El nuevo secretario general del PSOE se ve hoy con CEOE y prepara su cita con el Consejo Empresarial para la Competitividad

El 'clan de Minnesota' facilita la entrada a Pedro Sánchez entre los grandes del Ibex

El nuevo líder del PSOE ha activado ya los contactos con el mundo financiero y empresarial. La llave que le abre la puerta de los grandes del Ibex se la facilitan los mismos que, integrados en el llamado ‘clan de Minnesota’, trabajaron para los gobiernos del expresidente José Luis Rodríguez Zapatero.

Deprisa, deprisa. Pedro Sánchez no ha tomado todavía asiento como secretario general del PSOE y ya ha comenzado a ajustar su agenda con los grandes del Ibex. En breve cerrará una cita con el Consejo Empresarial para la Competitividad, en el que anidan los principales bancos y empresas del país, hoy miércoles se entrevistará con el presidente de CEOE, Juan Rosell, y con el máximo responsable de Comisiones Obreras, Ignacio Fernández Toxo. El pasado jueves, tuvo la deferencia de encontrarse primero con Cándido Méndez (UGT).

Miguel Sebastián, Javier Vallés y otros miembros del 'clan' que trabajó para Zapatero, colaboran ahora con Pedro Sánchez

Entre los que están facilitando al nuevo líder socialista la llave de acceso a los principales bancos y empresas se encuentra el exjefe de la Oficina Económica de Moncloa Javier Vallés, la exdirectora general del Tesoro Soledad Núñez y el exministro de Industria Miguel Sebastián, integrantes todos ellos del llamado ‘clan de Minnesota’ junto a la ahora eurodiputada Inmaculada Rodríguez-Piñero. También han empezado a actuar como enlaces entre Sánchez y el establishment económico el exministro de Fomento José Blanco, sentado también en el Parlamento de Estrasburgo, y el diputado socialista José Enrique Serrano, exjefe de Gabinete en La Moncloa durante la etapa de Felipe González y de José Luis Rodríguez Zapatero. Es un trabajo que a todos les está resultando bastante fácil, aseguran fuentes del equipo de Sánchez, ya que se percibe una cierta avidez de las empresas por conocer de qué pie cojea el nuevo jefe de Ferraz.

Pedro Sánchez es economista, profesor de la Universidad Camilo José Cela y llevaba en el Congreso algunas ponencias, como la del Sector Eléctrico y la de liberalización de Servicios Profesionales, que le han ayudado a entablar trato con algunos empresarios. Pero lo que necesita ahora es acceder a las principales firmas que cotizan en Bolsa, deseosas también de pulsar en qué manos ha quedado el principal partido de la oposición.

A esta tarea piensa dedicar lo que queda de verano y buena parte del otoño, una vez que en el congreso extraordinario del próximo fin de semana relegue a un segundo plano las peleas de partido y, en concreto, la celebración de las elecciones primarias donde toca elegir el cartel electoral. Estaban previstas para noviembre, pero Pedro Sánchez y la mayoría de los barones regionales se han puesto de acuerdo para aplazarlas sin fecha fija.

Una de las razones que explican estas prisas por desviar la atención de las pugnas internas y dejar de mirarse al ombligo, es obvia. Pedro Sánchez comparte el criterio de la dirección saliente de que Mariano Rajoy agotará, al final, la legislatura, pero no las tiene todas consigo. De hecho, será una de las primeras preguntas que el próximo lunes haga al presidente del Gobierno, en busca de juego limpio en todo lo que afecta al calendario electoral. El resultado de los pasados comicios europeos y sus consecuencias –cambio en la Corona, retiro de Rubalcaba, movimientos profundos en CiU– han sembrado dudas en el PP y también en un sector del Gobierno sobre la fecha que Rajoy estaría tanteando para celebrar las legislativas, ya que hay dirigentes territoriales, los más débiles, que no verían mal juntarlas con las locales y autonómicas de mayo. Otras apuestas mucho más arriesgadas hablan, incluso, del próximo otoño.

María Luz Rodríguez Fernández, exsecretaria de Estado de Empleo, la voz económica del nuevo secretario general

En cualquier caso, Pedro Sánchez no quiere que le pille el toro, razón que le empuja a acelerar al máximo su agenda económica. En las filas socialistas se da por hecho que como responsable de Economía colocará a María Luz Rodríguez Fernández, secretaria de Estado de Empleo en el último Gobierno de Zapatero y  persona de confianza del próximo secretario general.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba