Nacional

Madina encabeza el sector crítico con el pacto que Rubalcaba ha rubricado con Rajoy

No ve la necesidad de dar oxígeno al Gobierno en su “examen” ante el Consejo Europeo de finales de este mes. El PSOE intentará atraer al pacto a los nacionalistas para no quedarse sólo en compañía de los populares.

Eduardo Madina, cuyo nombre aparece bien posicionado para disputar la candidatura socialista a la presidencia del Gobierno, encabeza el sector de los críticos del PSOE con el acuerdo que ha rubricado Alfredo Pérez Rubalcaba con Mariano Rajoy al objeto de llevar consensuada una posición al trascendental Consejo Europeo de finales de este mes. El secretario general del Grupo Socialista en el Congreso de los Diputados no ha ocultado su disgusto en conversaciones privadas, según ha podido saber Vozpópuli.

La posición de Madina coincide con la de otros diputados y dirigentes socialistas que no entienden esta mano tendida al Gobierno cuando precisamente creen que son las políticas europeas las culpables de la senda de ajustes y recortes y, además, cuando hay en ciernes unas elecciones a la Eurocámara con previsiones, para las dos grandes fuerzas políticas, bastante catastróficas.

Cabe reseñar que ningún otro Grupo Parlamentario de la izquierda se ha querido sumar al acuerdo, lo que deja al PSOE en compañía del Gobierno, en el peor de los casos y, en el mejor, con los nacionalistas y de UPyD, si finalmente éstos suscriben la proposición no de Ley que se debatirá la semana que viene en el Parlamento. No se antojan ni unos ni otros buenos compañeros de viaje para marcar perfil propio ante un electorado que sondeo tras sondeos sobre intención de voto los castiga duramente.

Precisamente, el pasado miércoles, la Fundación Alternativas, think tank afín al PSOE, presentó un demoledor estudio que bajo el título "Informe sobre la democracia en España 2013. Un gran salto hacia atrás" cuestionaba la deriva de la salud democrática de nuestro país. Pero adelantaba otras previsiones mucho más duras para el primer partido de la oposición. Coordinado el informe por el ex director de "El país" Joaquín Estefanía, llega a la conclusión de que si bien en PP está tocado electoralmente por su gestión de la crisis, el PSOE está hundido,con sus porcentajes más bajos de voto directo, que apenas alcanzan el 15 por ciento en algunos casos.

Sectores del PSOE piensan que este es el peor de los momentos para ir de la mano del Gobierno con unos sondeos sobre intención de voto demoledores para los socialistas

Por eso no faltan en el PSOE y en su Grupo Parlamentario, y muy significativamente el propio Madina, los que opinan que este es el peor de los momentos para ir de la mano del Gobierno. Es cierto que Rubalcaba ya ha levantado un muro infranqueable en torno al imposible acuerdo sobre la reforma de las pensiones y el factor de sostenibilidad, acercamiento que el Gobierno siempre descartó a pesar de su protocolario ofrecimiento de diálogo en el seno del Pacto de Toledo. En cambio, todo apunta a que la Ley de Transparencia permitirá "vender" otro acuerdo PP-PSOE en una foto que cada vez disgusta más a amplios sectores del partido.

Pero Rubalcaba intenta rentabilizar incluso fuera de nuestras fronteras su aproximación a Rajoy en torno a las reclamaciones que presentará España en la reunión del próximo Consejo Europeo de los días 27 y 28. De hecho, el pasado sábado presentó el acuerdo en el Foro de Progresistas Europeos, que se dio cita en París y reúne a los líderes socialistas del sur de Europa, y donde tuvo ocasión de explicar el contenido del mismo al presidente francés, François Hollande, también muy preocupado por la cita de finales de mes que, como tantas otras, se ha calificado de trascendental para avanzar en cuestiones como la unidad bancaria y fiscal, la financiación de las pymes o la lucha contra el desempleo juvenil. Y va otra más.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba