y Chacón opinan que tendría que facilitarse a los simpatizantes el voto por Internet

Con el reglamento aprobado por la dirección del Partido Socialista, se impedirá que los ciudadanos que se movilicen mediante los debates que se celebren entre los candidatos puedan acudir a votar si no se han registrado con cinco días de antelación a la apertura de las urnas. Como es más que probable que muchos de estos debates se produzcan después de que haya finalizado el plazo para inscribirse en el censo, se perderá una oportunidad de oro para alimentar la participación, afirman fuentes socialistas.

La polémica se ha introducido de lleno en las filas socialistas, aunque en el comité federal solo Carmen Chacón alzó la voz para advertir de que se perdía una gran ocasión de abrir el partido a la sociedad y de romper esa imagen de enquistamiento que tanto ha favorecido el actual ‘aparato’. De la misma forma de pensar es Eduardo Madina, consciente de que él, en caso de dar el paso, sería uno de los principales favorecidos por el aumento de la participación de los simpatizantes.

Algunos dirigentes temen que la participación en las primarias de noviembre sea ridícula, muy lejos de los dos millones largos de votantes de Italia o Francia

Algunas federaciones, entre ellas la madrileña, están incurriendo en la contradicción de exigir un modelo de primarias muy abierto para elegir el candidato a las generales y, en cambio, apostar por uno más cerrado para la designación de su candidato a los comicios autonómicos.

En cualquier caso, opinan fuentes socialistas, las nuevas tecnologías hubieran permitido evitar el trámite de un registro previo de participantes, la herramienta con la que la ejecutiva federal dice querer garantizar un proceso limpio y con plenas garantías para todos. A ciertas federaciones que han insistido en que está de más ésta inscripción, se les ha contestado desde la sede central del partido que ha habido gestiones fallidas para que Interior suministre el censo que se utiliza en unas elecciones generales, algo que según la ley Electoral, solo está previsto para convocatorias de esta naturaleza. 

La dirección del PSOE se excusa afirmando que Interior le ha negado el censo electoral por motivos legales

Con este panorama, es previsible que la participación en las primarias socialistas de noviembre quede muy lejos de las experiencias que Matteo Renzi y Francois Hollande tuvieron en Italia y en Francia en 2011 y 2013, con el voto de más de dos millones de simpatizantes en ambos casos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba