Nacional

La EMT reconoce el fracaso de su plan de futuro y plantea una congelación salarial hasta 2018

La empresa municipal presenta un plan de saneamiento en el que asume graves errores de gestión de la sociedad. Para corregir la situación de desequilibrio financiero, el Ayuntamiento de Madrid hará una inyección extraordinaria de 22 millones de euros. Para garantizar el equilibrio en 2015 plantea una congelación salarial hasta 2018, entre otras medidas.

La EMT reconoce el fracaso de su plan de futuro y plantea una congelación salarial hasta 2018
La EMT reconoce el fracaso de su plan de futuro y plantea una congelación salarial hasta 2018

De un plan de futuro a un plan de ayuda. En poco más de ocho meses el Ayuntamiento de Madrid ha pasado de establecer las líneas de actuación para garantizar la viabilidad de la Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT) a reconocer el fracaso de su optimista proyecto y elaborar un “plan de saneamiento” para corregir la situación de desequilibrio financiero que han provcado las pérdidas registradas en 2013 (21,5 millones), arrastradas también en 2014. El plan económico financiero de la EMT, al que ha tenido acceso Vozpópuli asume no solo el fracaso del programa de futuro, sino varios de los errores en su gestión que han abocado a la sociedad municipal al desequilibrio presupuestario y al riesgo de disolución.

El plan, que se aprobará en el pleno del próximo viernes, admite que el desequilibrio financiero que sufre la empresa tras dispararse sus pérdidas en los dos últimos años, requiere la dotación de recursos no previstos en el escenario inicial de estabilidad del Ayuntamiento de Madrid. Así, el consistorio de Ana Botella realizará una inyección extraordinaria de algo más de 22 millones de euros en concepto de subvención al déficit de explotación para no dejar a la empresa en pérdidas de nuevo y poder cumplir con la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local a 31 de diciembre de 2015. Asimismo, el plan contempla la congelación salarial hasta el año 2018, algo que desde la sección sindical UGT-EMT consideran “excesiva e injusta”, ya que serían demasiados años sumando pérdidas de poder adquisitivo.

El documento señala como principales causas de su maltrecha situación la reducción de las aportaciones del CRTM y la frustrada bajada salarial del 7%

El Ayuntamiento había hecho sus cálculos y cuando el pasado 31 de marzo aprobó el Plan de Acción sobre el futuro de la EMT dio por hecho que la nueva fusión con Madrid Movilidad (grúa municipal), la gestión y explotación de aparcamientos y otras actividades permitiría reducir los costes de explotación, obtener ingresos y efectuar posibles enajenaciones de activos. Pero, aunque entonces no lo reconociera, basaba su éxito principalmente en la reducción salarial media del 7% para 2014, una medida que permitía mantener el empleo a los aproximadamente 8.000 trabajadores, a costa de una bajada de sueldo. Pero después llegó el Convenio Colectivo para 2014 y 2015 y con él un cambio de planes. La bajada salarial fue sustituida por una congelación, una reducción de costes mucho menor que la prevista inicialmente (ahorro de 26,8 millones en 2014 y 6,2 en 2015) que la empresa aduce como una de las principales razones que han propiciado la situación de déficit.

La concejal socialista y miembro del Consejo de Administración de la EMT, Ruth Porta, muestra su perplejidad a este diario porque “ahora se reconoce lo que anteriormente han estado negando”, lo que significa que “han estado mintiendo al Consejo de Administración, a los trabajadores y a los ciudadanos”. La aportación extraordinaria del Ayuntamiento es precisamente lo que ha pedido en numerosas ocasiones el PSM, pero Porta matiza: “No es verdad que el Ayuntamiento salve a la EMT porque es el PP quien la ha puesto en quiebra”. En la misma línea se expresa el secretario general de UGT-EMT al insistir en que “el Ayuntamiento no está rescatando nada, sino asumiendo el resultado de una gestión nefasta y unos acuerdos con el Consorcio vergonzosos. Para evitar una EMT intervenida se autoaplican un plan de corrección para no tener que dar explicaciones”. El sindicato viene denunciando que a la EMT se la está sometiendo a pérdidas inducidas.

En el informe están diciendo: “he sido un mentiroso y un mal gestor”, sostiene Porta (PSM)

Y es que la otra gran causa del deterioro de las cuentas de la sociedad apunta al Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM), dependiente de la Comunidad. El plan económico de la EMT recoge que “el Consorcio no está financiando la devolución de los préstamos”, incumpliendo así la cláusula 4.2 del Acuerdo Marco (regulación de las relaciones entre CRTM y EMT) en la que se establece que si los propios fondos del operador y las aportaciones de capital del CRTM no fueran suficientes para financiar las inversiones se podría acudir al endeudamiento, en cuyo caso “sería el CRTM quien se haría cargo de las devoluciones de los principales y de los gastos financieros”. El Ayuntamiento está soportando las consecuencias de un desaforado proceso de inversión entre 2009 y 2012, con Alberto Ruiz Gallardón como alcalde, en el que se contrajo una deuda de 171,78 millones y que ha obligado a la empresa a acudir a nuevos endeudamientos porque “el proceso de financiación de inversiones previsto en los acuerdos no se ha cumplido”, señala el documento. Sobre este extremo, fuentes del CRTM han asegurado a este diario que “el Consorcio no tiene ninguna deuda” y sostienen que los problemas económicos de la EMT se deben a que “no ha sido capaz de reducir costes”. Desde la EMT instan a que sea “el deudor” quien dé las explicaciones.

Un acuerdo que sentenciaba a la EMT

Además, las aportaciones del CRTM a la empresa municipal se han reducido conforme a lo pactado en el Convenio Específico 2013-2015 (firmado en abril) debido a la bajada en la recaudación y las dificultades de financiación de las administraciones. Así, en 2013 la EMT ha recibido del CRTM 22,3 millones menos que en 2012, una cantidad equivalente a la que ahora tiene que insuflar el mismo Ayuntamiento que hace unos meses suscribió dichas reducciones en el citado acuerdo. Ruth Porta recuerda que su grupo municipal ya advirtió que el Convenio Específico iba a traer problemas. “Se vendió como la panacea y ahora reconocen que es uno de los motivos del déficit de la EMT”. La concejal socialista critica además que sea “un convenio hecho a la medida de las necesidades de Ignacio González (Comunidad de Madrid)” y el hecho “gravísimo” de que se haya “negado y ocultado que hubiera deuda con el Consorcio a preguntas explícitas hechas por mí”. Si la dirección de la EMT no ha reclamado el dinero que supuestamente no está recibiendo está actuando contra los intereses de la empresa, denuncia.

La imposibilidad de vender un solar y la deuda millonaria de la empresa de publicidad abocaron a la EMT a unas pérdidas de 22,3 millones en 2013

La empresa también reconoce en este documento varios capítulos negros de su gestión de los que ha informado este diario, tales como la frustrada venta de los terrenos donde se ubicaban las antiguas cocheras Buenavista y los 7,8 millones de euros que el proveedor de publicidad adeudaba y la EMT nunca llegó a cobrar. Para compensar la anteriormente citada reducción de la aportación del CRTM (22,3 millones menos), el Ayuntamiento incluyó en su presupuesto la venta de un solar propiedad de la EMT por el que pretendía obtener unos 18 millones de euros, pero a pesar de las continuas devaluaciones de la parcela -que en su día estuvo valorada en 37 millones- los sucesivos concursos quedaron desiertos y la operación no tuvo lugar. Una jugada “tramposa”, según UGT-EMT. Igual o más sangrante si cabe fue el ‘roto’ que provocó Publisistemas. La empresa encargada de la explotación de la publicidad entró en concurso de acreedores y dejó de pagar debiendo a la EMT casi 8 millones.

El futuro

En 2015, la EMT recibirá del Consorcio Regional de Transportes un máximo de 440,3 millones de euros, lo que supone casi 37 millones menos que en 2012. Sin embargo, la empresa fia su estabilidad a unos ingresos extraordinarios de 15,3 millones procedentes de la devolución del céntimo sanitario por parte de la Agencia Tributaria. Fuentes de la empresa municipal aseguran que no se plantean no recibir ese ingreso y confían en que Hacienda cumplirá la ley: “Nuestras cuentas son esas. Está perfectamente medido”. Para completar los ingresos, el plan estima moderados crecimientos anuales en las actividades secundarias de publicidad (3%), aparcamientos (2%) e ingresos de consultoría y retirada de vehículos (2%). Aunque deberá negociarse el próximo Convenio Específico que regirá a partir del 31 de diciembre de 2015, el plan económico financiero contempla que aumenten las aportaciones del CRTM durante el trienio 2016 - 2018, pero aun así, dichos ingresos serán inferiores a las aportaciones equivalentes del ejercicio 2012.

Sobre el servicio prestado, UGT-EMT critica en un documento interno que no se establecen previsiones en la evolución del número de viajeros transportados, probablemente porque ya no computan a efectos del cálculo de la subvención, que ahora tiene en cuenta el número de kilómetros recorridos. Para el sindicato, resulta sorprendente e inexplicable -señalan- mantener la oferta sin tener ni siquiera una estimación de la demanda. Si esta última aumentara, se deberían incrementar los kilómetros en línea recorridos reforzando los servicios de transporte, para mantener así en unos términos adecuados los parámetros de movilidad y calidad. "No estamos dispuestos a asumir la presión que nos están aplicando para tapar el recorte del servicio especialmente en fin de semana. Los conductores no tienen descanso en sus jornadas continuadas y son permanentemente presionados para dar unos horarios absolutamente insuficientes".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba