Nacional

La tragedia gallega pone a prueba al Departamento de Seguridad Nacional creado por Rajoy

Creado por Rajoy y con sede en el búnker de Moncloa, dirigió el dispositivo puesto en marcha tras el accidente ferroviario coordinando al Ejecutivo con la Casa Real y con la delegación del Gobierno en Galicia.

El Departamento de Seguridad Nacional que este mes de julio cumplió un año, se encargó de coordinar a los distintos estamentos del Estado, incluida Casa Real, Moncloa y la Delegación del Gobierno, ante el terrible accidente ferroviario de Santiago de Compostela. Fue la triste puesta de largo de un nuevo organismo destinado a apoyar a Rajoy ante catástrofes nacionales y conflictos internacionales. La misma noche del accidente, su máximo responsable, Alfonso de Senillosa, también director adjunto del Gabinete de Presidencia del Gobierno, se desplazó al lugar de los hechos. Moncloa pone el acento en el buen funcionamiento de un órgano que convierte a Senillosa, hombre de la máxima confianza de Jorge Moragas, en una especie de consejero de seguridad nacional.

Moncloa cree cumplido, en su primera situación de emergencia, el objetivo que llevó a la creación de este órgano, asumir desde el búnker de Moncloa, donde tiene su sede, la coordinación de todas las fuerzas que han de movilizarse en una situación de crisis, no tanto los equipos de emergencia (sanitarios, bomberos, policías...) como la parte institucional que permita organizar al gobierno central con los autonómicos, con las delegaciones del Gobierno y hasta con la Casa Real. Quizá pesa en la memoria de Rajoy lo acontecido días después de la catástrofe del Prestige, con las clamorosas ausencias del presidente del Gobierno de entonces, José María Aznar, al lugar de los hechos, o la "desaparición" pública, en las primeras horas, del que fuera ministro de Fomento, Francisco Álvarez-Cascos, aunque de aquel accidente no hubo que lamentar víctimas mortales. Aznar no visitó Galicia hasta un mes después del accidente del buque.

El Departamento de Seguridad Nacional sustituyó al Departamento de Infraestructuras y Seguimiento para Situaciones de Crisis, a la Unidad de Alerta y Seguimiento, a la de conducción de Crisis e Infraestructuras, dejando en manos del 'número dos' del gabinete de la Presidencia el control de todos ellos, lo que viene a sumar en el entorno de Moragas --el único que ha simultaneado la dirección del Gabinete del presidente del Gobierno con la secretaria general de Moncloa-- mayores cuotas de poder en la Moncloa.

Las tareas de Senillosa son "realizar el seguimiento de los riesgos, amenazas o situaciones de crisis o emergencia nacionales e internacionales, en coordinación con los órganos y autoridades directamente competentes, y servir como órgano de apoyo para las decisiones de la Presidencia del Gobierno o de la Comisión Delegada del Gobierno para situaciones de crisis", así como, "analizar los posibles escenarios de crisis, estudiar su posible evolución, diseñar y custodiar, en coordinación con los órganos competentes, los planes de contingencia que respondan a cada una de las situaciones, manteniéndolos actualizados, elaborando con los respectivos ministerios los catálogos de medidas de respuesta".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba