Nacional

El Consejo de Ministros aprobará en 24 horas una Ley de la Corona tras 36 años de vacío legal

Mariano Rajoy reunirá de urgencia el próximo martes al Consejo de Ministros para aprobar una norma que establezca los pasos institucionales que se deberán seguir para hacer efectiva la abdicación y el relevo en La Corona. La reunión se produce tras 36 años de vacío legal. El nuevo texto aprobado en apenas 24 horas desarrollará el artículo constitucional 57.5.

El Consejo de Ministros aprobará mañana una Ley de la Corona
El Consejo de Ministros aprobará mañana una Ley de la Corona EFE

36 años han tardado los diferentes gobiernos de la democracia en aprobar una norma que ahora tendrá que firmarse en apenas 24 horas. El Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha anunciado que reunirá mañana al Consejo de Ministros para aprobar una ley que detalle cómo se articulará la sucesión del Monarca.

El Príncipe jurará su cargo ante una sesión conjunta de Congreso y Senado

Esa Ley de la Corona quedó pendiente de desarrollo en la Constitución Española cuyo artículo 57.5 fijaba que "las abdicaciones y renuncias y cualquier duda de hecho o de derecho que ocurra en el orden de sucesión a la Corona se resolverán por una ley orgánica". Esa ley orgánica nunca ha sido aprobada. Ahora, el Ejecutivo tendrá que aprobarla en solitario o con una consulta de urgencia a las fuerzas políticas del Congreso que -según ha adelantado el Presidente- aprobarán en un "plazo breve" la coronación del Príncipe Felipe que reinará como Felipe VI.

Ley orgánica como opción

La Constitución Española abre dos puertas para legislar sobre La Corona.

  • La primera implicaría una reforma constitucional que pasaría por que el Gobierno presentara un nuevo texto que obtuviera el apoyo de dos tercios del Congreso y el Senado, disolviera la Cortes y convocara elecciones para que el nuevo Parlamento aprobara el texto. Esa posibilidad se da ahora mismo por totalmente descartada.
  • La segunda posibilidad es la de aprobar una ley orgánica que el Ejecutivo impulsará de forma inmediata.

La Ley de la Corona debiera regular ahora tres aspectos claros: la abdicación a la que nos enfrentamos, la sucesión que se producirá después y también la renuncia al trono aunque el proceso actual no sea estrictamente el de una renuncia. El Ministerio de Justicia ha redactado de urgencia una norma que el Consejo de Ministros aprobará este martes a las 12:00 de la mañana. Fuentes de Justicia aseguran, sin embargo, que la norma sólo va a regular la abdicación.

A partir de ahí, comenzará –según fuentes del Ejecutivo— un procedimiento de lectura única en lugar del de urgencia para acortar todavía más los plazos de su aprobación.

El procedimiento de lectura única implica que la norma no pasará por comisión sino que irá directamente al Pleno y que podrá aprobarse con una mayoría absoluta y, previsiblemente, sin enmiendas en la votación final. Igualmente, por lectura única se aprobaría en el Senado.

La legislación actual sólo permitía el relevo temporal

La Constitución establece que el Rey prestará juramento ante las Cortes Generales en una sesión conjunta de ambas cámaras que –según el Presidente Rajoy—se reunirán “en breve”. El artículo 61.1 de la Constitución establece que “el Rey, al ser proclamado ante las Cortes Generales, prestará juramento de desempeñar fielmente sus funciones y guardar y hacer guardar la Constitución y las leyes y respetar los derechos de los ciudadanos y de las Comunidades Autónomas”.

Hasta ahora, la Constitución Española sólo contemplaba en su artículo 59.2 la incapacitación temporal del Rey en sus funciones que debía ser reconocida por las Cortes Generales, que darían paso a la regencia del príncipe heredero. Sin embargo, la norma que fija el proceso de sucesión tendrá que redactarse ahora en menos de 24 horas. El retraso de los diferentes legisladores fuerza una redacción atropellada.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba