Nacional

Defensa se gasta 245.000 euros en cuidar la hierba del campo de golf de una base militar

El departamento de Pedro Morenés mantiene el gasto en estas instalaciones de ocio en Cuatro Vientos, que no son utilizadas por todos los militares. El anterior contrato recayó en Urbaser, filial de ACS, el grupo que preside Florentino Pérez. El teniente Segura denuncia este tipo "privilegios" en el seno de las Fuerzas Armadas.

Vista de las instalaciones del campo de golf de la base militar de Cuatro Vientos (Madrid).
Vista de las instalaciones del campo de golf de la base militar de Cuatro Vientos (Madrid). FGM

El Ministerio de Defensa acaba de iniciar los trámites para la adjudicación de un contrato destinado al cuidado del césped de uno de sus principales campos de golf. Se trata del ubicado en la base área de Cuatro Vientos (Madrid). El departamento que dirige Pedro Morenés ha abierto el proceso de licitación de un servicio que tiene por objeto el "mantenimiento integral del campo de golf, escuela de golf, campo de prácticas y viverosdel Centro Deportivo y Sociocultural del Ejército del Aire (C.D.S.C.E.A) Barberán y Collar". Este campo de golf es concebido por el Ministerio de Defensa como "punto de encuentro donde se fomenta la convivencia, social y deportiva". Sin embargo, no todos los militares utilizan este tipo de instalaciones de ocio, que son costeadas con dinero público.

El Gobierno ha previsto en este expediente un gasto de 245.000 euros, cifra que apenas se reduce respecto a los 260.000 euros del presupuesto base de licitación que tuvo el contrato anterior. El periodo de ejecución comprende el periodo 2015-2016. Desde la formalización hasta finales de año, Defensa calcula un desembolso de 74.086,99 euros, mientras que el resto (170.913,01 euros) corresponde al ejercicio siguiente. El plazo de presentación de las ofertas económicas se cerrará el próximo 8 de junio.

Según consta en el pliego de prescripciones técnicas, consultado por Vozpópuli, la empresa que resulte ganadora del concurso se encargará de la "conservación en perfecto estado de las instalaciones y su limpieza, así como de toda la red de riego y equipo de bombeo, incluidos los repuestos". El campo de la base aérea de Cuatro Vientos cuenta con 9 hoyos en medio de abundante arboleda y vegetación. Sus dimensiones son: 139.000 metros cuadrados de calles, 7.100 de greens, 10.650 detees y 50.000 de rough

La empresa adjudicataria tendrá que disponer en su equipo de un 'greenkeeper' con una experiencia mínima de 10 años en el cuidado de campos de golf

Asimismo, la adjudicataria tendrá que disponer de un equipo compuesto por un director de mantenimiento (con una experiencia mínima de cinco años de ejercicio), un encargado, un greenkeeper, seis jardineros expertos, un mecánico y un fontanero. El greenkeeper, puesto para el que también se exige experiencia mínima de 10 años en campos de golf de la zona climática continental, deberá tener titulación específica en el mantenimiento de estos terrenos, habrá de acudir al centro dos veces por semana y estar disponible siempre que sea requerido.

El anterior contrato de estas características recayó en la empresa Urbaser, la filial medioambiental de Actividades de Construcción y Servicios (ACS), grupo que preside Florentino Pérez. Urbaser, que está participada íntegramente por ACS, obtuvo la mejor puntuación "en la aplicación de los criterios de valoración". En principio, el plazo de ejecución de este contrato era el pasado 30 de septiembre, por lo que Defensa ha hecho efectiva la prórroga del mismo hasta la apertura de este nuevo procedimiento, que no se formalizará antes de julio.  

Clubes militares al servicio de los oficiales

Además del campo de Cuatro Vientos, el Ministerio de Defensa cuenta con otros terrenos para la práctica del golf como los ubicados en torno a las bases aéreas militares de Torrejón de Ardoz (Madrid) y Zaragoza. El primero de estos dos, con una extensión de casi 700.000 metros cuadrados, es el de mayor amplitud de los que posee el departamento de Morenés. Diseñado por Marcelino Sota, consta de 18 hoyos, par 72, dos putting green, búnker de prácticas, driving range (puestos estáticos), vestuario, duchas, parking, escuela de golf y casa club. Por su parte, el recinto localizado a 15 kilómetros de la capital aragonesa dispone de 9 hoyos y 18 salidas y comprende 62.300 metros cuadrados de calles.  

El mantenimiento de estos campos, de uso limitado incluso entre el personal de las Fuerzas Armadas, ya ha sido cuestionado por voces internas como la del teniente Luis Gonzalo Segura, respaldado por asociaciones de militares. Segura, que fue arrestado tras la publicación de su libro Un paso al frente (editorial Tropos), ha denunciado en los medios de comunicación que "con dinero público se pagan privilegios, clubes militares para que los oficiales jueguen al golf, hagan equitación o tengan piscina climatizada".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba